Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 6/6/2014 12:00:00 AM

Agencias de viajes: ¿amenazadas por la tecnología?

Mientras el comercio online sigue captando seguidores las agencias tratan de adaptarse y sobrevivir.

El sector turístico es uno de los que más se ha visto influenciado por la web, una herramienta que permitió a los usuarios acceder a interesantes ofertas sin la intermediación de una agencia de viajes. Costos bajos, variedad de productos y servicios, además de  la posibilidad de conocer las experiencias de otros usuarios enriqueció el catálogo vacacional poniéndolo al alcance de un clic. 
 
Dentro de este sector de la economía, sumarse o no a esta nueva dinámica se convirtió en toda una necesidad en pro de conquistar diversos mercados en crecimiento. Nuevas estrategias de interacción con un consumidor expuesto a miles de ofertas turísticas en donde mercados como el colombiano invierten en promedio 4,3 horas diarias navegando en la red. 
 
Este nuevo alcance de la tecnología diversificó el catálogo de ofertas y oferentes, pero también deja en el aire varios interrogantes para las agencias de viajes en Colombia, lo que incluye la subsistencia misma del negocio.

Pero, ¿cuál es el impacto que han generado estas nuevas herramientas para este sector de la economía ? ¿Puede ser una herramienta estratégica que las hace más competitivas y les brinda la posibilidad reducir costos y ofrecer un mejor servicio  al cliente? O ¿se trata del fin de las agencias como se conocen hoy?
 
Las compras en la red se hacen cada vez más frecuente entre los colombianos, aunque su crecimiento no tiene el mismo ritmo que los países vecinos se ha roto la barrera de la desconfianza de las compras online.
   
Hoy por hoy en el proceso de compra no sólo se involucra a un intermediador ‘garante’ del servicio vacacional prestado, sino que por el contrario el cliente se da a la tarea de realizar una rigurosa investigación a fin de comprar un producto, que le satisfaga,  después de una minuciosa tarea en busca de referencias, comparando precios e indagando sobre los diferentes calificativos que los mismos cibernautas le han dado a los servicios y productos en la red. Es decir, la experiencia socializada de los clientes se convirtió en un factor determinante del proceso de compra. 
 
Hay quienes dicen que el surgimiento de estas nuevas herramientas ha puesto en jaque la vida útil de las agencias. Pero para Paula Cortés Calle, presidenta de Anato, se han convertido en un aliado estratégico para llegar a diversos mercados. 
 
“Las agencias de viajes, y el sector turismo en general, atravesamos actualmente por una situación marcada por las innovaciones tecnológicas, mayores exigencias de calidad por parte de los consumidores, el aumento de la competencia y los cambios en el sistema de distribución turística. Ante esta situación debemos analizar en profundidad el mercado y sus diferentes segmentos para determinar las posibles alternativas de actuación”, manifestó en el marco del XIX Congreso Nacional de Agencias de Viajes.
 
Y es que durante el 2013 tanto las agencias tradicionales como las online superaron los 4 millones de dólares. “Una cifra que aporta dinamismo al sector, no sólo en turismo emisivo sino receptivo. Estamos mostrando al país, promoviéndolo, haciéndolo más dinámico”, agregó.
 
Esta nueva modalidad de comercio electrónico logró en 2013 un crecimiento exponencial. El año pasado el conocido e-commerce representó cerca de 3.000 millones de dólares en transacciones en Colombia, lo que significa un crecimiento del 40 % frente a lo registrado para el 2012. 
 
En la actualidad decenas de grandes empresas ofrecen sus servicios y sus productos a través de llamativas plataformas en la red. Homecenter, Carvajal, Grupo Éxito, Dafiti, Falabella, Avianca y Alkosto son algunas de las empresas que han incursionado en el mundo de las ventas online y que hoy compiten por conquistar nuevos mercados, incluyendo al turismo.
 
Hace algunos años se veía los consumidores moviéndose rápidamente entre las agencias de viajes definiendo sus próximas vacaciones. Pero hoy de acuerdo a como los expone la presidenta de Proexport, Maria Claudia Lacouture, a medida que van creciendo las poblaciones y van entrando nuevos jugadores en el proceso de compra de los productos vacaciones la tecnología se convirtió en una herramienta aliada de los turistas para tomar decisiones previas o definir su intención de compra. 
 
Avianca.com, por ejemplo, recibe 80 millones de visitantes al año, con un  promedio mensual que oscila entre los 6,6 y los 7,2 millones. Se estima que 48 % son visitantes únicos entre 25 y 45 años. 
 
En total cerca del 60 % de la población colombiana cuenta con acceso a internet. Uno de cada dos colombianos ya hace uso de la red. Alrededor de unos 26 millones de personas tienen acceso, los cuales invierten un promedio de 4,3 horas diarias navegando según cifras presentadas por Andrés Fuentes, director de adquisición de nuevos negocios de Google en Colombia.
 
“Hay que tener una presencia digital. Se vuelve muy relevante para generar negocio para generar ventanas y reservas, hay que capturar esa vitrina virtual”, explicó.
 
Y es que en el último año el 68 % de los compradores de paquetes turísticos indicaron que su interés de adquirirlos se dio gracias a internet. De los cuales el 26 % investigó pero realizó su compra offline y el 67 % cerró el ciclo en la red. De acuerdo a Fuentes, se evidenció en el 2013 un crecimiento del 16 % en las búsquedas sobre turismo. 
 
