Lunes, 16 de enero de 2017

| 2005/04/17 00:00

El clon

El gobierno quiere clonar a Luis Camilo, y ya hay materiales para esa 'oveja Dolly'.

El clon

Hace unos días Darío Arizmendi le preguntó al presidente Álvaro Uribe sobre el reemplazo del Fiscal. El mandatario, que ese día evadió muchas preguntas, decidió contestar una: "Darío, muchachos, hay que estudiar el tema. Qué bueno clonar al doctor Luis Camilo Osorio. Qué gran fiscal".

Se entiende que el gobierno quiera alguien obediente, un fiscal que siga nombrando recomendados políticos en las seccionales, pero quizá el Presidente no sabe todo lo que propone duplicar.

Luis Camilo Osorio es un hombre honesto en cuya administración se han visto los peores casos de corrupción que recuerde la Fiscalía. Los implicados son personas cercanas a él.

Era cercano Justo Pastor Rodríguez, el ex director nacional de Fiscalías, a quien le robaron un Rólex y una fuerte suma en pesos y dólares. El reloj se lo regaló un procesado cuyo caso fue trasladado hasta que precluyó. La Fiscalía investigó a Justo Pastor y decidió no dictar medidas en su contra.

Para sucederlo, Luis Camilo nombró a Carlos Hernando Arias, que regresó a la entidad después de salir en medio de denuncias por acoso sexual. Una fiscal declaró que Arias le pidió archivar el proceso que seguía contra una bella estafadora llamada Martha Rodríguez Barguil. Como la fiscal no cedió, fue despedida y el coordinador de la unidad se encargó de absolver a la atractiva señora.

SEMANA reveló que la esposa y el cuñado de Arias estuvieron en la nómina de la viuda de Rodríguez Gacha. Pero nada importó. Cuando la atención de la prensa bajó, Carlos Hernando fue absuelto por cuarta vez. Y nuevamente ha estado visitando al Fiscal.

A quien no han vuelto a ver es a Diego Rojas Girón, el director de Fiscalías del Valle del Cauca, procesado por recibir dinero de Lorena Henao Montoya, la viuda de Iván Urdinola.

Hace unos meses Rojas cayó, y no gracias a la Fiscalía. El funcionario quiso disfrazar su aspecto dejándose una larga barba que lo hacía ver distinto a sus fotos, pero igual a 'Raúl Reyes'. Dos policías de Chía lo capturaron creyendo que era el guerrillero.

Es también de película la historia de Ana María Flórez, la directora de Fiscalías de Cúcuta, conocida como 'Batichica'. Hija de Álvaro Flórez, un cercano amigo de Luis Camilo, la 'Batichica' puso su regional al servicio de los paramilitares. Cuando fue descubierta, la Fiscalía -encabezada por 'el mono', como ella llama a Osorio- no la capturó. La dejó en su cargo, tuvo tiempo de tomar el 'batiavión' y escapar. Ahora espera libre su absolución.

Pero en todo caso el gobierno quiere clonar a Luis Camilo, y ya hay materiales para esa 'oveja Dolly'.

Entre quienes suenan para la terna está la magistrada del Consejo de Estado Ana Margarita Olaya. Desde el año 2000 ella se presentó a varios despachos judiciales para interceder por el mayor Luis Eduardo Barón Pedraza, jefe de contrainteligencia del DAS, procesado por interceptaciones ilegales y desviación de fondos reservados.

Sus ruegos los debió oír hasta San Antonio, porque no solo el mayor fue absuelto -a pesar de unas comprometedoras grabaciones-, sino que entre ellos creció una bonita relación que hoy se mantiene.

Pero el clon preferido de Luis Camilo se llama Jaime Granados.

En cada escala de sus recientes viajes lo menciona como su sucesor. Granados ha sido al tiempo redactor del nuevo Código de Procedimiento Penal, instructor de los fiscales ante quienes litiga y abogado defensor del fiscal Osorio en la comisión de acusaciones de la Cámara.

Sus éxitos han sido tan resonantes como cuestionados. El año pasado sacó temporalmente de la cárcel a Javier Cortázar, un colega suyo acusado de abusar de una joven después de doparla. La intervención de la directora de Fiscalías de Bogotá, Janny Jalal, funcionó para presionar la liberación de su amigo.

La Corte Suprema, al descubrir el tráfico de influencias, reclamó respeto para los derechos de la víctima.

Granados es también el abogado de Ramiro Suárez, el alcalde de Cúcuta, que según la propia Fiscalía ha "sostenido relaciones y comunicaciones con miembros de las autodefensas a los que ofreció y entregó apoyo". Sin embargo está libre y gobernando por una decisión que el vicepresidente Francisco Santos, con razón, ha calificado de truculenta.

Por todo eso me opongo a esta clonación, pero además están las razones bioéticas.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.