Jueves, 29 de septiembre de 2016

| 2016/09/23 09:07

Lecciones del divorcio Brangelina

Infidelidad, peleas y conflictos muestran que los famosos y millonarios sufren las mismas tensiones que el resto de parejas. La plata y los hijos serán el próximo conflicto entre ellos.

Angelina Jolie y Brad Pitt. Foto: Revista Jet Set

Sara Davison, autora de Uncoupling, un libro que enseña a sobrevivir después de una ruptura amorosa, señala que hay dos tipos de divorcio: el consciente y amigable, como el que hicieron Gwyneth Paltrow y Chris Martin después de 11 años juntos, y la separación abrupta luego de una traición amorosa. El anuncio de divorcio de Angelina Jolie y Brad Pitt luego de 2 años de matrimonio y 10 de convivencia, indica que la suya caerá en esa segunda clasificación.

No solo está marcada por la supuesta infidelidad de Pitt sino por abuso de drogas y violencia familiar, por lo que desde ya se vislumbra una pelea campal por los seis hijos de la pareja. Si bien la actriz anunció que dejará que su padre los visite, quiere ostentar ella sola su custodia.

Y como en todos los divorcios, el tema de división de bienes va a ser jugoso porque está en juego una millonaria fortuna. Se rumora que el dinero acumulado durante el matrimonio, que es del orden de los 500 millones de dólares, será para los hijos.

Pero la disputa económica depende de que la pareja haya hecho un acuerdo prematrimonial. Si lo hicieron la repartición de bienes será fácil pero si no, se anticipa que habrá una puja por dividir la fortuna que hicieron durante su tiempo juntos. La principal razón de las discrepancias podría ser que Pitt habría tenido más ingresos durante estos últimos años. La fortuna de Pitt alcanza los 310 millones de euros mientras que la de Jolie asciende a 240 millones.

Todo esto comprueba que las parejas famosas y millonarias en el fondo son como el resto de mortales que a diario se divorcian en el mundo. Para Davison, quien vivió en carne propia la infidelidad de su marido dice más allá de la división de bienes y establecer quién tiene la custodia de los hijos, lo más difícil durante el duelo de la separación es superar que la persona con quien se pensaba pasar el resto de la vida se convirtió en un total extraño.

¿Por qué llegaron a ese punto?

Todo indica que la decisión de Angelina se venía cocinando desde hace tiempo. Según los expertos, el divorcio, no es algo que una mujer toma a la ligera y ese parece ser el caso de Jolie, de quien se dice que debió vivir un tiempo de gran tensión antes de tomar la decisión de divorciarse. Según la revista People, probablemente no hubo un detonante único sino muchas situaciones que fueron acumulándose hasta que una gota rebasó la copa. La infidelidad pudo ser una de ellas. Según la psicologa Evelyn Peckel, una traición de este tipo “lesiona profundamente la confianza en el otro”.

Pero no siempre una infidelidad lleva al rompimiento. Según la experta cuando ambos tienen la intención de seguir y el infiel muestra actos de reparación y da la posibilidad de restablecer la confianza es posible que la pareja se salve. El problema es cuando el infiel minimiza lo que hizo y no da muestras de arrepentimiento ya sea porque no le parece grave o porque continua su amorío. En esas circusntancias es más dificil para el agredido perdonar la falta.

En el caso de los Jolie Pitt el lío es que este apenas parece ser uno de los tantos motivos de conflicto. Según los tabloides, las peleas se volvieron más frecuentes y ella no quería que los hijos se afectaran con las continuas discusiones de sus padres. Se dice que peleaban por la dirección que debían tomar sus carreras y las diferencias en el estilo de crianza. Al parecer Pitt era mucho más estricto en la disciplina de ellos mientras que Jolie prefería una educación más relajada.