El año pasado el número total de viajeros que ingresaron al territorio nacional alcanzó los 3,6 millones, 8 % más que en el 2012, y aunque la cifra resulta irrisoria en comparación con los más de 20 millones que mueve México, es un logro que permitió superar los 3,2 millones que ingresaron a Perú, el principal competidor de Colombia. El sector, se ha convertido en el tercer generador de divisas del país después del petróleo y el carbón, con 3.600 millones de dólares, de acuerdo con Cortés, de Anato.
 
Según las cifras trazadas por el gobierno para este año, se espera alcanzar los 4 millones de visitantes internacionales. Una cifra que para abril ya se calculaba en más de 600.000.
 
Por su parte, el Ministro de Comercio, Industria y Turismo, Santiago Rojas rescató el crecimiento que ha tenido el sector. Un incremento que se calcula en 8,2 %, superior al 5 % del mundo. “Ahora viene una nueva etapa en la que de la mano de las agencias de viajes y los empresarios del turismo, nos enfocaremos en elevar la calidad de nuestros destinos y productos con criterios de sostenibilidad, sustentabilidad y competitividad. Seguimos pensando en grande y los resultados obtenidos hasta la fecha nos demuestran que son metas alcanzables”.
 
Quizás el renombre de sus playas, el carisma y calidez de su gente, su riqueza natural o cultural, por ocio o simplemente un viaje de negocios son algunas de las razones que fomentan el ingreso de extranjeros al territorio nacional. 
 
Aunque, según el reporte presentado por Anato, en el 2013 más de 50.000 personas ingresaron al país en busca de tratamientos médicos. Un hecho que representó un crecimiento del 61 % en comparación con el 2012. Por cada dólar que un turista paga en un hospital, son cinco dólares que gasta en hoteles, transporte y compras. 
 
Y es que el interés foráneo sobre el sector salud ha tenido eco desde que se conoció que Colombia ocupaba uno de los primeros puestos entre los países escogidos para practicarse procedimiento de cirugía estética, según cifras de la Sociedad Internacional de Cirugía Plástica Estética (Isaps).
 
A pesar de este positivo balance existen algunas fallas que dificultan el posicionamiento de Colombia en el radar internacional como uno de los países turísticos por excelencia. Algunos de ellos involucran problemas de orden público, inadecuada infraestructura y escasez de información aspectos determinantes en el desarrollo de este sector y su influencia en la economía local. 

La informalidad del sector turístico es una de las amenazas que pone en riesgo no solo su óptimo ejercicio sino también la seguridad de los interesados en acceder a los paquetes vacacionales. La competencia no sólo radica entre los agremiados al sector sino que ahora prolifera desde la generación espontánea de unos oferentes de productos y servicios a través de la red en una cruzada inequitativa, como señala Cortes Calle, con aquellos que actúan sin los requisitos legales, burlando el pago de las obligaciones tributarias y todas aquellas entidades que desarrollan funciones que no les son propias y para lo cual no están autorizadas por el registro nacional de turismo. 

"Nosotros siempre le hacemos un llamado al viajero para que consulte las agencias de viajes donde va a ir, que consulte que esté en el registro nacional de turismo", añadió como una alternativa para blindar a los potenciales clientes frente a estafas o irregularidades de las que no se está exento dado el amplio mercado de oferentes. 
 
El sol, la playa siguen siendo los lugares predilectos tanto para los turistas nacionales como para los internacionales es por ello que el ministro, Santiago Rojas, enfatizó en la importancia de resaltar el atractivo turístico de otras zonas del país, formando la Red Turística de los Pueblos Patrimonio, el Paisaje Cultural Cafetero, y otros atractivos que hacen parte del Patrimonio Cultural de la Humanidad y que Colombia es privilegiado de tener.
 
“Fortalecer la competitividad y el emprendimiento turístico de poblaciones del país con atractivos turísticos diferenciados. Entre 2012 y 2013 se han emprendido proyectos con las comunidades indígenas de Yaguas, Ticunas y Cocamas en el Amazonas; Ingas del Putumayo; Emberas del Chocó; y comunidades desplazadas retornadas al territorio en Cocorná, Granada, San Carlos, San Rafael, San Luis y San Francisco, en el Oriente Antioqueño”, añadió el funcionario.

El país tiene 'madera' para competir con las grandes industrias turísticas del mundo y más que un territorio emisor, como lo confirman los más de 60.000 colombianos que viajarán a Brasil a disfrutar de la celebración de la Copa del Mundo se hace necesario fortalecer un sector que promete convertirse en uno de los impulsadores de la economía interna. Y es que actualmente el mercado cuenta con más de 3700 agencias. A pesar de los rumores que corrían hace algunos años sobre el riesgo que posiblemente tenía el sector, una cifra positiva comparada con las 2000 con las que se contaba hace 5 años. “Queremos que el turismo se convierta en un propósito de Estado”, fue uno de los llamados que se hizo desde el evento. 

“El próximo gobierno, sea quien sea, debe tener en su mente al 100 % turismo. Es el reto de cada uno de los gremios de diferentes sectores que el gobierno lo acompañe. Nosotros hemos tenido un acompañamiento muy importante, del sector público-privado. Trabajamos de la mano de los gobiernos. Pero nosotros esperamos que el próximo esté inmerso en las bondades que tiene el turismos, en las bondades que puede entrarle al país”, puntualizó Cortés.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1842

PORTADA

La voltereta de la Corte con el proceso de Andrade

Los tres delitos por los cuales la Corte Suprema procesaba al senador se esfumaron con la llegada del abogado Gustavo Moreno, hoy ‘ad portas’ de ser extraditado. SEMANA revela la historia secreta de ese reversazo.