Viernes, 9 de diciembre de 2016

| 2009/06/10 00:00

Víctimas pesimistas frente al proyecto de Ley de reparación

Hoy se reanuda el último debate de la ley en el pleno de la Cámara. Vea lo que opinan varias víctimas que están en contra de la ponencia mayoritaría del gobierno.

Víctimas del conflicto armado pidieron al Congreso que no aprueben la Ley de Víctimas que propuso el gobierno Foto: León Darío Peláez

Este miércoles se reanudará la última discusión en la plenaria de la Cámara, del proyecto de Ley de Víctimas a las 11 de la mañana. En tres ocasiones el debate en esta corporación se ha postergado por falta de quórum. 
 
Para el debate se radicaron dos ponencias: una del representante Liberal Guillermo Rivera y otra del Conservador Humberto Mantilla. 
 
La primera fue concebida en una mesa de diálogo entre varios congresistas y grupos de víctimas en todo el país. La segunda es la versión modificada por la bancada del gobierno, que se presume será la versión ganadora. 
 
No obstante, si el proyecto de la mayoría del gobierno es aprobado como se presentó corre el riesgo de que se hunda pues su texto es sustancialmente diferente al que aprobó el Senado en sus debates anteriores y deberá ser conciliado. Hasta ahora la coalición del gobierno ha insistido en que aprobar un proyecto como el que salió del Senado no es viable financieramente. 
 
Las organizaciones de víctimas, integrantes de la oposición e incluso organismos internacionales como la oficina para los derechos humanos de la ONU han expresado su desacuerdo con la ponencia que cuenta con el apoyo de la mayoría de congresistas de la coalición uribista. 
 
La razón es que es que la versión del gobierno tiene varios puntos polémicos que no se ajustan a los criterios de reparación de la jurisprudencia internacional. Vea el artículo Reparar no es asistencia social: Corte Constitucional 
 

Al comienzo de su cuarto y último debate, más de 6 mil cartas firmadas por víctimas de distintas regiones del país pidieron a los congresistas que no aprueben el estatuto modificado por el gobierno, pues no cumple con sus expectativas ni tiene en cuenta las opiniones recogidas en las mesas de trabajo que se hicieron en diferentes departamentos, en la que participaron organizaciones y congresistas.
 
Estas son algunas de las opiniones de víctimas del conflicto que han asistido a los debates del estatuto:
 

Alfonso Silva

“Soy desplazado del Magdalena Medio desde el año 2001. Recibí tres meses de mercado y arriendo como ayuda del gobierno nacional. Pero estas ayudas no han sido suficientes para reparar a una persona que ha sido perjudicada por los grupos armados”.
 
Silva pertenece a la Federación 21 de junio en Bogotá, organización creada en el 2007 con el objetivo de visibilizar el problema humanitario en Colombia. Aduce que de aprobarse la versión del gobierno, Colombia retrocede con respecto a la justicia internacional.
 

Carlos Echavarría (Desplazado de Segovia, Antioquia)
 
“Tengo pocas expectativas con el proyecto de Estatuto para las Víctimas. Pero puede ser un comienzo para que se piense y se legisle en favor de quienes hemos sido afectados por el conflicto armado”. 
 
Echavarría argumenta que el proyecto no solo debe pensar en facilitar el acceso a la asistencia humanitaria, sino en la restitución de los derechos como la educación r y un empleo digno.
 


Yaneth Bautista 
 
Su hermana Nidia Erika Bautista fue desaparecida, según dijo, por miembros del Ejército Nacional en los años 80. Desde entonces se dedicó a luchar por las víctimas del desaparecimiento forzoso. 
 
“El gobierno persiste en desconoce r las personas que sufren el flagelo de la desaparición forzada, que es mucho más grave si están involucrados miembros de las Fuerzas Militares. No creo que el proyecto de Ley de Víctimas apoyado por el gobierno y su coalición de gobierno cumpla con los estándares internacionales”.
 



* Con información del Programa de Poblaciones Afectadas por el Conflicto Armado de la Corporación Nuevo Arco Iris

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.