Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 3/13/2015 10:23:00 AM

Nuevo lío entre los operadores celulares por las tarifas

La pelea entre Claro, Movistar y Tigo por los pagos por uso de infraestructura tiene un nuevo round. La CRC tendrá la última palabra.

El sector de las telecomunicaciones en Colombia está que arde por cuenta de una vieja pelea que tiene un nuevo episodio. Los cargos asimétricos vuelven a ser el florero de Llorente. En tanto que Tigo y Movistar aseguran que Claro no cumple las regulaciones vigentes, el dominante asegura que sí.

Los cargos asimétricos resultan ser, en términos sencillos, el monto por minuto que pagan los operadores entre sí cada vez que un usuario hace una llamada de un operador a otro. Cada mes, Claro, Movistar y Tigo (que tienen infraestructura) se envían cuantas de cobro para saldar estos costos.

La espinosa historia tuvo un episodio decisivo el último día del 2014, cuando la Comisión de Regulación de Comunicaciones (CRC) decidió prorrogar la medida mediante la resolución 4660 de 2014, con el objetivo de contener a Claro, el actual operador dominante que tiene más del 40% del mercado de usuarios de telefonía móvil.

La regulación, originada en 2012, tiene dos objetivos: mejorar la competencia entre los operadores y mejorar las tarifas que pagan más 30 millones de usuarios que hay en el país. Por supuesto, la decisión de la CRC estuvo precedida de una fuerte confrontación legal entre los tres operadores.

Nuevo round

El 2015 arrancó con una nueva controversia legal y administrativa. Por un lado, Tigo y Movistar aseguran que Claro decidió no pagar los cargos del mes de enero, mientras que desde Claro aseguran que sí hubo desembolso.

Semana.com tuvo acceso a una carta que le envió Tigo al ministro de Tecnologías de la Información y la Comunicaciones (MinTic), Diego Molano, en la que aseguran que “Claro rechazó y devolvió la cuenta de cobro y factura remitida por Colombia Móvil (Tigo) correspondiente a la conciliación de los cargos de acceso del tráfico móvil del mes de enero de 2015”.

De acuerdo con una comunicación oficial de Claro (antes Comcel) "procedió a pagar y a cobrar a los operadores móviles los valores que no están en disputa. Comcel ha pagado a Telefónica los cargos de acceso correspondientes a las conciliaciones de enero de 2015, por un valor de 795.609.937 millones de pesos  y a Tigo un valor de 1.409.558.621 de pesos".  

La confrontación llegó a la Superintendencia de Industria y Comercio (SIC), por cuenta de una demanda interpuesta por Tigo y Movistar. La primera medida que tomó la SIC fue consultarle a la CRC “¿cuál es el valor que Claro le puede cobrar desde el primero de enero de 2015 al operador Tigo para el acceso uso e interconexión de redes para la terminación de llamadas?”.

Este medio pudo establecer que Claro le solicitó en cinco oportunidades a la CRC mayores claridades sobre los cobros que se deben hacer entre los operadores. El organismo regulador, tendrá que dirimir está disputa de miles de millones de pesos al año.

Mutismo oficial


Semana.com intentó hablar con la CRC pero decidieron no hacer ningún tipo de pronunciamiento sobre el tema. Argumentaron que, como existe la posibilidad de que los operadores interpongan una solicitud de solución de controversias, cualquier cosa que se diga podría implicar prejuzgar sobre esta decisión. Por ello, la CRC no se puede pronunciar por el momento.

Este medio también intentó contactarse con el MinTic, que ha promovido las medidas para mejorar la competencia entre los operadores. También informaron que no harán pronunciamientos públicos, mientras que la CRC tome las decisiones del caso.

Desde el 2012, las autoridades han tomado medidas para mejorar la calidad del servicio móvil. A raíz de aquel reclamo que hizo el presidente Juan Manuel Santos (por las fallas en el servicio), el Ejecutivo promovió medidas como la portabilidad numérica -implementada en 2011-, el fin de las cláusulas de permanencia y el cambio en los contratos para los usuarios.

¿Pagar o no pagar?

Claro insiste en que los cargos asimétricos no tienen fundamento legal y se ampara en un documento de la OCDE que, según ellos, indica que estos cobros “benefician a los operadores y no a los usuarios”.

Por su parte, Tigo y Movistar también arguyen una comunicación de la OCDE para argumentar su caso. Aseguran que el organismo le recomendó al Gobierno combatir la concentración de mercado, y la mejor medida para hacerlo es promover los cargos asimétricos para beneficiar y promover la competencia.

¿Y los usuarios?


En este choque de trenes, la pregunta es: ¿qué pasa con el bolsillo de los usuarios? De acuerdo con voceros de Tigo y Movistar estos cobros impactaron positivamente las facturas de los usuarios.

En su momento, el senador Jorge Robledo, que había terciado en la polémica, había asegurado en el Congreso que en los dos años de vigencia de la medida de los cargos asimétricos el costo de los planes de voz se ha reducido en un 10 %.

Claro, por su parte, explica que “los cargos asimétricos solo son subsidios o transferencias de dinero entre competidores, principalmente hacia empresas con participación del Estado, sin ningún beneficio para el usuario”.

Sin duda esta novela tendrá muchos más capítulos. Varios de ellos de un resorte jurídico y técnico. Lo importante es que las autoridades que tienen la obligación de regular lo hagan en favor de los usuarios.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.