Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

Opinión

  • | 2008/07/06 00:00

    Los burros mejor alimentados

    La Corporación Autónoma Regional del Atlántico firmó contratos por 600 millones de pesos para sembrar árboles, pero cómo éstos no se ven se dice que se los comieron los burros y las vacas.

COMPARTIR

Tanto el gobernador del Atlántico, Eduardo Verano, como su secretario privado, Jaime Amín, que está encargado mientras aquel participa en España de un encuentro mundial sobre el agua, han solicitado al Ministerio de Medio Ambiente que intervenga para sanear la Corporación Autónoma del Atlántico, CRA, para que se logre “una limpieza financiera y presupuestal”.

Hace ya mucho tiempo se viene hablando de que en la CRA existe desorden administrativo y financiero, que se han realizado contratos de dudosa pulcritud, como la lluvia de mini-contratos firmados en un mismo día, con los mismos objetivos y, al parecer, para la misma entidad, para el sembrado de árboles en diferentes municipios del Atlántico de los cuáles no existe prueba “porque se los comieron los burros y vacas”, según funcionarios del ente.
 
Los cuadrúpedos ingirieron algo más de 600 millones de pesos, desde las elecciones pasadas hasta hoy, pero los vecinos de las áreas donde se pretende fueron sembrados afirman que jamás vieron esa acción y que lo que allí florece son los árboles que ellos mismos han sembrado.

También existen cuestionamientos sobre dos contratos de saneamiento ambiental para la erradicación de los basureros cercanos al aeropuerto de Barranquilla, cada uno por cerca de 15 mil millones de pesos y sobre la aplicación de dineros de Naciones Unidas para la limpieza de la ribera del Magdalena. De manera que no sólo los burros y vacas están comiéndose el presupuesto de esta Corporación, donde tiene asiento el gobernador del Atlántico y existe un representante del Presidente de la República, cuyas propuestas y voto son poco tenidos en cuenta por el director, Rafael Pérez, quien se ufana de decirles “usted sólo es un voto”. Y los barren siempre en las juntas.

La solicitud gubernamental debería extenderse a una reestructuración de la planta y nueva elección de funcionarios, porque usar a unos burros como excusa ante la inexistencia de 26.400 árboles, (reservas presupuestales 353 y 354 del 19-06-07) sería un magnífico chiste si no se tratara del embolate de los fondos de un ente que fue creado para el mejoramiento y saneamiento ambiental.

La viceministra de Medio Ambiente, Claudia Mora, dijo que desconocía el asunto de los árboles, pero en cuanto al manejo de residuos sólidos denunció ante la Procuraduría General de la Nación las inconsistencias halladas en los contratos y aunque reconoció su carácter prioritario, porque el aeropuerto Cortissoz mantiene una restricción horaria por el peligro que representan los gallinazos, insistió en la intervención del ente fiscalizador porque “no existe certeza sobre la viabilidad financiera y técnica”.

En buena hora entra el Ministerio a aclarar las cuentas en la CRA y sería interesante una evaluación completa de las últimas administraciones y, en especial, de las elecciones para dirección, porque en Barranquilla hemos conocido que se han presentado magníficos e intachables candidatos independientes cuyas hojas de vida, consistentes y súper competentes para el cargo, naufragaron frente a la de reconocidos representantes de movimientos políticos que, además, siguen pelechando de la cosa pública como funcionarios en la escala distrital y departamental.

losalcas@hotmail.com

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1850

PORTADA

El hombre de las tulas

SEMANA revela la historia del misterioso personaje que movía la plata en efectivo para pagar sobornos, en el peor escándalo de la Justicia en Colombia.