Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 1/30/2014 10:32:05 PM

¿Podrán fabricar celulares tan delgados que se puedan enrollar?

Enrollar un teléfono, doblarlo, pisarlo sin que se rompa... Todo esto podría ser posible en un futuro no tan lejano en el que, según los expertos, los llamados "Wearables" dominarán el mercado de los dispositivos portátiles.


Hace poco la empresa surcoreana Samsung Electronics, el mayor vendedor de teléfonos inteligentes del mundo, lanzó un aparato con una pantalla curva de 5,7 pulgadas.

Según Samsung, es un diseño mucho más ergonómico que se adapta mejor a la mano a la hora de sostener el celular.

Además, cuenta con lo que la firma ha denominado Roll Effect, una función que permite apretar el teléfono para balancearlo sobre uno de sus lados cuando está sobre una mesa y activarlo para que nos dé información.

Su rival LG también está a punto de lanzar su primera pantalla curva al mercado.

No obstante, algunos expertos no ven una utilidad real a este tipo de dispositivos.

"Creo que captará el interés de los usuarios a los que les gusta alardear mostrándose con la última tecnología. Nunca hemos visto una pantalla curva en un dispositivo de bolsillo, por lo que tener uno de estos móviles va a darte puntos extras entre tus amigos", le dijo a BBC Mundo Stuart Miles, de la revista especializada Pocket-lint.

Otros analistas creen que es el primer paso de lo que nos espera.

"Puede que estos teléfonos no sean unos jugadores clave en este momento, pero definitivamente son una indicación de lo que viene", comentó por su parte Manoj Menon, de la consultora Frost & Sullivan.

Imagine cómo sería operar un teléfono que fuera como una hoja de papel. Ser capaz de enrollarlo. Apretujarlo hasta que entre en la mochila. Que se caiga al suelo sin que se rompa.

Los científicos ya están trabajando en este tipo de aparatos, y la pantalla curva es un paso en este sentido.

Todo indica que en el futuro nuestros teléfonos podrían ser no sólo sólo inteligentes, sino también plegables.

No obstante, Miles cree que deberán pasar 15 años antes de que podamos verlo.

No tan flexible

Y es que aunque las pantallas curvas son flexibles, los componentes internos y la cáscara que las protege no lo son.

Los científicos ya están trabajando para superar este enorme obstáculo, pero todavía les queda un largo camino.

Por el momento nos tendremos que conformar con tener un teléfono con curvas para impresionar a nuestros amigos, como dice Miles, quien está seguro que dentro de poco inundarán el mercado.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.