Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 8/31/2016 12:18:00 PM

¿Cómo superar la crisis que vive el sector de las telecomunicaciones en Colombia?

Tanto las autoridades regulatorias como los propios competidores enfrentan una coyuntura histórica en la industria. De las decisiones que tomen dependerá si sobreviven en un mercado dinámico y agresivo.

El sector de las telecomunicaciones es proclive a organizar foros con frecuencia. Tan sólo en esta semana, el ministro de las Tecnologías de la Información y las Comunicaciones (MinTic), David Luna, participó en más de cinco encuentros académicos de diferente índole. Sin embargo, pocos han sido tan descarnados como el que organizó la Comisión de Regulación de Comunicaciones (CRC) previo a un Andicom que llega, como pocas veces, en un momento de crisis.

Y es que el sector de las telecomunicaciones se enfrenta a una coyuntura paradójica. Mientras que gigantes de internet como Google y Facebook alcanzan los primeros puestos de la lista de empresas millonarias de Forbes, las compañías que ponen la infraestructura para que el buscador y la red social funcionen velozmente no tienen las ganancias de hace cuatro años. Todo esto fue analizado en el undécimo foro de regulación del ecosistema digital que organizó la CRC en Cartagena.

La situación de las empresas telcos se explica desde el punto de vista de las inversiones. Mientras que conglomerados monopólicos como Google y Facebook ganan millones de usuarios sin invertir un solo dólar en el despliegue de infraestructura, compañías como Claro, Movistar, TigoUne, Avantel o DirecTV deben gastar fortunas en cables submarinos, antenas, estaciones y soporte técnico para que los usuarios vean sus videos en Youtube y publiquen sus fotos en Facebook.

Para dimensionar la asimetría de la competencia que hay actualmente, la consultora argentina Sonia Agnese, de la empresa Ovum, señaló que “Facebook gana 3,3 dólares por usuario, mientras que a una empresa telco el mismo usuario le cuesta casi 10 dólares”. Y si se tiene en cuenta que Facebook tiene más de 7.000 millones de usuarios es fácil determinar por qué la empresa de Mark Zuckerberg es la segunda más importante del mundo.

La situación de Colombia actualmente es un resfriado. Pero puede convertirse en una neumonía. El sector de telecomunicaciones en los últimos años ha perdido la dinámica de crecimiento, con aumentos por debajo los presentados en la economía. De acuerdo con estimaciones del DANE se observa que mientras para el periodo 2001-2008 el sector TIC creció a 9,7%, un ritmo bastante mayor que el resto de la economía, para el periodo 2009-2015 lo hizo a niveles similares con 4,1%.

Además, en el último año hubo un decrecimiento de los ingresos de la industria de telecomunicaciones móvil en Colombia. De 2015 a 2016 se presentó una disminución del 2,0 % de los ingresos de los tres principales competidores de la industria en Colombia: Claro, Telefónica y TigoUne.

Lo complejo del asunto es que mientras que los usuarios esperan que Facebook funcione rápido, Netflix corra a la mejor velocidad o que sus mensajes de WhatsApp salgan de inmediato, las empresas que permiten que eso ocurra día tras día están viendo que no es rentable hacer tamañas inversiones sin obtener el famoso retorno de inversión para sus accionistas.

La posición de los Google y Facebook es más extrema. Ellos se apalancan en el concepto de ‘neutralidad en la red’. Básicamente, los operadores deben presentar todos los contenidos de internet sin restricciones de velocidad, todo para el beneficio de los usuarios. El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, sentó su posición al apoyar los portales.

Los expertos internacionales que participaron en el foro de la CRC fueron moderados en sus apreciaciones. Es cierto que los unos no pueden vivir sin los otros. Los operadores necesitan a los grandes productores de contenido para que los usuarios usen sus redes. Pero los gigantes de la web requieren a las telcos para que construyan las avenidas por donde transitan sus plataformas. Así que, de fondo, la pregunta es ¿cómo equilibrar el campo de juego para que unos y otros en vez de verse cómo enemigos se convierten en aliados?

¿Regular o no regular? Esa es la cuestión

Durante su intervención, Juan Carlos Archila, presidente de América Móvil en Colombia, expresó con una sonrisa que “la CRC tiene la difícil decisión de elegir entre ser un regulador que espere o un regulador que ponga en cintura”. Mientras que el experto en el sector Ricardo Galán fue más allá y se preguntó si el regulador debía establecer normas para rescatar a los operadores.

Para las autoridades, específicamente para el MinTic, la coyuntura es de alta complejidad. Cualquier decisión que tomen afectará diferentes industrias, por lo que ha desarrollado diferentes análisis para establecer el impacto que puede tener una nueva regulación en lo que todos llaman en los foros “el nuevo ecosistema digital”.

El ministro David Luna fue enfático al afirmar que “se encontraron con el lastre de regulaciones del siglo pasado” y que la cartera debe apuntarle a la creación de nuevas reglas. "Debemos promover la competencia, proteger a los consumidores y promover la inversión y la innovación”, afirmó Luna.

El ministro, además, dejó pistas sobre un tema álgido: la convergencia de los reguladores. Mientras que en la región en promedio hay dos reguladores para toda la industria, el sector TIC colombiano tiene cinco entes diferentes que ponen reglas y sancionan. A modo de guiño, Luna afirmó que "cuando hablamos de Economía Digital es clave la convergencia institucional".

Sin embargo, la visión de las empresas es menos optimista. Para Jaime Andrés Plaza, vicepresidente de Regulación de TigoUne, “el regulador debe hacer un esfuerzo por solucionar problemas menos macro como la concentración de mercado que hay y establecer los lineamientos claros para que haya competencia”. Plaza no se fue por las ramas al señalar que la crisis es grave. “Bajo la guardia de este Gobierno, el sector de las telco puede esfumarse. Hoy empresas como Avantel, ETB o Emcali están en venta y eso debe ser una señal de alerta”.

Por su parte, Fabián Hernández, director de Relaciones Institucionales, Fundación y Regulación de Telefónica-Movistar, también puso sobre el tapete el tema de la concentración de mercado y solicitó que “el regulador tome las decisiones necesarias para promover la competencia entre los jugadores y que equipare la balance entre operadores y productores de contenido”.

Pero el asunto no es tan sencillo para el MinTic o la CRC. La consultora internacional Barbara Van Schewick, explicó que “el reto de regular un mercado tan dinámico y sobre todo tan cambiante no es algo simple. Aplicar ‘futurología’ puede ser un riesgo gigante en sector donde cualquier decisión puede costar miles de millones de dólares”.

La principal conclusión del foro, de cara no a un futuro cercano, sino a un presente complejo, es que reguladores como la CRC también tienen que ser disruptivos en las normas y reglas de juego que establezcan de aquí en adelante. Y sobre todo deben respetar un principio fundamental: cualquier decisión que tome tendrá que beneficiar usuario final, al que por ahora, sólo le interesa que ese video de Youtube corra rápido y su mensaje de WhatsApp llegue de inmediato.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.