Miércoles, 7 de diciembre de 2016

| 2016/05/19 21:54

Los carros sin conductor llegaron para cambiar el mundo

Uber presentó su primer coche sin conductor, mientras Google ya tiene avanzados los prototipos.

En Los Ángeles, un carro de pruebas de Google sufrió un accidente al chocar con un autobús. Foto: Archivo particular

De las pantallas del cine a las calles de los países desarrollados. Esa es la evolución de los carros sin conductor. Compañías tecnológicas como Uber y Google han invertido millones de dólares en investigación y desarrollo de estos modelos que están por revolucionar el mundo de la movilidad como lo conocemos.

Pero no sólo los grandes de la tecnología han apostado por estos carros futuristas. Fabricantes como Volvo y Ford también han invertido cifras millonarias para estar a la altura del reto. Uber presentó este jueves su primer coche sin conductor, un prototipo que la empresa estadounidense comenzaría a probar en las calles de la ciudad de Pittsburgh, Pensylvania, en el noreste de Estados Unidos.

“Si usted conduce en Pittsburgh durante las próximas semanas, podrá presenciar un extraño espectáculo: un automóvil que parece ser conducido por un superhéroe”, indicó la empresa de servicio de traslados particulares en su sitio web.

“Es un coche de prueba del Centro de tecnologías avanzadas de Uber en Pittsburgh”, precisó. Para su ensayo, Uber usa un Ford Fusion que contiene varios radares, sensores, cámaras y otro equipamiento.

Muchos grupos de fabricantes de automóviles y de tecnología trabajan en el desarrollo de vehículos “sin conductor” como una manera de facilitar la movilidad de personas discapacitadas o mayores, así como para reducir los accidentes y atascos en las rutas.

Uno de estos proyectos que han avanzado más es el Google Car, del gigante de internet estadounidense Alphabet, que anunció a principio de este mes que le había hecho un pedido al fabricante italiano Fiat de unas cien minivans especialmente adaptadas.

Google y Uber, pero también Lyft, otro servicio estadounidense de traslados en coches con chofer, así como Ford y Volvo, revelaron a fines de abril haber fundado la Coalición de Conducción Autónoma para Calles más Seguras para promover los vehículos autónomos en Estados Unidos.

El director de Fiat Chrysler, Sergio Marchionne, dice que trabajar con Google le ha convencido de que la tecnología de conducción autónoma para vehículos está más cercana de lo que él pensaba y pudiera estar en las carreteras dentro de cinco años. “Veo eso como algo de gran uso en la vida real”, dijo.

Los riesgos

Pero no todo es color de rosa. En Los Ángeles, un carro de pruebas de Google sufrió un accidente al chocar con un autobús. El episodio dejó sobre el tapete los riesgos que implica dejar todo en manos de una máquina.

“En este caso, claramente tenemos cierta responsabilidad porque si nuestro coche no se hubiera movido, entonces no habría habido colisión”, explicaron desde Google.

El informe explica que el Lexus circulaba en la ciudad de Mountain View en California (oeste) con un piloto capaz de tomar control de la nave cuando el auto autónomo se acercó a la orilla derecha para preparase a girar a la derecha. Se detuvo tras detectar costales de arena en su camino.

El vehículo se desplazó al centro de la acera para adelantar los costales, evaluando que un autobús que se acercaba iba a detenerse y dejarlo pasar, pero esto no ocurrió y se produjo la colisión, indica el informe.

Google ha revelado accidentes en los que estuvieron implicados sus autos autónomos, pero hasta ahora siempre había sostenido que estos habían sido producto de errores ajenos y no de su tecnología.

Con información de AFP y AP.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.