Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 1/23/2010 12:00:00 AM

"La consulta conservadora no es un ring de boxeo entre dos": Marta Lucía Ramírez

Tras la decisión del Consejo de Estado de dejar en firme su investidura, SEMANA habló con la precandidata, quien contó cómo va su campaña, cómo la afectó el proceso judicial y cómo ve la carrera por la Presidencia.

El Consejo de Estado falló a favor de la precandidata a la Presidencia, Marta Lucía Ramírez, una demanda que tenía en ascuas su candidatura. La precandidata fue acusada de haber celebrado un contrato de consultoría con Bancoldex, entidad del Estado, unos meses antes de su elección como senadora. Por esta razón, su elección fue anulada en junio del año pasado.

Ella ya había renunciado al Congreso para entrar en la carrera por la Casa de Nariño, pero cursaba en su contra una demanda que pedía la pérdida de su investidura, por la que podía perder su derecho a ser funcionaria pública y que fue resuelta por el Consejo de Estado, el pasado miércoles.

La Sala Plena del Alto Tribunal consideró que el contrato por el cuál fue demandada, se firmó un mes antes de entrar a regir el tiempo de inhabilidad. Así dejó en firme su investidura y podrá aspirar a ocupar cargos públicos. Ahora Ramírez se prepara, para la consulta conservadora en la que ese partido elegirá a su candidato a la Presidencia y que se hará el próximo 14 de marzo, el mismo día en el que los colombianos elegirán el Congreso de la República.

La precandidata habló con SEMANA sobre su campaña, su victoria en los estrados y su incursión en el Partido Conservador.

SEMANA: ¿Cómo recibió el fallo del Concejo de Estado?


Marta Lucía Ramírez: Feliz, después de 3 años y medio por fin se ha hecho justicia. Eso me reafirma en la convicción de que es una prioridad trabajar para que la justicia sea pronta y cumplida. Nuestro proyecto siempre estuvo vigente y en movimiento, estoy lista para la contienda electoral. A este tren de alta velocidad y capacidad ya no lo pueden detener.

SEMANA: ¿Usted ha dicho que tiene un profundo dolor con la política colombiana, se debe a ese proceso?

M.L.R.:
Mi sentimiento es de coraje y de convicción. Mi dolor proviene de la falta de oportunidades para la gente que se pierden por politiquería, clientelismo, corrupción y falta de transparencia. Sin embargo, ese dolor se convierte en coraje y en ganas de hacer más por el futuro de Colombia. Estoy segura que la política colombiana la podremos cambiar, lo corroboro al ver tantas personas y grupos de jóvenes que llegan cada día a ofrecernos apoyo en nuestro proyecto político.

SEMANA: ¿Como incidió la investigación de la justicia en su campaña?

M.L.R.:
Es indiscutible que tuvo consecuencias, pero siempre estuve tranquila porque jamás he actuado por fuera de la ley. Impactó la poca atención de los medios de comunicación a nuestra candidatura. Fue un golpe que superé gracias a la fé en Dios, la compañía incondicional de mi familia y de miles de personas que todos los días me contactaban o llamaban a respaldarme. Aprovechamos para pulir nuestros programas, conocer mejor el país y tener mas contacto directo con la gente.

SEMANA: ¿Tiene mes y medio para hacer la campaña por la consulta conservadora, cómo va a hacer ese trabajo?

M.L.R.: Con las mejores propuestas, con trabajo 24 por 7 y con la colaboración de todos los colombianos y voluntarios que quieren un nuevo liderazgo. Mi campaña al Senado duró mucho menos que eso y saqué una de las votaciones más altas. 

SEMANA:  Son dos mujeres en la campaña conservadora usted y Noemí Sanín. ¿Qué piensa de esto?

M.L.R.:
Noemí, el Partido Conservador y el país entero van a tener que acostumbrarse a la idea de que hay otra mujer en el escenario. Ojalá hubiera más mujeres candidatas. Las dos tenemos trayectorias legítimas pero diferentes y la competencia se dará en el plano de las propuestas, no en el del género. El país verá una competencia reñida, pero leal, con afecto y con respeto.

