Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 7/5/1993 12:00:00 AM

"Grasa de tu grasa"

La última moda en cuestión de belleza es mandar a fabricar las cremas para el rostro con la propia grasa.

SE LE LLAMA "CREma de grasa autógena" porque contiene, entre otros componentes, grasa del mismo paciente en una proporción del tres al cinco por ciento. Desde hace un tiempo, dermatólogos y cirujanos plásticos se han convertido en fabricantes de productos de belleza para sus pacientes. La ventaja de usar una crema de grasa autógena o natural, es que se trata de una forma efectiva de evitar las alergias.
La piel normal -explica el cirujano plastico Felipe Coiffman- está cubierta por una capa ligeramente grasosa, que la protege. "Si al levantarnos en la mañana, pasamos la yema de los dedos sobre la nariz notamos que está cubierta por una especie de 'cold cream' natural que la mantiene elástica y protegida". Pero con el tiempo, las glándulas sebáceas y sudoríparas se van atrofiando y dejan de producir esta lubricación natural. Esto explica -dice el especialista- por qué la piel de las personas de edad avanzada es mas delgada, más seca y más expuesta a la formación de manchas, queratosis y tumores malignos. "Es una epidermis que no se defiende contra el viento, las inclemencias del tiempo ni contra los rayos solares".
Ante la comprobada nocividad de los rayos ultravioleta y su alta incidencia en el envejecimiento, además del riesgo del cáncer cutáneo, los dermatólogos y cirujanos plásticos han tratado de encontrar cremas más efectivas y naturales para la protección. Es así como desde hace un tiempo se ha implementado la idea de las cremas de grasa autógena. "Al agregar grasa del mismo paciente y electrolitos a una crema base,se trata de imitar lo más cerca posible, la constitución de la grasa natural de la piel". La grasa autógena -explica el especialista- aporta 18 elementos grasos que ninguna crema comercial posee. Pero además se le adicionan otras sustancias -como lactato de Ringer y urea- que aportan los elementos minerales y nitrogenados para imitar la composición natural del sudor, que hace parte de la grasa natural de la piel. Su base está constituída por elementos humectantes y protectores, como la carbamida (urea) que es la sustancia hidratante más aceptada actualmente por dermatólogos y cirujanos plásticos;vitaminas A y E, conocidos antioxidantes y electrolitos y emulsificantes, que permiten que las grasas se mezclen con el agua.Aunque la alergia a la grasa autógena es imposible, puede suceder que un paciente sea sensible a los otros componentes; sin embargo este riesgo es mínimo.
Para prepararla, el cirujano plástico extrae la grasa por el método de lipoinyección, que consiste en una sencilla operación bajo anestesia local. El paciente puede regresar a su casa inmediatamente después. Para un frasco de 60 gramos (dos onzas) se extraen de cuatro a ocho centímetros cúbicos de grasa del paciente. El dermatólogo o el cirujano plástico la preparan, filtrándola por un cedazo especial, en la misma sala de cirugía, lo que hace que de los cuatro a ocho mililitros de grasa extraída queden aproximadamente uno a tres de grasa líquida, que se mezcla con la crema base.
El hecho de utilizar la propia grasa hace que la crema tenga que ser de uso exclusivo del paciente. Como quien dice, en cuestión de belleza, estamos en la era de las cremas "personalizadas".
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1850

PORTADA

El hombre de las tulas

SEMANA revela la historia del misterioso personaje que movía la plata en efectivo para pagar sobornos, en el peor escándalo de la Justicia en Colombia.