Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 1/20/2012 12:00:00 AM

Uribe le pide a Santos "no permitir venganza criminal" contra exfuncionarios de su gobierno

El expresidente sostiene que la imputación de cargos al excomisionado de paz Luis Carlos Restrepo y a otros funcionarios de su gobierno es parte de una "persecución política", de la cual responsabiliza al ministro del Interior, Germán Vargas Lleras.

Es la primera vez que el expresidente Álvaro Uribe, en sus numerosos trinos en twitter, se dirige de forma directa, con nombre propio, al presidente Juan Manuel Santos. Casi que en tono de ruego, Uribe le pide a Santos que "haga algo por favor", "no permita esta venganza criminal expresada a través de persecución política". 
 
Uribe se refiere en este caso a la imputación de cargos en contra de quien fue el comisionado para la paz de su gobierno, Luis Carlos Restrepo, investigado por una presunta falsa desmovilización de un supuesto frente de las FARC, según la Fiscalía.
 
No es nueva la tesis de la "venganza criminal". Uribe, el año pasado, cuando dio su versión libre sobre el capítulo de las 'chuzadas' del extinto DAS, la planteó por primera vez. Y la ha repetido cada vez que alguno de los funcionarios de su gobierno quedan bajo la lupa de procesos judiciales. Ya lo hizo para defender a su secretario Bernardo Moreno (por el caso de las 'chuzadas'), y a su ministro de Agricultura Andrés Felipe Arias (por el caso de Agro Ingreso Seguro). Ambos privados de libertad. 
 
Lo novedoso es que Uribe, en esta comunicación, sugiere un responsable de esa "venganza criminal expresada a través de persecución política": el ministro del Interior, Germán Vargas Lleras. 

"(...) todo se agravó por el empeño de su ministro del Interior de cambiar la terna de la Fiscalía con un mezquino ánimo político", dice Uribe. 
 
Como se recordará, la Corte Suprema de Justicia tardó más de 20 meses en escoger fiscal general de la Nación de la terna que había mandado en el 2008 el entonces presidente, Álvaro Uribe. Con el cambio de gobierno, el Ministerio del Interior era el encargado de tramitar, ante el Consejo de Estado, las consultas jurídicas para establecer si el nuevo presidente podría enviar una nueva terna. 
 
Y así pasó. Con un concepto jurídico favorable, Santos recompuso la terna y en un periodo muy breve de tiempo (noviembre del 2010), la Corte Suprema de Justicia escogió a Viviane Morales como jefe máximo del organismo de investigación penal. 
 
Este es un nuevo capítulo en la relación Uribe-Vargas Lleras. El actual ministro del Interior se distanció de Uribe cuando el entonces mandatario decidió aspirar a una segunda reelección. El uribismo, que apoyó a Juan Manuel Santos en campaña, se opuso al nombramiento de Vargas Lleras como jefe de la cartera política. "Es como poner al ratón a cuidar el queso", dijo el entonces vicepresidente, Francisco Santos, cuando se conoció la designación.  
 
Uribe y Vargas Lleras han tenido un relación tensionante. Temas como el paso de exfuncionarios de Uribe al sector privado (la puerta giratoria), y las irregularidades descubiertas en la extinta Dirección Nacional de Estupefacientes motivaron las reacciones del expresidente que, a través de twitter, también insinuó algunas reuniones de Vargas Lleras con Salvatore Mancuso.  
 
El resto del comunicado de Uribe se refiere a un contexto sobre la situación jurídica de Luis Carlos Restrepo. "Ante un Juez de Garantías un Fiscal de la Unidad Anticorrupción le imputará cargos al exalto comisionado para la Paz Luis Carlos Restrepo y otros implicados en la presunta falsa desmovilización del frente Cacica La Gaitana, ocurrida en Alvarado (Tolima), en marzo del 2006".
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.