Fui la primera ministra de defensa nacional y como tal parí la seguridad democrática; fui la primera ministra de comercio exterior y diseñé un plan de competitividad y desarrollo para Colombia a 10 años. Como senadora, fui autora entre otras, de la ley de ciencia y tecnología, de la ley de inteligencia, de la ley de desplazados y de la ley de bilingüismo, que son los temas importantes. Tengo resultados concretos y benéficos para mostrar.

SEMANA: ¿Su posición frente a la reelección sigue siendo la misma?

M.L.R.:
La reelección del Presidente Uribe sigue siendo una especulación. Cuando haya una decisión de la corte y una votación del pueblo, tendremos una realidad que analizaremos en su debido momento.

SEMANA: ¿Siente que esta posición frente a la reelección ha tenido costos políticos?

M.L.R.:
El tema de los costos políticos es interesante. Creo que la verdadera transformación política del país empieza por poner los intereses de la Nación por encima del cálculo electoral y en asumir posiciones y decisiones de fondo por encima de los oportunismos, donde una cosa se dice y otra se desea. Los colombianos tenemos que empezar a dar debates trascendentales que definan el futuro del país, concentrarnos en los temas serios como el desempleo, la educación superior, la crisis de la justicia, la desigualdad de la mujer, la seguridad, la pobreza, la baja innovación, la infraestructura, el subdesarrollo. En fin, todos los temas que no se discuten hoy por andar haciendo especulaciones y cálculos sobre lo incierto.

SEMANA: ¿De dónde cree que surgió la demanda a su investidura?

M.L.R.:
De gente que se asustó cuando vió que mi proyecto político era en serio y estaba cogiendo alto vuelo. Es la misma gente que quiere mantener el país amarrado a su servicio, beneficiarse de la falta de oportunidades , que cree que los niños y jóvenes de las zonas rurales y marginales no merecen soñar y progresar, en fin, de los que quieren mantener el statu quo para mantener así su terrenito de poder. No quiero pensar en nombres específicos.

SEMANA: ¿Cómo se ha sentido en el Partido Conservador?

M.L.R.:
Muy acogida. Es un partido que reivindica la familia, la seguridad, la justicia, el estado de derecho, la igualdad sin privilegios. Esos son valores que hacen parte de mi esencia. Me siento orgullosa de formar parte del partido de Álvaro Gómez, de Rodrigo Lloreda, de Misael Pastrana, de Mariano Ospina, de Belisario Betancourt, de Andrés Pastrana entre muchos otros.

SEMANA: ¿Usted fue la única que voto por otro candidato a Procurador, cree que esto ha tenido algún costo en su campaña?

M.L.R.:
Estoy preparada para asumir los costos de las decisiones que he tomado y que tomaré en mi vida política. Si acaso tuvo costos, no será la primera, ni la última vez. No me arrepiento de haber votado por Camilo Gómez

SEMANA: ¿Cómo ha visto el enfrentamiento entre el ex ministro Andrés Felipe Arias y Noemí Sanín?

M.L.R.:
La consulta conservadora no es un ring de boxeo entre dos. Es un escenario en donde hay 5 participantes. Ya es hora de que el país exija planteamientos y soluciones concretas, más allá de las tramas de telenovela y las frases de cajón. Hay temas nacionales urgentes que resolver, que se deben tratar con rigor y dos personas de grandes calidades se han enfrascado en agresiones, que a mi parecer no benefician a ninguno.

SEMANA: ¿Cómo se imagina a Colombia después de su presidencia?

M.L.R.:
Como un país que produce ciencia y exporta innovación ; donde todos los niños van al colegio , puedan tener una bicicleta y dejarla sin temor en la puerta de sus casas; con 500.000 nuevas pequeñas empresas que generarán 2 y medio millones de nuevos empleos; con miles de mujeres empresarias y varias decenas de ellas como senadoras , alcaldesas, gobernadoras y magistradas; con miles de jóvenes emprendedores con las puertas de la universidad abiertas; con la construcción de infraestructura a todo vapor, con seguridad en las ciudades y paz interior y en las fronteras.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1832

PORTADA

El fantasma del castrochavismo

La mitad del país cree que Colombia está en peligro de convertirse en la próxima Venezuela. ¿Cuáles son las posibilidades reales de que eso suceda?