Viernes, 28 de noviembre de 2014

| 2013/09/17 00:00

El insólito código para vestirse en una entidad estatal

La entidad implementó el “manual del buen vestir” con estrictas medidas en la forma como lucen y se visten todos sus empleados.

. Foto: Representación.

Muchas empresas y organizaciones suelen tener inviolables normas de comportamiento y etiqueta dentro de sus instalaciones y algunas tienen protocolos extremadamente exigentes para la forma de vestir de sus empleados.


Pero el Fondo Nacional de Garantías, entidad a través de la cual el Gobierno busca facilitar el acceso al crédito para las micro, pequeñas y medianas empresas; desarrolló un manual bastante detallado en el que establece la forma “correcta” como sus empleados deben vestirse.


El manual consta de 33 diapositivas y en su introducción se hace énfasis en esta premisa: “Te damos la bienvenida a que hagas parte de la guía de implementación del código del buen vestir del FNG, el cual nos va ayudar a conservar la norma de nuestra imagen corporativa en diferentes situaciones proyectando una imagen limpia, formal y profesional”.


Mujeres


En el FNG ya quedó establecido que las mujeres solo podrán utilizar zapatos cerrados con un tacón que puede variar solo ente los dos y los ocho centímetros, además quedan prohibidas las sandalias, los zapatos deportivos y las baletas.


También se estableció que el largo de las faldas debe ser mínimo a la altura de las rodillas y que siempre deben usarse con medias veladas, asimismo están prohibidas las faldas demasiado cortas o demasiado largas y los “shorts” son una opción jamás aceptada. “En cuanto a las camisas y blusas se maneja una gran variedad, pero deben tener en cuenta que no están permitidos los escotes pronunciados y telas brillantes con demasiadas aplicaciones propias para otro tipo de eventos o lugares, así como los tirantes, strapless, camisetas tipo “tops” o demasiado cortas de la cintura”, indica el manual.


Las transparencias al igual que los “shorts” son inaceptables en el lugar de trabajo. Por su parte, el cabello siempre debe llevarse limpio, bien peinado y los populares “caimanes” jamás deben ser utilizados para recogerse el pelo. Además, también es de vital importancia para el Fondo Nacional de Garantías que sus funcionarias nunca dejen que las raíces de sus cabellos estén visibles y que los colores que escojan como tintura no sean escandalosos. El pelo húmedo al llegar al trabajo tampoco es una buena idea.


Las uñas no deben tener decoraciones, los colores deben ser sobrios y el esmalte desquebrajado está por fuera de la etiqueta así que deben retocarlo constantemente. El manual también incluye un paso a paso detallado de cómo maquillarse y recomiendan con énfasis el uso del rubor ya que “es fundamental para mejorar el aspecto de la piel, ocultar manchitas y granitos, siempre y cuando no se exceda su uso”.


Hombres


El FNG estableció que el uso de saco y corbata es obligatorio de lunes a jueves y con combinaciones neutras, el cabello debe estar siempre corto y el uso de gel ya no está bien visto, la organización recomienda el uso de cera moldeadora, ya que el efecto húmedo “es de muy mal gusto”.


El rostro debe estar afeitado o en su defecto la barba debe estar arreglada, pero nunca larga. Por su parte, las medias deben ir a tono con el pantalón o el calzado y las uñas arregladas pero jamás con esmalte transparente.


“Se recomienda portar traje siempre para reuniones con clientes o en aquellos eventos donde se levantarán imágenes en foto y video para publicaciones. En cualquier visita la corbata es imprescindible”, registra el manual del buen vestir.


Todos los empleados hombres deben optar por camisas de un solo color y la corbata siempre a la altura de la correa, en cuanto a los pantalones, estos deben ser de paño , gabardina o paño con lycra y los jeans no están permitidos.


Los zapatos de los hombres siempre deben ser de piel, jamás de tela y los tennis son una opción descartada de antemano.


El manual del “buen vestir” es tan detallado que se refiere incluso a los perfumes y lociones. Y su capítulo empieza así: “Para elegir una fragancia debes tener en cuenta el lugar donde realizas tu trabajo, no es lo mismo trabajar en una peluquería, que en una oficina”.


No se recomiendan las lociones de aromas intensos y duraderos, porque según el FNG eso “podría no gustarle a nuestros clientes”.


Viernes casual


El FNG implementó “El Business Casual” para el día viernes lo cual significa vestir casual de negocios pero de una manera cómoda sin perder la formalidad. “El que vistamos casual no quiere decir que está permitido trabajar con zapatos deportivos o escotes pronunciados”, además agrega: “cuando no tenemos una guía definida para seguir es más difícil elegir la ropa adecuada para las diversas ocasiones de trabajo, es por eso que a continuación, la siguiente información te ayudará a identificar lo que es apropiado de acuerdo a nuestro código de vestir”.


En el viernes casual se admiten pantalones en dril o materiales livianos, chaquetas o blazer. No es permitido usar camisetas, ni tipo polo con cuello para el caso de los hombres. En este día, aunque casual y más cómodo, no se pueden utilizar: jeans, pantalones con bolsillos grandes, sudaderas, sandalias, plataformas exageradas, minifaldas, blusas ombligueras, leggins o descaderados.


El protocolo es extenso, pero al parecer de vital importancia para el cumplimiento de las funciones de los empleados del Fondo Nacional de Garantías.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×