Sábado, 10 de diciembre de 2016

| 2016/02/01 18:11

Los diferenciales del nuevo Samsung Galaxy S7

La empresa surcoreana presentará su buque insignia en el Congreso Mundial de Móviles de Barcelona. Después de un 2015 difícil, Samsung espera volver a la cima del mercado.

Los diferenciales del nuevo Samsung Galaxy S7 Foto: Twitter de Evan Blass / La Nación Argentina

El 2016 será un año definitivo para Samsung. En los últimos dos años perdió un buen porcentaje del mercado de celulares de alta gama. Aunque sigue siendo líder en ventas a nivel global, Apple y la marca china Huawei se acercan peligrosamente. Expertos del sector señalan que los últimos modelos Galaxy no tuvieron éxito en el mercado “porque no tiene suficientes diferenciales”.

La agencia AFP indicó que “aunque continúa líder en el sector de los teléfonos inteligentes, Samsung se enfrenta a una desaceleración de la demanda y perdió cuota de mercado en beneficio del estadounidense Apple en la gama alta, así como frente a sus rivales chinos en plena expansión como Huawei en el conjunto de la gama de entrada”.

Ante esto, el fabricante concentró buena parte de sus esfuerzos en sus dos buques insignia: el Galaxy S7 y el Galaxy S7 Edge, que serán presentados oficialmente en Barcelona durante el Congreso Mundial Móviles. En las últimas horas, el analista Evan Blass filtró imágenes del dispositivo en su cuenta de Twitter, muy a pesar de los esfuerzos de la empresa, que buscaba sorprender.

Las características

Blass también había revelado detalles del diseño y funcionalidad de los equipos. La información señala que el Galaxy S7 tendrá una pantalla de 5,1 pulgadas, mientras que el S7 Edge será más grande, de 5,5 pulgadas. Este dato llama la atención porque todo indicaba que la tendencia era aumentar los tamaños, sin embargo Samsung decidió repetir las mimas dimensiones del Galaxy S6.

De acuerdo con las filtraciones que se han conocido, el diferencial más importante tiene que ver con la batería. Los dispositivos tendrán, según Blass, las baterías más grandes, lo que alargaría la vida útil del dispositivo. El Galaxy S7 tendría una batería de 3000 miliamperios, mientras que el Galaxy S7 Edge sería de 3600 miliamperios.

Otra apuesta interesante será la cámara. Los dispositivos tendrán cámaras principales de 12 megapixeles, otra sorpresa si se tiene en cuenta que la cámara del Galaxy S6 es de 16 megapixeles. Sin embargo, las diferentes revelaciones señalan que tendrán mejoras en la captura de imagen en situaciones de baja luminosidad. Además, ambos contarán con un panel Super AMOLED con una resolución de 2560 por 1440 pixeles.

A cambiar el panorama

El gigante surcoreano registró un bajón del 40 % de su beneficio neto en el último trimestre de 2015, en un contexto de preocupación sobre su liderazgo en el sector de los smartphones.

El beneficio neto entre octubre y diciembre de 2015 fue de 3,22 billones de wons (2.700 millones de dólares), una bajada del 39,7% respecto al mismo período del año anterior, anunció el jueves la compañía en un comunicado.

Este resultado es inferior a las expectativas de los analistas. Samsung había advertido en octubre que su beneficio neto podía retroceder en el último trimestre de 2015 a causa de la evolución de los tipos de cambio.

El beneficio operativo aumentó por su parte un 16,1% interanual, a 6,1 billones de wons (5.040 millones de dólares), en la línea de las últimas previsiones.

*Con información de AFP.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.