Miércoles, 7 de diciembre de 2016

| 1993/05/31 00:00

Cuestión de química.

Ahora se sabe que ciertos ingredientes contenidos en los vegetales ayudan a pelear contra el cáncer.

Cuestión de química.

YA NO SOLO LOS nutricionistas están a favor de una dieta rica en fibra y vegetales. Los científicos que trabajan en la lucha contra el cáncer han descubierto que mayoría de ellos son ricos químicos que pueden impedir que los tumores, en cualquier estadio que se encuentren, continúen su crecimiento.
Desde hace años los pidemiólogos han observado que la gente que consume dietas ricas en alimentos vegetales presenta índices mucho más bajos de cáncer pero aún no habían determinado por qué. Ahora un grupo de científicos parece haber dado en el clavo.
Los investigadores del hospital Universitario de Heidelberg, en Alemania, han informado que lograron aislar un componente-llamado genisteine encontrado en orina de la gente que consume altas cantidades de verduras y granos, como es el caso de los japoneses.
En experimentos realizados en animales, a través de una versión sintética de este químico, han logrado comprobar que ésta bloquea el crecimiento incontrolado de las células malignas impidiendo la formación de tumores. Los estudios permiten prever que esta sustancia podría convertirse en una poderosa arma en la prevención del cáncer, ya no simplemente como una recomendación en la dieta delas personas, sino como un medicamento para tratar los tumores que ya se han desarrollado. Esto que ahora han comprobado los científicos permitiría explicar el hecho de que muchos japoneses, quienes tienen una dieta rica en vegetales, cuando van a vivir a Occidente, donde la dieta es pobre en vegetales, presentan una mayor incidencia de cáncer.
El hecho de que se haya encontrado un poderoso anticancerígeno en los alimentos abre un nuevo campo a los investigadores.
Mientras algunos alimentos contienen químicos que promueven el desarrollo del cáncer y otros, en cambio, poseen componentes que pueden inhibir el desarrollo de la enfermedad, el reto de los científicos es el de poder establecer qué clase de químicos predominan en la dieta habitual de las personas para hacer las modificaciones necesarias.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.