Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 2/5/2001 12:00:00 AM

A bajar esos kilos

Nada mejor que comenzar el año con una buena dieta y una rutina de ejercicios para recuperar la silueta perdida

Después de la buena comida y bebida de las fiestas de fin de año casi todas las personas aumentan unos kilos. Por eso en enero es necesario poner la casa en orden y recuperar el peso ideal. Y para lograrlo nada mejor que hacer ejercicio. Aunque la verdad sea dicha, hacer gimnasia debe ser un asunto de todos los días si de conservar una buena salud se trata. Lo más difícil es empezar y tener disciplina para hacerlo. Para no hacerlo, muchos se escudan en que no tienen tiempo, están cansadas o que no pueden ir a un gimnasio, o manifiestan que no les apetece. Lo cierto es que cualquiera puede iniciar un buen programa de adelgazamiento o de mantenerse en forma en cualquier momento. Sólo basta tener una buena actitud y algo de disciplina. En su libro Obesidad… principal enemigo de su calidad de vida, la doctora Patricia Restrepo recomienda modificar los hábitos de pensamiento y dejar esa idea del ejercicio como una pérdida de tiempo porque en realidad es una excelente inversión en salud a largo plazo. Pero antes de empezar es bueno saber que no todos los ejercicios son buenos o aportan los mismos beneficios. Para mejorar el corazón y los pulmones no existe nada mejor que los aeróbicos, que son los que se realizan utilizando el oxígeno, y en este grupo se encuentran caminar, trotar, nadar, bailar, escalar montañas, subir escaleras, montar en bicicleta o patinar. Para recobrar resistencia muscular los indicados son los ejercicios de fuerza, como los que se realizan con bandas de resistencia y levantamiento de pesas. Cuando se trata de mejorar la flexibilidad lo más adecuado son los ejercicios de estiramiento. Es importante que antes de iniciar la persona sepa cuál es su objetivo y visite al médico para que le ayude a diseñar una rutina diaria que se acomode a sus necesidades. No todas las rutinas tienen que ser controladas, con un conjunto de ejercicios de calentamiento y estiramiento y a una hora específica. Los planes también se pueden diseñar incorporando el ejercicio en la vida diaria, esto es, aumentando las caminatas diarias, desestimulando el uso del ascensor o del auto y subir escaleras. El ejercicio no debe venir solo. Una dieta bien equilibrada ayudará a mantener el cuerpo en forma y en buena salud. Los nutricionistas recomiendan comer a las horas establecidas, incluyendo el desayuno. También es importante consumir más vegetales y frutas y no hacerlo en exceso. Dentro de los comportamientos que se deben suprimir está ingerir alimentos fritos y dulces en exceso y pasar tardes enteras viendo televisión. En lugar de tanto reposo sugieren actividades que exijan más ejercicio. La idea es que las dietas balanceadas y el ejercicio no sólo se incluyan para objetivos muy concretos, como bajar un kilo o dos, sino que se vuelvan parte de la rutina diaria de las personas.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1830

PORTADA

En la cuerda floja

La economía avanza a paso muy lento. Se necesita con urgencia un estartazo, pero el desánimo y el pesimismo limitan las posibilidades de una recuperación.