Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 12/5/2011 12:54:20 PM

LA ALIANZA DE LA OLIGARQUIA O EL FIN DE LOS PARTIDOS EN COLOMBIA.

DE LOS PARTIDOS POLITICOS A LAS EMPRESAS ELECTORALES

 

Con la alianza de la oligarquía, entendida esta como la alianza del latifundio y la burguesía y en consecuencia de sus respectivos partidos en el movimiento de la Regeneración con predominio del sector latifundista, se sello el carácter reaccionario de la república de Colombia, el cual quedo consignado y refrendado en la constitución de 1886, que entre otras cosas definió el estado colombiano, como estado de sitio o de guerra permanente y así fue en efecto. De los 105 años que duro la constitución del 86, durante 70 años, dos terceras partes, los gobiernos de turno gobernaron con la figura del estado de sitio y eso que somos una “democracia avanzada”.

 

Las reformas de la república liberal (1930-1938) apenas invirtieron el sector dominante de la alianza y adecuaron el establecimiento a los nuevos tiempos; pues con Eduardo Santos regreso el ala reaccionaria del partido liberal al poder, y la alianza oligárquica  se consolida y gobierna el país desde 1945 hasta nuestros días.

 

Desde entonces los partidos liberal y conservador pierden su razón de ser como portadores de intereses diferenciados de las clases dominantes que se  enfrentaban por el predominio de sus intereses en Colombia a partir de entonces habrían podido ser un solo partido; y fundamentalmente se conservan como si fueran partidos con intereses distintos, para mantener dividido al pueblo colombiano que se había polarizado bajo las banderas de los partidos donde había puesto no sus intereses, sino sus muertos durante las contiendas civiles.

 

Resueltas las luchas por el poder entre las clases dominantes, toda la atención de estas se orienta a la confrontación de la lucha popular que de sus luchas sectoriales, al calor del Gaitanismo habían aprendido a mirarse en el contexto del país.

 

Jorge Eliécer Gaitan había logrado forjar una opción popular de poder. Es creciente el apoyo popular que recibe Gaitán en su enfrentamiento con la oligarquía liberal – conservadora; solo había una forma de parar su camino a la presidencia para el período 1950-1954, el cual es asumido por la oligarquía con el apoyo norteamericano; el 9 de abril  de 1948 Gaitán es asesinado, con participación de la CIA[1] y  a partir de entonces desde el gobierno se desata una guerra civil, para acabar con todo vestigio del movimiento Gaitanista y así se inicia una guerra que dura ya 62 años y que en su parte mas aguda se conoció con el nombre de la violencia. Sus promotores, no solo gozaron de completa impunidad, sino que se dieron el lujo de ser después, los “pacificadores y los salvadores de Colombia”.

 

EL Frente nacional que gobernó al país entre 1958 y 1978, en el que se alternaban liberales y conservadores en el presidencia y se repartían equitativamente los cargos públicos, no fue mas que la oficialización de esta alianza.

 

El poder político se fue concentrando en el ejecutivo, estableciéndose un presidencialismo, en el cual el presidente es un verdadero rey sin corona y la cocería de los intereses dominantes fueron asumidos por los organismos internacionales y los gremios, garantizando así los intereses fundamentales de la dominación. De esta manera los partidos fueron relegados a un segundo plano y su función limitada a dirimir las contradicciones  y conflictos secundarios de la sociedad de ahí, el lujo que se pueden dar en fraccionarse en relación a los distintos sectores de poder  en la sociedad y por eso cada jefe tiene su partecita y en asumir como nueva función la gestión de las corruptelas del régimen.

 

Del bipartidismo pasamos con la descentralización y la elección Popular de Alcaldes y gobernadores, al surgimiento de múltiples alternativas políticas, devenidas en empresas electorales, que tratan de agruparse en razones sociales, que es lo que hoy llaman partidos; y por eso es que no tienen ideología, no tienen programa y sus estructuras organizativas son endebles. Y a eso le hace el juego la derecha para quienes los partidos no importan; pero también la izquierda cae en el mismo juego, de ahí su empantanamiento

 

VEASE:   -.EL PARTIDO CONSERVADOR, EL PARTIDO DE LA IGLESIA CATOLICA Y DE LA EXTREMA DERECHA

-.EL PARTIDO LIBERAL EL PARTIDO DE LA DERECHA



[1]El asesinato de Gaitán es un tema tabú para la justicia y para el país. El último asesinato para mantener ocultos a los autores, fue el crimen fue cometido contra Eduardo Umaña Mendoza, EL18 de Abril de1998, quien habiendo localizado a agentes de la CIA  participantes de la operación, había solicitado una reapertura del proceso.  

57 años después de su asesinato, la CIA seguía considerando, seguramente por solicitud del gobierno Colombiano, los documentos sobre el asesinato de Gaitan como secretos, a pesar de que la ley norteamericana  considera como públicos todo documento después de 25 años: así quedo evidenciado con la solicitud oficial hecha por un periodista norteamericano para conocer dichos documentos.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1842

PORTADA

La voltereta de la Corte con el proceso de Andrade

Los tres delitos por los cuales la Corte Suprema procesaba al senador se esfumaron con la llegada del abogado Gustavo Moreno, hoy ‘ad portas’ de ser extraditado. SEMANA revela la historia secreta de ese reversazo.