Según Alvaro Sierra, experto en matrimonio estas diferencias son, después del dinero, motivos frecuentes de pelea entre las parejas de hoy. A pesar de eso muchas logran resolverlas. Todo depende de la comunicación y la importancia que le den al vínculo. Es posible que como muchas otras de hoy, los jolie Pitt sufrieran del sindrome de falta de disposición para afrontar dificultades, como lo dice Sierra: “Las parejas de esta generación prefieren escapar del problema y no buscan una solución para que el matrimonio permanezca”, dice.

¿Qué pasará con los niños?

Nadie duda que los hijos sufren mucho cuando los padres tienen una relación conflictiva. Los expertos señalan que a veces es mejor la separación a vivir en un hogar donde las relaciones entre ellos son tensa. Aún así, el divorcio los afecta enormemente en el corto plazo. Pero los estudios señalan que ellos se recuperan rápidamente después del choque inicial y solo una minoría tiene un sufrimiento prolongado. Psicologos de la universidad de Virginia encontraron que muchos niños experimentan efectos negativos del divorcio como ansiedad, rabia, culpa pero esas reacciones disminuyen luego de dos años.

El problema es cuando los padres usan a sus hijos como caballito de batalla para saldar cuentas pendientes de la relación. En Colombia es común que las parejas incien luego del divorcio otros procesos legales relacionados con sus hijos tales como restitución de la custodia, aumento o disminución de la cuota alimentaria, permisos para salir del país o privación de la patria potestad, entre otros-. Para los expertos, detrás de esos pleitos se esconden otros sentimientos como la rabia y la necesidad de venganza. Esto se debe a que si bien han hecho el divorcio legal aún no han tramitado el emocional.

Con los seis hijos de la pareja más popular de Hollywood podría pasar lo mismo ya que Angelina Jolie no quiere compartir la custodía de ellos con su esposo. Los estudios muestran que cuando ambos progenitores comparten la custodia, los niños tienen menos problemas psicosomáticos como falta de sueño, pérdida de apetito y dolores de cabeza. Aunque se había creído que compartir la custodia podía ser más estresante por el constante cambio de casa, “tener contacto directo a diario con los padres parece ser más importante que vivir con solo uno de ellos”, señalaron los investigadores del Centre of Health Equity Studies, en Estocolmo.

Lo que cambia las cosas en este caso son las acusaciones de que Brad habría agredido verbal y físicamente a uno de sus hijos frente a su madre y hermanos durante un vuelo en su avión privado el día antes de que Angelina sometiera los papeles de divorcio. Este tipo de comportamiento es causal de divorcio para cualquier pareja “pero los niños no tienen como divorciarse de sus padres y lo unica opcion es protegerlos porque el daño sicologico de ese tipo de abuso, ya sea emocional y verbal es permanente”, dice la psicologa Susan Heitier.

Lo que viene

Pitt está devastado pues solo se enteró de la demanda de divorcio el día antes de que se conociera públicamente, y aunque le suplicó a su esposa que esperara, la decisión estaba tomada. En un comunicado a la prensa manifestó que ahora solo le preocupa el bienestar de sus hijos y que batallará por tener la custodia compartida de ellos.

A ambos les esperan tiempos dolorosos. Davison señala que la mayoría de las personas, especialmente aquellas que tuvieron que enfrentar la infidelidad de su pareja, pasan mucho tiempo preguntándose qué hicieron mal. Ella recomienda “volver a tomar el control de la vida porque si la persona está constantemente culpándose de lo ocurrido o hablando de su ex, le va a ser difícil pasar la página”.

La meta no es enfocarse en el odio y la amargura hacia la persona. Ojalá los Jolie Pitt hagan este tránsito de esposos a ex pareja de la mejor manera. Va a ser dificil para ellos cuando millones de personas en el mundo no querrán perderse un solo detalle de este proceso. LO que sucede es que sus seguidoes están tan devastados como los actores por este divorcio, precisamente porque les recuerda que aún las parejas más carismáticas de Hollywood son tan humanos como los demás.

También acechan a su ex en las redes sociales o no enfrentan las emociones negativas, sino que las enmascaran con el trabajo, el gimnasio, el trago o las drogas. “Está bien llorar y liberar las emociones negativas porque eso hace parte del proceso de sanación”, explica.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.