Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

Opinión

  • | 2017/06/13 08:29

    El problema de algunas “promesas electorales”

    Trump está tratando de cumplir las discutibles promesas de su campaña, en medio de una reacción generalizada dentro y fuera de los Estados Unidos.

COMPARTIR

La gente está acostumbrada a que, en cualquier campaña política, las promesas de un candidato, sea a concejal o a presidente, no pasan de ser ofrecimientos incumplidos. Para ello siempre tienen justificación y por lo tanto para cumplirlas, sostienen que lo mejor que se puede haceres votar nuevamente por él o por uno de sus allegados, para ver si en el siguiente período si logra lo propuesto.

En las elecciones, muchas veces, para inclinar al votante por un candidato median factores diferentes a los planteamientos formulados por el aspirante: eso sucedió en los Estados Unidos.

Extensamente han sido analizadas las razones por las que Trump fue elegido: desde que Hillary Clinton era una mala candidata y que los norteamericanos se estaban sintiendo desplazados en su propio país, hasta recónditos sentimientos racistas y machistas. De todas maneras, el mandatario norteamericano se ha propuesto a adoptar rápidamente acciones para dar cumplimiento a lo que había anunciado.

Sin embargo, como la gente en su mayoría no votó por las promesas de Trump, cuando ha comenzado a dar los pasos para cumplir con los ofrecimientos de su campaña, se ha generado una alarma general en los Estados Unidos y en el mundo.

Ahora se dice que el muro a lo largo de la frontera con México, es como la construcción de una muralla china que tomaría varias décadas e ingentes recursos; se afirma que la salida de los Estados Unidos del tratado sobre cambio climático y la construcción del oleoducto desde Canadá hasta el Golfo de México, son una traición a los principios tutelares de la preservación del medio ambiente; y, se sostiene que la derogatoria del llamado “obamacare”, establecido por su predecesor, es echar por tierra uno de los pilares de la seguridad social en los Estados Unidos.

Para no hablar de las críticas que ha recibido por sus propuestas para incrementar la lucha contra el terrorismo, uno de los temas principales de su campaña, incluyendo la restricción del ingreso de nacionales de algunos estados musulmanes a territorio norteamericano y la promoción de acciones contra el millonario emirato de Qtar, conocido que desde hace muchos años, no solo como promotor del ISIS y de otros grupos terroristas, sino por tratar sobornar a la Corte Internacional de Justicia en su pleito con Bahréin y forzar, también de esa manera, la celebración del mundial de futbol de 2022.

Ahora, de acuerdo a lo que había anunciado, comienza a dar los pasos para modificar la normalización de las relaciones diplomáticas y comerciales con Cuba, que había iniciado su predecesor con Raúl Castro.

Sin embargo, ha debido retractarse, al menos temporalmente, del traslado de la embajada norteamericana de Tel Aviv a Jerusalén y del cambio de la tradicional política de una sola China, respecto a Taiwán. Esas materias por lo visto, no estaban previstas para las preguntas a las candidatas en el concurso de Miss Universo, que él regentaba.

El problema que surge ahora es entonces creer en las promesas de algunos candidatos, porque ¡de pronto las cumplen!

(*) Profesor de la facultad de Ciencia Política, Gobierno y Relaciones Internacionales de la Universidad del Rosario.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1834

PORTADA

El peligro inminente de los otros grupos violentos

La bomba del Andino deja claro que terminada la guerra con las Farc aún quedan otros grupos armados. ¿Cuáles son y qué peligro representan?