Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

Opinión

  • | 2017/04/06 08:26

    El show de los martes con Luis Pérez

    Propongo que se nombre una investigación especial; a la ONU por sus relaciones con las FARC y a Luis Pérez para aclarar las acusaciones de relaciones con el crimen.

COMPARTIR

El gobernador del departamento de Antioquia, Luis Pérez, ha tomado los días martes como el epicentro de todo tipo de propuestas para lograr renombre nacional, consolidar su imagen para una futura campaña presidencial y ocultar los problemas de gobernabilidad y criminalidad que aquejan a su departamento.

Todos los martes la ciudadanía paisa espera un nuevo show del gobernador, o bien opta por hablar mal del proceso de paz sin fundamento, o lanza todo tipo de propuestas descabelladas. Propuso la creación de las vicealcaldías de seguridad para varios municipios. Un propuesta que no es viable jurídicamente, ni administrativamente y menos económicamente. Días después en el Show de Luis se propuso la creación de un código especial de policía para Antioquia. Algo igualmente absurdo. Y claro, no podían faltar las conmemoraciones y homenajes. Hoy 6 de abril están condecorando a Maluma con la imposición del Escudo de Antioquia, Categoría Oro. No hay que olvidar que el lema de la gobernación es “Antioquia Piensa en Grande”.

En los últimos meses Luis Pérez ha hecho del proceso de paz un mecanismo para lograr visibilidad. Con abiertas mentiras y difamaciones ha cuestionado el proceso de paz. En el mes de diciembre de 2016 manifestó que en las zonas veredales había explotación sexual infantil. El mecanismo tripartido liderado por la ONU activó los protocolos y todo era una gran mentira. Al final la gobernación reconoció que era falso.

Luego, la gobernación en una carta manifestó que funcionarios no habían podido ingresar a la zona veredal. Nuevamente había una mentira de fondo. Las zonas de ubicación se dividen en dos partes. La primera es la zona de recepción que es la más grande, hay otra zona denominada zona campamentaria, en esta última es donde están los guerrilleros, donde se almacena las armas y según protocolos de La Habana, en este última se restringe el ingreso. Solo en la zona de recepción pueden entrar civiles y los guerrilleros desarmados y vestidos de civil los pueden atender. Los funcionarios de la gobernación entraron a la zona veredal pero como lo dicen los protocolos no a la parte donde está el campamento. No hubo nada extraordinario.

Así lo ha hecho todos los martes dice mentiras y cuestiona lo que está saliendo bien. En Antioquia las FARC operaban en 26 municipios, controlando las zonas rurales. Hoy las FARC desocuparon casi todo el territorio y se han concentrado en 4 veredas. Lo cual ha significado que la institucionalidad ha logrado entrar a zonas en las que no hacían presencia desde hace décadas. En la zona de Santa Rita, Cedral y las veredas aledañas a Santa Lucia hay presencia de la policía por primera vez en la historia. Igualmente los homicidios, desde que arrancó el proceso de paz, han descendido de forma increíble. La siguiente gráfica muestra la evolución de los homicidios para estas 26 municipalidades. Se han salvado prácticamente 80 vidas.

Homicidio en 26 municipios de postconflicto en Antioquia.

En municipios como Ituango de 17 homicidios en 2015 se pasó a 5 en 2016. En Remedios de 25 homicidios a 20 entre los mismos años. Solo en pocos municipios aumentó el homicidio como en Apartadó.

A pesar de las buenas noticias Luis Pérez, se ha dedicado a criticar lo que ha salido bien. Lo raro del show de los martes es que ante otras situaciones el gobernador guarda silencio. Por ejemplo, parte de las zonas que desocuparon las FARC han sido copadas por el Clan del Golfo o por otras estructuras. En Segovia, el Clan del Golfo en alianza con el grupo “Héroes del Nordeste”, se están acercando a las veredas Mina Nueva, Rancho Quemado y Carrizal que controlaba las FARC, y están obligando a los mineros a tributarles. En Anorí, en la zona de Dos Bocas, territorio minero y de cultivo de coca, el Clan del Golfo está buscando cooptar el espacio dejado por las FARC.

Tampoco Luis Pérez denuncia el delicado tema de la Oficina de Envigado y el Clan del Golfo en la zona metropolitana. La estructura criminal de los Pachelly, de la Oficina de Envigado, negoció una franquicia con el Clan del Golfo para copar la zona de Ituango, Velle Toledo y San Andrés de Cuerquia y más recientemente incursionando en Briceño. Los Pachelly son de la línea de Carlos Chatas y han formado el Cartel del Norte, controlando el norte del Valle del Aburra y el Norte de Antioquia.

Todo lo anterior es bastante extraño, a Luis Pérez en el pasado se le ha señalado de tener vínculos con criminales, sin embargo él lo ha negado y hasta el momento nada se le ha comprobado, por lo que el combate a estos grupos debería ser prioridad para borrar esos señalamientos. Nada de eso ocurre en su administración. Tampoco ha dicho nada de las muertes de líderes sociales en Antioquia, de los más de 120 asesinatos de estos líderes entre 2016 y lo que va de 2017, Antioquia se lleva el primer lugar. Pero la gobernación guarda silencio. Lo más complicado es que la gobernación acusó a la ONU de ser estafetas de las FARC, algo complicado pero además parece un chiste.

Propongo que se nombre una investigación especial; a la ONU por sus relaciones con las FARC y a Luis Pérez para aclarar las acusaciones de relaciones con el crimen. Así con los resultados de la investigación veremos quién sale mejor librado….

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1842

PORTADA

La voltereta de la Corte con el proceso de Andrade

Los tres delitos por los cuales la Corte Suprema procesaba al senador se esfumaron con la llegada del abogado Gustavo Moreno, hoy ‘ad portas’ de ser extraditado. SEMANA revela la historia secreta de ese reversazo.