Domingo, 11 de diciembre de 2016

| 2010/05/29 00:00

Corrupción, último tema de discusión de los candidatos

¿Quiénes financiaron las campañas presidenciales?, ¿qué hacer con el DAS?, ¿cómo combatir la impunidad? fueron algunas de las preguntas que respondieron los candidatos en el debate de Caracol TV.

Corrupción, último tema de discusión de los candidatos Foto: Karen Salamanca /SEMANA

El último debate que sostuvieron los candidatos a la Presidencia, transmitido por Caracol TV, se concentró en un solo tema: la corrupción. Abarcó no sólo el desfalco de los dineros públicos, sino también los abusos del poder desde la cabeza del Estado.

La primera pregunta que sirvió como pretexto para abordar el tema fue si las respectivas campañas han tenido financiación de contratistas del Estado. Gustavo Petro, del Polo Democrático, dijo que su campaña recibió mayoritariamente dineros del Estado (el 98 por ciento). La candidata conservadora, Noemí Sanín, también adujo que su campaña recibió el 80 por ciento de la financiación de los anticipos del Estado a los partidos políticos. Los dos estuvieron de acuerdo con la propuesta de que en un futuro las campañas sean financiadas con dineros públicos con el fin de evitar la influencia de grupos ilegales y mafias en la política.

Juan Manuel Santos, del Partido de La U, dijo que su campaña tiene rigurosos controles y aseguró que los dineros que la han financiado no tienen origen ilegal. Pero admitió que desconoce si entre las personas naturales que aportaron dineros figuran contratistas del Estado.

Los otros cinco candidatos lo negaron tajantemente. Orientaron la discusión hacia las normas que deberían impedir que contratistas financien propuestas políticas, más aún en campañas de orden regional o territorial como las de alcaldes, gobernadores, concejos y asambleas.

“Urge un régimen de habilidades”, sentenció Germán Vargas Lleras, candidato de Cambio Radical.

“La financiación de campañas debería ser el 100 por ciento de origen del Estado”, planteó Gustavo Petro.

“Hay que reconocer el verdadero valor y el sentido de las donaciones”, dijo Antanas Mockus, quien se mostró agradecido con Guillermo Páramo, rector de la Universidad Central, quien decidió llamar a la campaña y ofrecer una donación. El candidato también reconoció que el Grupo Santo Domingo apoya su campaña.

“No está prohibido, sin embargo, no quiere decir que esté bien hecho. Ser contratista se ha convertido en la profesión más lucrativa del país”, dijo Rafael Pardo, del Partido Liberal refiriéndose al hecho de que grandes contratistas del Estado están apoyando campañas, lo que, en su criterio, no es ético.

“Impedir a los contratistas licitar si incurren en un acto de corrupción”, planteó la candidata Sanín, quien denunció, nuevamente, que “hay un cartel de contratistas”.

Esta discusión inicial sirvió para que los candidatos profundizaran en el tema de la corrupción. Los moderadores del debate permitieron a los candidatos referirse a las respuestas de los demás.

Petro sugirió que hay financiación de contratistas del Estado en una de las campañas. Señaló que sólo una, la de La U, tiene publicidad en los aeropuertos del país. Agregó que los dineros de la salud, que se recaudan de los juegos de azar -que son monopolio del Estado-, financiaron un partido político en las pasadas elecciones legislativas. “Es el caso del PIN”, dijo el candidato del Polo.

El candidadto de izquierda citó una entrevista que la revista SEMANA le hizo al presidente del PIN, en la que éste dijo que su apoyo a un candidato del uribismo será clandestino. Petro procedió a pedirles a los tres contrincantes del uribismo que respondieran si el PIN está los va a apoyar o no.

Santos y Sanín negaron cualquier apoyo de esa organización política. El candidato de La U reiteró que no aceptará el apoyo de esa organización. Además dijo desconocer que su partido haya hecho publicidad en aeropuertos. “Esta sinfonía del ‘Toconur’ o ‘Toconsantos’ es lo que ha sonado todos estos días”, se defendió Santos argumentando que eran ataques contra su campaña y contra la gestión del presidente Álvaro Uribe.

Santos, en directa alusión a Antanas Mockus, dijo que para combatir la corrupción no es suficiente “un lápiz y un computador”, sino hacer inteligencia, contrainteligencia y mayores controles.

Mockus le respondió que esos son símbolos de la educación. Admitió que son importantes los mecanismos legales, pero advirtió que la corrupción también es causada porque ha sido interiorizada en la cultura, desde la Colonia. “Llegó la hora de salir de eso”, dijo el candidato del Partido Verde.

Pardo defendió la tesis de que la corrupción es un tema ético y que de nada sirven nuevas leyes o reformas si no hay un cambio de actitud en los gobiernos. En su criterio la corrupción no sólo tiene que ver con la malversación de dineros del Estado, sino con el abuso de la autoridad.

Vargas Lleras agregó que el combate a la corrupción presupone “una conducta ejemplar”. Dijo que en el mundo los mayores resultados contra la corrupción han sido el resultado de estrategias puntuales. “No basta con actitudes éticas para derrotar la corrupción”, dijo.

¿Qué hacer con el DAS?

