Viernes, 9 de diciembre de 2016

| 2010/10/26 00:00

Controversia por restructuración del DAS

El Gobierno está a punto de recibir del Congreso plenas facultades para reestructurar la administración del Estado. El DAS, tal como está concebido hoy, perderá sus funciones de policía judicial, migración y seguridad.

La idea del Gobierno es que el DAS sea un organismo civil, adscrito a la Presidencia de la República, pero sólo con funciones de inteligencia estratégica.

Un sólo debate le resta al Gobierno para tener plenas facultades para reestructurar la administración del Estado. Además de la creación de tres nuevos ministerios (Justicia, Trabajo y Vivienda), el Ejecutivo tendrá plenas herramientas para modificar el DAS.
 
El ministro del Interior, Germán Vargas Lleras, le explicó a la Comisión Primera del Senado que el DAS, como departamento de inteligencia, “no será eliminado”. Pero sí será objeto de una “profunda reestructuración”.
 
El DAS, tal como se conoce en la actualidad, será un organismo civil, adscrito a la Presidencia de la República, pero sólo se concentrará en funciones de inteligencia estratégica.
 
En consecuencia, las funciones de control migratorio serán nueva competencia del Ministerio de Relaciones Exteriores, que deberá crear una unidad específica para el cumplimiento de esta tarea.
 
Las funciones de Policía judicial que venían siendo desempeñadas por el DAS serán concentradas en el CTI de la Fiscalía y en la Dijín de la Policía. Mientras que la función de seguridad de funcionarios y otras personas que requieran escoltas será competencia del Ministerio del Interior.
 
Así quedó establecido al aprobarse, en tercer debate, el proyecto que faculta al Presidente de la República a la escisión de ministerios y la reestructuración de departamentos administrativos.
 
Este proyecto fue aprobado por una amplia mayoría, pues los 14 parlamentarios que participaron de la votación lo respaldaron afirmativamente.
 
Sin embargo, aunque hubo pleno consenso en la creación de los ministerios, la controversia se concentró en la reestructuración del DAS.
 
El Polo Democrático, partido de oposición al Gobierno, sostuvo la tesis que la reestructuración del DAS podría obstaculizar las investigaciones judiciales que por el escándalo de las chuzadas vienen adelantando la Fiscalía y la Procuraduría.
 
El Gobierno aclaró que la reestructuración no tiene como objetivo “encubrir a nadie”.
 
Vargas Lleras reveló que todo el material probatorio sobre las irregularidades en el DAS “ya no es reservado” y está en manos de los organismos investigadores. Sin embargo, admitió, como ha sido de conocimiento público, que una parte de estos archivos fueron destruidos en el propio DAS y que será la Fiscalía la que determine los responsables en esta obstrucción de la justicia.
 
La otra controversia que rodeó el debate de la reestructuración del DAS se concentró en la suerte de los cerca de 6.000 funcionarios adscritos a esta entidad, una preocupación que fue objeto de discusión en todos los partidos políticos y que aún no está plenamente satisfecha.
 
El Ministro del Interior dijo que la restructuración del DAS no será sinónimo de “masacre laboral”, como muchos sectores lo han planteado.
 
Según Vargas Lleras, las entidades que cumplirán las funciones que actualmente eran de competencia del DAS reintegrarán en sus nóminas a quienes venían desempeñando esa labor en el departamento de inteligencia.
 
Por ejemplo, los cuerpos de policía judicial del CTI y la Dijin reintegrarán agentes de policía judicial que se venían desempeñando en el DAS. Lo mismo sucedería en la Cancillería, que absorbería en las funciones migratorias a los empleados del departamento de inteligencia.
 
Las inquietudes que plantearon los congresistas son, por ejemplo, sobre los funcionarios acceden a la Fiscalía mediante mecanismos de concursos y carrera administrativa, una observación que el Gobierno aún no ha aclarado definitivamente.
 
Al margen de esta decisión, lo claro es que el Presidente de la República en menos de un mes tendrá las facultades necesarias para revivir tres ministerios que habían sido fusionados en la administración del ex presidente Uribe.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.