Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 8/4/2011 12:00:00 AM

"La inmunidad es un derecho mundial y aquí estamos legislando con temor": Corzo

El presidente del Senado defiende su propuesta de inmunidad parlamentaria, pero lanza dardos al Partido Liberal por rechazarla sin dar el debate en el Congreso.

El presidente del Congreso, Juan Manuel Corzo, era consciente de la turbulencia política que se iba a desatar por su propuesta de revivir la inmunidad parlamentaria, que apoyan todos sus colegas del Partido Conservador.
 
Dice que su propuesta solo pretende fortalecer el poder Legislativo y recuperar la dignidad frente a los otros dos poderes públicos.
 
Pero no oculta su malestar porque otro socio de la coalición del gobierno de Juan Manuel Santos, el Partido Liberal (al calificarla como un retroceso), haya descalificado la propuesta sin siquiera discutirla y debatirla en el Congreso.
 
Por eso, además de defender su iniciativa, también lanza dardos contra el liberalismo y, sin mencionarlo, contra el jefe de ese partido. Incluso recordó páginas del pasado en las que reclamó responsabilidad al Partido Liberal.
 
Semana.com: ¿Por qué revivir la inmunidad parlamentaria si la Constitución la eliminó?
 
Juan Manuel Corzo: Este es un acto legislativo que pretende fortalecer el poder legislativo. Tenemos que decirle al país lo mismo que me dicen los compañeros: Acá en el Congreso la gente se encuentra con miedo de cualquier investigación, de estar impedido, de tener un problema porque apareció un anónimo y no poder legislar libremente. Nosotros le dimos facultades al Ejecutivo para que se reformara y se fortaleciera. Le vamos a dar herramientas al poder judicial para que preste una justicia pronta y eficaz. Por eso viene la reforma a la justicia. Entonces, también hay que fortalecer el otro poder público, el legislativo.
 
Semana.com: ¿No cree que era suficiente con establecer la doble instancia para los congresistas?
 
Juan Manuel Corzo: La inmunidad es un derecho mundial. Acá, cuando hubo la crisis delincuencial durante la época de Pablo Escobar, el país reaccionó. Ahora hubo una limpieza con la parapolítica. El Congreso hoy es otra cosa, hay que tratarlo con dignidad y protegerlo, porque el Congreso está vulnerable y el país debe saberlo. La gente está legislando con temor, se declara impedida, tiene temor de votar y no lo hace libremente. Cada vez que coaccionan al Congreso, coaccionan al pueblo, porque los parlamentarios no están votando libremente, están votando por quienes hay detrás. 
 
Semana.com:  Varios sectores políticos han descalificado su propuesta y han calificado la inmunidad parlamentaria como impunidad…
 
Juan Manuel Corzo: La inmunidad no es impunidad, esa es la frase. Si un congresista es cogido en flagrancia, se captura. Si es considerado de alta peligrosidad, pues se levanta la inmunidad. Pero yo creo que hoy hay un Congreso digno. Hay personas buenas. Yo no entiendo por qué un partido político sale a priori a decir que vamos a volver al tiempo de Pablo Escobar. Yo pregunto: ¿Pablo Escobar en qué partido estaba? Nosotros no pretendemos volver a las épocas de la 'Catedral’. Hoy está pasando una cosa muy lamentable, está haciendo campaña política de frente Alberto Santofimio en representación de un partido. En Cúcuta está Ramiro Suárez, que tiene vínculos con el paramilitarismo, y pregunto: ¿de quién es jefe de campaña Ramiro Suárez?
 
Este Congreso hay que protegerlo, reestablecerle sus derechos. No se de dónde sale un partido a hablar. En el Congreso de hoy no conozco gente pícara, ni dañada. La gente se ha quedado en la mente retrógrada y delincuencial de antaño, y nos quieren calificar (a los conservadores) como si fuéramos los retrógrados. Es al revés. Queremos un Congreso digno, con responsabilidades, que legisle de cara al país pero con libertad, que no nos condicione un puesto, una dádiva, que no nos impongan el tema legislativo, que nosotros respetemos los fallos judiciales, que los poderes públicos se armonicen. 
 
Semana.com:  ¿Cómo ve que el Partido Liberal, con el que comparten asiento en la Unidad Nacional, sea el primero en rechazar esta propuesta?
 
Juan Manuel Corzo: El Partido Liberal está en contra de este proyecto, de prohibir el aborto. Esa es una posición ideológica. Eso no rompe la unidad legislativa. Si algo tiene el Partido Conservador, por encima de todo, es el respeto a las ideas. Pero lo que no podemos volver esto es un tinglado. Que antes de analizar, de estudiar la exposición de motivos, salgan a decir cosas. Le confieso, me siento frustrado. Acabé de oír las declaraciones del jefe del Partido Liberal y son tan pobres, pero además autoinculpándose una responsabilidad histórica, de lo que les pasó a ellos. De tal manera que el proceso 8.000, ¿a quien le correspondió? ¿A quién le correspondió ‘La Catedral’? ¿De qué partido era Pablo Escobar? Porque no mejor miramos el derecho internacional, cómo se equilibran los poderes en las democracias fuertes, eso era la profundidad de la respuesta.
 
Semana.com: ¿El Partido Conservador siente traición luego de que mientras ustedes acompañan las iniciativas del Partido Liberal ellos descarten sus propuestas?
 
Juan Manuel Corzo: Eso es lo que pasa. Mientras nosotros apoyamos, a nosotros nos culpan, nos señalan. Piensan que porque presentamos un proyecto, estamos buscando la impunidad. No hay derecho a que los partidos mantengan esa beligerancia legislativa sin que estudien los proyectos a profundidad. Es la rapidez de la noticia, se la venden a la gente sin profundidad. El país necesita que la gente hable con profundidad. ¿Qué tal que nosotros nos opusiéramos a Juan Camilo Restrepo por la ley de tierras, que es más importante que la ley de víctimas? Los debates hay que darlos.
 
Semana.com:  ¿Cree que estas tensiones puedan afectar la Unidad Nacional?
 
Juan Manuel Corzo: De ninguna manera. Lo que pasa es que mantendremos una posición al respecto. Es la independencia del poder legislativo y no estaremos entregados a la agenda que quiera un partido o un ministro. Por eso he adelantado conversaciones con las altas cortes para que empecemos a respetar los poderes públicos.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1842

PORTADA

La voltereta de la Corte con el proceso de Andrade

Los tres delitos por los cuales la Corte Suprema procesaba al senador se esfumaron con la llegada del abogado Gustavo Moreno, hoy ‘ad portas’ de ser extraditado. SEMANA revela la historia secreta de ese reversazo.