La pregunta que les hicieron a los candidatos fue: ¿Qué harían con los funcionarios involucrados en escándalos como el del DAS?

Germán Vargas Lleras dijo que, en principio, su gobierno nombraría funcionarios ejemplares. Y que si los servidores públicos resultaran comprometidos en alguna irregularidad, “no promovería que se defendieran desde los cargos públicos”.
El candidato de Cambio Radical reiteró que para que Mario Aranguren, director de la UIAF, se hubiera visto salpicado, fue porque recibió presiones de funcionarios del Alto Gobierno.

Mockus dijo que las funciones de esa agencia de inteligencia fueron desviadas y utilizó la expresión policía política para calificar esa desviación. Argumentó que en su gobierno el DAS tendría funciones exclusivas de inteligencia, y no de policía judicial. Pero señaló que “la sociedad no le ha cobrado la responsabilidad al Presidente de la República”.

Pardo insistió en el tema de actitud y de ética, al señalar que las normas vigentes, por ejemplo, no contemplan las extralimitaciones y los abusos de poder que sean comprobados.

Petro dijo que su gobierno actuaría con un “talante democrático, que es lo que le ha faltado al actual gobierno” y tener “muy alto el criterio de no permitir la articulación de mafias y poder político, “pero este gobierno ha tenido muy bajo ese criterio”.
“Si en Colombia no separamos mafia de política, estos asuntos que hemos mencionado se van a perpetuar en medio de la violencia”, sentenció el candidato del Polo.

A su turno, Sanín explicó que los escándalos de los falsos positivos (ejecuciones extrajudiciales) no han permitido avanzar en los TLC y han generado una mala imagen de Colombia ante la comunidad internacional. “Sólo sancionando e indemnizando, conociendo la verdad, vamos a poder poner la cara con tranquilidad”, dijo.

Santos defendió su actuación desde el Ministerio de Defensa. Recordó que en los casos de las “chuzadas” de la Policía fueron destituidos varios oficiales. Dijo que actuaría “adoptando las medidas pertinentes, actuamos con contundencia, transparencia y eficacia”.

El candidato de La U argumentó que para que no haya impunidad la Fiscalía debería depender directamente del Ejecutivo. “Para que no haya impunidad hay que tener un sistema en que la responsabilidad sea muy bien adjudicada”, explicó.

Pardo le replicó “lo que dice el doctor Santos es el verdadero huevo que quiere conservar la gallinita. El verdadero huevo es del control de las investigaciones judiciales, que es la cola de las investigaciones del Gobierno y de los funcionarios”.

Su alusión a la “gallinita” se refería a las recientes declaraciones de Uribe quien pidió conservar los huevos de la seguridad democrática. La metáfora del Mandatario fue interpretada como una invitación a votar por Santos, en lo que para varios de los candidatos fue una indebida intervención en política.

Santos dijo que no era lógico que si el Presidente era el responsable de la política criminal, la Fiscalía no estuviera bajo su control. “Para bajar esa impunidad deberíamos tener la Fiscalía debajo el Presidente, como funciona en Estados Unidos, en Alemania, en México,”, respondió.
 
Vargas Lleras se unió al rechazo de la propuesta de Santos. Dijo que “probablemente el sistema de la designación del Fiscal, en la que intervienen dos organismos del poder público, puede ser o no ser el mejor. Pero igual podríamos proponer que el mecanismo de elección dependa totalmente de la Corte Suprema de Justicia o de la Rama Judicial”.

Dijo que de esta manera no se concentraría más poder en la figura del Presidente. “Si se trata de que este organismo quede en manos de un solo poder público, hagámoslo, pero que sea a la rama jurisdiccional”, agregó.

El rechazo de Petro a la propuesta de Santos fue, tal vez, el más vehemente. Dijo que "si hubiéramos tenido ese mecanismo que propone Juan Manuel Santos, yo no sería candidato. Mis hijas y mi esposa tendrían que visitarme en una celda en la cárcel”, advirtió.

Dijo que si el Presidente hubiera tenido la oportunidad de hacer con la Fiscalía lo que hizo con el DAS, la Oposición estaría presa. “Ese es el peligro de su propuesta”, dijo mirando al candidato de La U. “Mientras más poder concentre usted en manos del Ejecutivo, más destruye la democracia, más construye una dictadura”, agregó.

Pardo adujo lo que está en juego el próximo domingo es la elección de “con qué actitud se combate la corrupción”. Dijo que “lo que eran las Farc hace ocho años, que era el hastío de la sociedad colombiana, hoy lo es la corrupción, con los escándalos que entran y salen del Gobierno”.

Mockus explicó su visión del comportamiento de la ciudadanía. “La sociedad tenía la meta clara de combatir a las Farc y por esta razón toleró, aunque ya está despertando, la alianza entre sectores sanos de la sociedad colombiana, y lo que Petro llama mafia, y delincuentes”, dijo.

“Fue como ‘todos contra las Farc’ y funcionó. Pero el costo fue enorme y ahora el país se debe enderezar”, agregó.

Y remató diciendo: “En el núcleo más inmediato del Presidente se produjeron ilegalidades enormes. Lo de Yidis en el terreno de la reelección, y lo del DAS en el terreno de la policía política. Llegó momento de superar eso”.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.