Domingo, 11 de diciembre de 2016

| 2016/08/13 00:10

Cartilla de educación sexual aprobada por el CD, Ordóñez y Viviane Morales

Daniel Samper: "Propongo la siguiente cartilla de educación sexual para satisfacer al procurador, Viviane Morales, Álvaro Uribe y demás promotores de la igualdad y los derechos humanos".

Daniel Samper Ospina. Foto: Guillermo Torres

Ante el peligroso adoctrinamiento de la educación colombiana por parte de personajes degenerados que se pasan día y noche induciendo a los menores al pecado nefando, ¡sin ser sacerdotes!, propongo la siguiente cartilla de educación sexual para satisfacer al procurador, Viviane Morales, Álvaro Uribe y demás promotores de la igualdad y los derechos humanos.

Introducción

La familia convencional –entendida como papá, ama de casa, empleada doméstica e hijos– es la célula basica de la sociedad, y como tal debemos defender sus valores. (Y más si sus valores se encuentran en la Zona Franca de Occidente). Esta cartilla tiene como objetivo ayudar a diferenciar a los homosexuales de los seres humanos. Porque no existe nada más degenerado que la ideología de género.

¿Son normales los homosexuales?

No. No y no. La única pareja aceptable entre varones es la que conforman dos hermanos cuando incrementan su declaración de renta de tal modo que les resulta obsceno publicarla. Chuzar congéneres agrada a Dios, siempre y cuando por chuzar comprendamos el hecho de interceptar comunicaciones para ganar las elecciones a la Presidencia. Según la Carta que nos rige a todos, esto es, en la Biblia, en el paraíso no hubo dos Evas. De modo que si sientes que eres una mujer atrapada en el cuerpo de un hombre, ¡sé varón! Ante los ojos de Dios solo valen las parejas idóneas.

¿Qué es una pareja idónea?

Es la que conforman un hombre y una mujer, tengan el prontuario que tengan. Bien afirmó el exguerrillero y exasesor de paramilitares y narcotraficantes Carlos Alonso Lucio: los homosexuales no puede adoptar. Lo que sí pueden hacer es tener mascotas. De modo que si sientes que eres homosexual, no adoptes: cómprate –o adopta– una mascota. (Todas menos un hámster). O juega Pokémon Go: los llamativos colores de esos seres demuestran que tienen tendencias homosexuales, y en ese sentido haces bien en cazarlos. (Con zeta, no con ese: porque el matrimonio homosexual carece de toda lógica, y ofende a Jesús, su madre virgen y la paloma que lo concibió).

¿Cómo se deben calmar las ganas?

Cuando sientas que, para decirlo en términos sencillos, ‘la culebrita está viva’, no peques: trabaja con grupos paramilitares, atenta contra la estabilidad constitucional, destituye a quien te plazca, pero aplaza el gustico. Mantente puro hasta el altar. A los ojos de Dios es menos grave delinquir que pecar. Una vez contraigas nupcias (ojalá en boda fastuosa para que tu papá haga lluvia de sobres con invitados a los que debe vigilar en su trabajo), entonces sí entrégate, como lo hizo Santiago Uribe. Es decir, con tu cuerpo (de escoltas, para el caso).

¿Cuándo y cómo te debes desnudar?

Una persona sana promueve la limpieza espitirual, la limpieza de conciencia y, especialmente, la limpieza social. En ese sentido, nunca se desnuda delante de otra, al menos no con la luz prendida. (Y menos si por luz hablamos de Luz Marina Díaz). Obligado a hacerlo, no te rasgues las vestiduras en la cama: únicamente en el cargo público que ostentes, a la manera de Alejandro Ordóñez. Recuerda que el único rabo que, como faro moral, a él le resulta tolerable, es el rabo de paja. Y bueno: el de toro.

¿Cómo debo manejar los agujeros de mi cuerpo?

Si eres mujer, ten en cuenta que los únicos hoyos respetables son los de la familia de Ilva Miriam, y que el único agujero que puedes molestarte, sin ofender a Dios, es el de las fosas nasales: hazlo, durante las plenarias, como Paloma Valencia. El dedo solo se debe utilizar para otorgar contratos a amigos o elegir tutelas, como el doctor Jorge Pretelt. (Puedes meter el palo, pero únicamente en la rueda de tus contrincantes políticos, a quienes podrás inhabilitar).

¿Es pecado planificar?

No, si lo haces a través del método del ritmo, ideado por el procurador general, quien planifica su candidatura según el ritmo en que vaya el proceso de paz.

¿Qué es el kamasutra?

Es mejor que no lo sepas, pero, puesto a la tarea de cambiar de posiciones, hazlo únicamente en términos de opinión: como el doctor Uribe, que creía en la salida negociada durante su gobierno, pero ataca con furia el de su sucesor; o Viviane Morales, que se eligió por el Partido Liberal, pero actúa como si fuera de un partido neonazi.

¿Qué debes hacer si un hijo te sale ‘raro’?

Se puede inferir que un hijo te ha salido ‘raro’ no cuando toma tinto sobre un caballo, o se lima los colmillos mientras oye misa en latín, o promueve un plebiscito contra los derechos de su propia hija, sino cuando gusta del sexo excremental, para decirlo en términos del pedagogo y esteticista Roberto Gerlein, detractor tanto del sexo inane como del sexo inano.

Lo primero que debes hacer es darle afecto, ojalá a través de una institución en la que lo puedas confinar. Existen varias para eso (que no son, necesariamente, la iglesia), tales como centros de reclusión o manicomios. Lo segundo es mostrar comprensión gritándole por teléfono que le darás en la cara, por marica. Y lo tercero, convocar una marcha que lo rechace. (Prohíbe, eso sí, la caza de pokémones durante la marcha, para proteger a Pacho Santos: cualquiera podría equivocarse de muñeco). 

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.