Miércoles, 1 de octubre de 2014

| 2013/08/04 00:00

¿Por qué Isagen?

No queremos pensar quien o quienes se beneficiaran con la especulación de este magnífico negocio, que es de la pequeña bobadita de 4,5 billones de pesos.

Foto: .

Parecería que el Gobierno Santos se ensaño como todo lo que promovió el gobierno anterior, la cohesión social, la confianza inversionista, la seguridad democrática, son asuntos del pasado; es tan evidente que lo que fue en la era Uribe y que no será bajo el gobierno Santos, es la constante. En la campaña del 2010 muchos candidatos, inclusive Santos -al interior del uribismo, ese que tanto decía profesar el hoy presidente-, llegaron a un acuerdo: ganare quien ganare no buscarían privatizar entre otras Isagen, promesa que este régimen olvidó.

La decisión que se dio a conocer a la opinión pública el lunes, tomada en el consejo de ministros, de la colocación de las acciones de la Nación en venta para la supuesta financiación de obras de infraestructura que según las propias palabras del ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas, se trata simplemente de “transformar un activo donde el gobierno nacional ya no es indispensable, en otro activo donde se requiere el concurso del Gobierno: infraestructura”. A simple vista son grandilocuentes las palabras del querido ministro de Hacienda y con ello surgen un par de dudas y hasta más.

¿Acaso por cuenta de un argumento parecido no le quitaron las regalías a los departamentos productores de hidrocarburos entre otros? ¿Dónde quedó la teoría de la mermelada del impoluto y menesteroso exministro Echeverry? ¿Qué obras de infraestructura se han financiado por cuenta de las regalías de los departamentos productores? ¿Cuál es la obra o cuáles son las inversiones que se darán por la venta del paquete accionario de Isagen? De cada cuestionamiento podrían salir diez más, ¿Por qué vender Isagen? Una empresa estable financieramente, con grandes planes de expansión. ¿Por qué venderla al estar el 80 % de Hidrosogamoso desarrollado?

Uno de los principales modelos del actual gobierno fueron los famosos contrato plan, la teoría de la mermelada para mayor inversión de las regalías y desde luego para evitar que se las 'robaran' en puentes donde no hay ríos, y obras inconclusas o innecesarias, pero vuelvo y pregunto. ¿Qué obras de infraestructura caracterizan a este gobierno? Si ya sabemos la respuesta: ninguna. El gobierno se quedó corto y al parecer le quedo grande llevar a cabo aterrizar proyectos de gran calado para traer desarrollo e inversión a Colombia, hablando de infraestructura desde luego, y preguntamos ¿Dónde quedaron las alianzas público privadas?

¿Acaso esta no sería una alternativa para desarrollar infraestructura vial? Sólo a un gobierno derrochón se le ocurre vender sus acciones en la tercera termoeléctrica e hidroeléctrica del país, por ‘botarla’ en carreteras, afirmación que hago desde luego partiendo que son necesarias las inversiones en desarrollo vial, pero sus costos directos son altos, su durabilidad no se compadece con la inversión necesaria para desarrollarla.

La participación de la nación en Isagen es del 57,66 % y según cifras de la cartera del Ministro Cárdenas la acción estaría cercana a los 2.850 pesos por acción, ¿bajo qué criterio fijaron el costo de la acción? ¿Cuál es el estudio técnico que sustenta la decisión? La excusa de la venta de Isagen que es una de las más importantes productoras de electricidad de Latinoamérica, es la que cogió por costumbre este gobierno, infraestructura. Mal momento para semejante decisión, el año electoral y un proceso de paz estancado por intereses en regiones estratégicas y desde luego por decisiones judiciales, hablando del marco jurídico para la paz, ojalá esta venta de gran impacto no sea parte de una estrategia distractora desde la casa de gobierno. Tengamos en cuenta que ello también es costumbre.

Si el gobierno había tenido socialización de la decisión a su interior, como primera medida debió antes de los rimbombantes anuncios de venta, poner en conocimiento a todos los tenedores de las acciones en primera medida, en segunda medida a sus empleados; pero como también es costumbre de este gobierno, tomo decisiones a hurtadillas. No queremos pensar quien o quienes se beneficiaran con la especulación de este magnífico negocio, que es de la pequeña bobadita de 4,5 billones de pesos, ¡claramente aquí hay bribón y calanchín!

Hoy los especuladores del mercado hablan de estar la acción por encima 4 % de lo que cerró en los últimos días, si esto es a escasos 30 días de la primera ronda no queremos pensar cómo será en las rondas de conclusión para la venta, ¿Dónde está la bolita?

No es difícil intuirlo, mucho se especuló sobre el entuerto de InterBolsa, de los intereses de un exministro y otros funcionarios, se advirtió y nada paso.  Hoy muchos lamentan no haber hecho nada al respecto a tiempo y ojalá en el futuro no se ponga en conocimiento lo que es probable que suceda, la especulación y la ganancia de unos pocos, en virtud de la tenencia de información privilegiada, que claramente en este caso si tuvo que existir tal información y privilegios, para entonces ya estaría bautizado esto: un ‘entuerto’ más o un ‘negociado’ más, todo en nombre de la infraestructura.

La decisión a toda vista no es razonable por cuenta del consejo de ministros, no existen los proyectos a los cuales se destinarían estos recursos y ojalá la contralora Sandra Morelli ataje uno de los posibles golpes más grandes al patrimonio de la nación, más aun cuando estamos ad portas de déficit eléctrico y una demanda que día tras día crece. Esta empresa es la única capaz de garantizar infraestructura eléctrica a gran escala. Claramente no es una decisión acertada ni el momento más oportuno para tomarla.

El Estado corrió los riesgos para que Hidrosogamoso se construyera, ese riesgo que asumió el Estado debe trasladarse en dinero, cuando se iba a desarrollar ningún privado quiso asumir el riesgo, ¿Por qué ahora el Estado debe regalar el riesgo que corrió? Vale contarle a los lectores que Isagen ha tenido superávit en los últimos años, le gira a la Nación cientos de miles de millones que se invierten en diferentes sectores, ojala el gobierno tenga la entereza de contar en los tribunales, ¿por qué tanto afán y desparpajo en semejante negocio?

Twitter: @GuilloRodrig

Abogado, docente universitario en Gobierno, Seguridad y Desarrollo. Exmiembro del directorio nacional del partido Conservador.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×