Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 3/30/2012 12:00:00 AM

Google pone un ciego al volante

El sueño de muchos de tener un vehículo que se maneje por si sólo hasta ahora ha sido algo que se ve en películas o en promesas futurísticas. Pero para un hombre de California, Estados Unidos, fue ya realidad.

;
BBC
Steve Maham, director del Centro de Ciegos de Santa Clara se convirtió en el primer conductor en sentarse al volante del auto que Google viene desarrollando desde hace dos años para hacer posibles esos vehículos autónomos.
 
Maham no es un conductor cualquiera: con 90% de su visión perdida es considerado legalmente ciego y hace siete años entregó su licencia de conducir al perder la visión en el único ojo que le permitía ver.

En un video colocado en YouTube por los responsables del proyecto se ve Maham sentado al volante del Toyota Prius, que está dotado con radares y sensores láser con los que la computadora de abordo "observa" el camino y va definiendo la ruta.

Para marcar la milla

El auto acumula ya 321.000 kilómetros de pruebas de laboratorio y en trazados cerrados donde es controlado por el equipo de técnicos de Google.

Y como contado en millas es un número redondo (200.000 millas) decidieron marcar la ocasión poniéndolo el prototipo en una ruta normal fuera del centro de investigaciones.

En el video se ve a un complacido Maham pasar por el servicio al auto de un restaurante Taco Bell y luego visita otros negocios que formarían parte de la rutina diaria de cualquier habitante de suburbio estadounidense.
 
"Fue absolutamente maravilloso", dijo Maham en entrevista con la BBC, quien explicó que "cuando se programa el destino en la computadora del auto, simplemente se presiona un botón y el auto va por sí solo".

No era la primera vez que Maham se montaba en el Prius de Google "No estaba nervioso en lo absoluto.

"Ya había tenido algunas experiencias como pasajero en el vehículo, así que tenía alguna idea de cómo se comporta el auto en algunas circunstancias. Una vez que estuve detrás del volante me sentía extremadamente confiado y muy seguro".

Memorias de conductor

Aunque tiene muchos años de no poder manejar, Maham explicó que sentarse al volante activó conductas aprendidas de sus tiempos de conductor.

"Lo primero que quieres hacer es tomar el volante, piensas en el acelerador y en el pedal de freno, pero logré mantener mis pies fuera de los pedales y las manos lejos del volante"

Para Maham un vehículo autodirigido puede ser un lujo de comodidad para la mayoría de los conductores, pero para invidentes como él sería una herramienta de gran ayuda en sus vidas diarias.

"Es una opción extremadamente importante para el futuro. La pérdida de movilidad es una de las mayores pérdidas que sufren las personas con problemas de visión. La mayoría de las personas pierden la visión ya mayores, están acostumbrados a movilizarse,

"En nuestra cultura suburbana donde muchos de los lugares y centros de servicios a los que necesitamos ir suelen quedar distantes, no son distancias caminables, especialmente aquí en California", dijo Maham a la BBC.

Largo recorrido
 
"Organizamos esta prueba como un experimento técnico, pero creemos que es una mirada prometedora a lo que una tecnología autónoma puede hacer algún día si se pueden alcanzar rigurosos estándares de tecnología y seguridad", escribió el equipo de Google.

El proyecto del vehículo autónomo empezó en 2010, cuando la empresa adaptó una flotilla de autos con GPS, sensores y cámaras y empezó su batería de pruebas.

Los ingenieros aseguran que los autos robots pueden reaccionar más rápidamente que si los manejara un humano y que eso redundaría en una disminución del número de accidentes en las carreteras.

Pero para que todo esto se haga realidad deberán coordinarse muy bien muchos detalles técnicos y legales, como el simple hecho de que un vehículo por definición no puede circular por vías públicas si no tiene un conductor.

Excepto en Nevada que en febrero se convirtió en el primer estado de EE.UU. en aprobar la circulación de vehículos auto-conducidos, mientras que en California una iniciativa similar se va abriendo pasado lentamente en el Senado estatal.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.