Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 9/23/2014 12:00:00 AM

CityTV, inconforme con postura de Asomedios

La gerente pidió que no se tomen ideas de Caracol y RCN como posiciones del gremio.

Luego de que este lunes la Autoridad Nacional de Televisión (ANTV) diera a conocer su decisión frente al conflicto que tiene enfrentados a Caracol y RCN con las empresas de televisión por suscripción, Asomedios fijó su postura. Pero a la gerente de CityTV no le gustó ese acto.

La ANTV determinó que los canales nacionales están obligados a permitir la retransmisión de sus señales en los sistemas de TV paga, sin pretender una compensación económica, con el fin de dar cumplimiento al artículo 11 de la Ley 680 de 2001 que busca precisamente que estos canales lleguen a toda la población.

Esta obligación abarca no solo a Caracol y RCN sino a CityTV como único canal privado local y a los canales públicos nacionales.

Asomedios insistió en que la ANTV no ha resuelto si los operadores de TV paga incumplen o no su obligación de garantizar que sus suscriptores reciban los canales abiertos así no tengan vigente o activo el servicio de cable o satélite.

Y fue más allá al asegurar que la decisión de la ANTV está incumpliendo las leyes nacionales e internacionales, poniendo así en riesgo la entrada de Colombia a la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico, OCDE.

Lorenza Santamaría, gerente de CityTV, envió una carta al presidente de Asomedios, Tulio Ángel Arbeláez, expresándole su desconcierto por la posición que asumió como gremio, sin haber consultado a los demás miembros de este grupo.

Dice que con anterioridad, varios miembros de este gremio habían manifestado posturas contrarias a las de Caracol y RCN. Por esa razón, según la política de Asomedios, la directiva considera que Asomedios no se debió haber pronunciado pues no hay consenso entre sus afiliados.

Semana.com habló con Tulio Ángel, quien también se mostró desconcertado con la posición de Santamaría pues más allá de defender intereses particulares de Caracol y RCN, él está defendiendo un problema de fondo que es el derecho de autor de los contenidos.

El problema de fondo para el dirigente gremial, es que en este caso no se están respetando los derechos patrimoniales que tienen los autores de todo tipo de contenidos, sean escritos o audiovisuales.

El hecho de que la ANTV diga que los canales deben permitir su retransmisión en la TV paga sin ninguna contraprestación, es lo mismo que aceptar que cualquiera reproduzca un libro, una revista o una canción, sin ninguna autorización, solo por el hecho de que sean gratuitas.

Si desde ahora no se tiene en cuenta el valor que tienen los contenidos, el modelo de negocio de la televisión se volverá inviable, dice.

Problemas de Ley

Para Tulio Ángel, no se puede aplicar una ley de 2001 sin incluir el contexto y la coyuntura actual. Para entonces, el mercado de la TV paga estaba compuesto por pequeños cableoperadores que debían incluir los canales nacionales para que los usuarios los contrataran.

En ese entonces 2001 no se hablaba de canales de alta definición, ni existía internet ni canales nacionales que compitieran con Caracol y RCN como los de producción propia de Claro (DíaTV) o incluso el mismo CityTV que a pesar de ser local, tiene alcance nacional gracias a la TV paga.

Por supuesto, el caso de CityTV es diferente porque si no estuviera dentro de las parrillas de la TV paga, su penetración en hogares del país y su audiencia sería inferior, especialmente si se tiene en cuenta que en Bogotá, que sería su alcance real, se estima que 90% de las familias tiene algún sistema de TV paga, y difícilmente sintonizarían este canal en señal abierta, y más si aún no cuenta con una cobertura total en tecnología digital, mientras que los nacionales, públicos y privados ya llegan a más de 50% de la población.

En países como Estados Unidos o Chile, los operadores de TV paga deben pagarles a los canales abiertos nacionales por el derecho a retransmisión. No es equitativo que Claro, DirecTV, Une, Movistar y ETB, les paguen a los internacionales como Fox, Discovery o Disney por incluir sus canales en sus parrillas, y que no hagan lo mismo con Caracol y RCN, dice Arbeláez.

El derecho de negociar, de vender o de autorizar la retransmisión gratuita, debería ser no por regulación sino por un acuerdo entre las partes, ya que son los canales los dueños de ese activo que es el contenido.

Con tanta competencia, hoy no tiene sentido que se obligue a incluir los canales nacionales por ley y por otro lado, los operadores de TV por suscripción, se benefician de tener a Caracol y RCN en sus parrillas porque todavía siguen siendo los más vistos por los hogares colombianos, por lo que los generadores de este contenido, deberían recibir una compensación económica, según dice.

Por los cambios en los modelos de negocio en los medios de comunicación, el directivo considera que es necesaria una reforma a la ley de televisión, y que mientras eso sucede, se tenga en cuenta que la ley vigente es más exigente con los operadores de TV paga, pues les exige garantizar que los usuarios reciban a como dé lugar, las señales de los canales abiertos.

Hoy esa garantía no se da y se está interpretando la ley hacia el otro lado, buscando que los canales regalen su señal.

A su juicio, la ANTV no tuvo en consideración el derecho patrimonial y eso puede sentar un mal precedente no solo para la industria de la televisión sino de las revistas y la radio, concluye.

Lo cierto es que la carta de la gerente de CityTV deja ver que no todos los medios de comunicación, piensan lo mismo.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

TEMAS RELACIONADOS

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.