Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

Opinión

  • | 2003/04/20 00:00

    Angustia demográfica

    La falta de recursos ha hecho que se desvanezca la intención de realizar un censo de población y vivienda, que se interrumpan las llamadas estadísticas vitales y se suspendan las proyecciones de población en Colombia. El director del Departamento Administrativo Nacional de Estadísticas (Dane), César Caballero, escribe sobre <i>"la angustia demográfica"</i> que le produce esta víctima de la estrechez fiscal.

COMPARTIR

"Camilo Torres, en su 'Memorial de Agravios' sostuvo que "según cómputos moderados, la Nueva Granada cuenta con 2.000.000 de habitantes y la muestra como la más poblada en comparación con los reinos de España..., lo que, comprueba, la presencia de una "angustia demográfica" en el reino de la Nueva Granada".



Camilo Torres declaró su preocupación por la poca atención de los españoles frente al problema de la excesiva población de la Nueva Granada como una 'angustia demográfica'. Luego de casi doscientos años, dicha expresión me permite resumir las preocupaciones que, como Director del Dane, tengo frente a la poca atención, que como sociedad, le prestamos a la producción y uso de la información demográfica.

Los censos de población y vivienda, las estadísticas vitales y las proyecciones de población, que son utilizados para tomar importantes decisiones, se enfrentan hoy a factores de riesgo.

Con la información de los Censos se determina, entre otras cosas, la representación política en los cuerpos colegiados, particularmente en la Cámara de Representantes. Como el de 1993 no ha sido aprobado y en 1991 la Constituyente adoptó el censo de 1985, es con base en dicha información que se determina el número de representantes en Colombia.

Un segundo producto demográfico del Dane son las estadísticas vitales (nacimientos y defunciones). En el país ocurren aproximadamente 750.000 nacimientos y 183.000 defunciones al años. En 1998, se implantó el nuevo sistema de obtener información a partir del certificado de nacido vivo, expedido en las instituciones de salud donde se recogen los datos de las condiciones de nacimiento. Las oficinas regionales del Dane capturan y procesan la información que servirá de base a los municipios para la formulación y ejecución de proyectos de inversión en salud.

Debido a la estrechez fiscal, y a pesar de los esfuerzos del Dane, es posible una interrupción de la serie. Valga la pena señalar que esta información es "vital", entre otras cosas para las proyecciones de población, pues de ella se extrae el número de defunciones y nacimientos por municipios.

Otro producto demográfico son las proyecciones de población, las cuales constituyen un instrumento básico para contar con un estimativo de la población futura a nivel nacional, departamental y municipal, discriminada por sexo, edad y zona (rural y urbana). Las fuentes primarias para la generación de dichas proyecciones son los censos de población y vivienda, las estadísticas vitales y las diversas encuestas realizadas tanto por el Dane como por otras entidades. Con base en estas proyecciones y en el estudio de las variables pertinentes, es posible estimar indicadores como esperanza de vida, mortalidad infantil, fecundidad y crecimiento poblacional, entre otros.

La validez de las proyecciones se pueden debilitar por varios motivos: Primero, el punto de partida, es decir el censo se distancia en el tiempo; segundo, las estadísticas vitales, como ya vimos pueden ser interrumpidas y tercero, la no existencia de información sobre grandes procesos de migración interna, si bien no altera el tamaño total de la población si impacta su distribución a nivel municipal y departamental.

La principal decisión condicionada a las proyecciones es la asignación del Sistema General de Participaciones, es decir el grueso del gasto social del gobierno nacional.

Por todo esto hemos insistido en la necesidad de saber con certeza cuántos habitantes tiene Colombia, cuál es su distribución geográfica, cuántos desplazados hay y en qué condiciones viven. Mi angustia demográfica reconoce que no hay estimaciones capaces de suplir los vacíos producidos por información básica desactualizada.

El Desarrollo Humano depende de las decisiones de calidad y estas dependen de la existencia de información oportuna, confiable y precisa.

*Director del DANE

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1829

PORTADA

Gran encuesta presidencial

Vargas Lleras arranca fuerte, Petro está estancado, Fajardo tiene cómo crecer y los partidos tradicionales andan rezagados. Entre los uribistas, Ramos se ve fuerte. Y Santos tiene 35 por ciento de aceptación. Gran encuesta de Invamer para Caracol Televisión, Blu Radio y SEMANA.