Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 3/25/2015 2:23:00 PM

¿Por qué ETB no pagó bonos de éxito a sus altos directivos?

Para el presidente de Sintratelefonos, Rubiel Alfonso Carrillo, la decisión de la ETB de no pagar los controversiales bonos de éxitos a sus altos ejecutivos es al menos paradójica.

Aunque la Empresa de Telecomunicaciones de Bogotá (ETB) anunció que “logró los mejores resultados en los últimos 20 años” no pagará por primera vez los controversiales bonos de éxito a los altos directivos. ¿Cuáles son las razones?

La historia es la siguiente. En 2014, hubo una fuerte controversia entre los directivos de la compañía y Sintratelefonos (el sindicato de la ETB) por cuenta de estos bonos de compensación por “alto rendimiento”. El año anterior la compañía pagó 12.000 millones de pesos a 300 empleados, incluyendo al presidente Saúl Kattan.

Hasta la Contraloría Distrital puso la lupa sobre estos pagos. Actualmente cursa una investigación administrativa en la entidad para determinar si hubo alguna irregularidad respecto al pago de estos bonos. Según pudo establecer Semana.com los resultados de la investigación se conocerán en las próximas semanas.

Este año la ETB decidió no pagar estos bonos, a pesar de haber obtenido utilidades por 372.000 mil millones de pesos. Para Rubiel Alfonso Carrillo, presidente de Sintratelefonos, esta decisión “es contradictoria”, teniendo en cuenta que en años anteriores con resultados no tan positivos sí se pagaron los bonos.

El líder sindical, además, indicó que “el sindicato de ninguna manera apoya estos pago". Manifestó, también, que el pago de los bonos en años anteriores se debía a las pocas exigencias que habían.

El presidente de la entidad, Saúl Kattan, explicó que la compañía adoptó nuevos estándares para determinar el pago de los polémicos bonos de éxito. ETB contrató los servicios de la firma Mercer para que pusiera estándares e indicadores para determinar si los altos ejecutivos merecían recibir la bonificación.

Desde la ETB, asegura que “pese a los maravillosos resultados de la compañía obtenidos en este año, no se cumplieron los requisitos exigidos e indicadores, y por tanto no se paga esta bonificación a los empleados integralizados”.

También aclararon que “los demás trabajadores, los convencionados (como se conoce a casi todos pertenecientes a Sintratelefonos), sí reciben sus primas y beneficios sin modificación alguna”. Esto en clara referencia al sindicato. Desde las altas esferas de la ETB siempre recalcan los beneficios que tienen los trabajadores pertenecientes al gremio.

Por su parte, el gerente Saúl Kattan Cohen señaló en el marco de la rendición de cuentas anual que “los asambleístas tenían una preocupación válida sobre la competitividad de los empleados frente a la competencia y otras empresas Telco”.

Por esto, explicó el directivo, se integró una comisión de la asamblea para estudiar este tema y retener al capital humano de ETB. “Es importante para el futuro de la compañía. Vamos a ver las conclusiones de esta comisión y se validará en una próxima asamblea extraordinaria antes del 30 de junio de este año”, aseguró.

Cifras alentadoras


La Asamblea General de Accionistas de 2015 respaldó la consolidación de la compañía, con resultados como el incremento del patrimonio (25,6%) y disminución del pasivo (29,1%) durante los últimos tres años.

La asamblea también autorizó para este año el incremento en el monto de los dividendos a repartir, al pasar de $17 por cada acción a $19. Este año fiscal los ingresos fueron de $371 mil millones de pesos. La liquidez es de $1,1 billones.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1842

PORTADA

La voltereta de la Corte con el proceso de Andrade

Los tres delitos por los cuales la Corte Suprema procesaba al senador se esfumaron con la llegada del abogado Gustavo Moreno, hoy ‘ad portas’ de ser extraditado. SEMANA revela la historia secreta de ese reversazo.