Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 7/29/1991 12:00:00 AM

HOGAR, DULCE HOGAR?

La polución no está sólo de puertas para afuera. Nuevas investigaciones señalan que la vivienda es una fuente de agentes tóxicos.

NI SIQUIERA EN la Casa Blanca se puede estar seguro Recientemente las taquicardias del presidente Bush hicieron volver los ojos de los médicos a dos causas principaless un virus transmitido por su mascota o el plomo liberado en el agua por las viejas tuberías de la mansión presidencial Al parecer, Bush ha sido una víctima más de los múltiples peligros que asechan al hombre moderno dentro de su propio hogar.
Cada día los científicos encuentran más nefastos efectos en cosas que siempre fueron consideradas signos de bienestar. El sol, el agua, el aire, los alimentos, los electrodomesticos son tan inocuos como parecían hace unas décadas cuando la gente a lo único que le temía era al comunismo. También quedó atrás la época en que evitar hábitos nocivos como el alcohol y el tabaco, ingerir alimentos altos en grasas o llevar una vida sedentaria garantizaba una saludable supervivencias Así usted sea el más saludable de los mortales, su organismo está siendo paulatinamente minado por una serie de agentes tóxicos. radiaciones, plaguicidas, químicos industriales que, sumados a los efectos del estrés dejan prácticamente nula toda posibilidad de protección.
La preocupación ha llegado a tal punto, que algunos expertos se refieren a ella como la polulocondria. Este temor también ha generado una nueva y rentable industria, la de los artefactos de tectores de radiaciones y agentes tóxicos que en poco tiempo serán tan indispensables como el control remoto del televisor.
Si para resguardarse de la contaminación ambiental, usted ha optado por cerrar puertas y ventanas, está equivocado. La mayoría de los riesgos no están en el exterior sino en su propia casa. En un simposio de ambientalistas celebrado el mes pasado en Turin Italia, los asistentes concluyeron que la contaminación hogareña es tanto o más peligrosa que la ambiental, aunque rara vez se habla de ellas. Y al parecer, en el abc de los agentes nocivos, está prácticamente todo el inventario del confor.
Recientemente, los expertos han advertido sobre el riesgo de cáncer que entrañan las redes electricas y las radiaciones emitidas por los aparatos electrodomésticos. Estudios en animales de laboratorio demuestran que los campos electromagnéticos aumentan las tasas de crecimiento de algunas células cancerosas. En cuanto al horno microondas, los especialistas señaban también el peligro de fugas radiactivas cuando la puerta no cierra herméticamente. A esto se agrega la creciente preocupación sobre el radón. Este gas producto de la descomposición de los suelos y responsable de la mitad de la radiactividad natural puede penetrar al interior de las viviendas a través de fisuras de las cañerías y acumularse en ambientes cerrados y mal ventilados. En concentraciones altas, puede producir cáncer. Como si esto fuera poco, los expertos advierten que la calefacción o un equipo de aire acondicionado mal instalados pueden ser el caldo de cultivo de gérmenes patógenos y partículas irritantes provenientes del exterior. Así mismo señalan que el monóxido de carbono que se produce durante la cocción de alimentos en ambientes que no cuentan con suficiente ventilación puede ser causa de problemas respiratorios. Los materiales de construcción como el cemento y los laminados plásticos también están en la lista de contaminantes. Las tuberías viejas pueden liberar partículas de plomo en el agua de consumo. También se ha hecho una nueva revisión acerca de las pinturas que contienen altas concentraciones de plomo que pueden ser inhaladas o ingeridas en el polvillo contaminado liberado por las peladuras en las paredes. Como se sabe, el plomo es una neurotoxina que en altas dosis en el organismo, puede afectar el desarrollo cerebral de los niños. Esto va también para las resinas que impregnan los muebles, las cuales pueden agravar la situación.
Al decir de los especialistas, el espectro de contaminantes hogareños es más amplio de lo que parece a simple vista. En esto incluyen también algunos desmanchadores y productos utilizados para la limpiezas los enlatados en recipientes que contienen puntos de soldadura y los recipientes de cerámica vitrificada que se utilizan para los hornos microondas. Hasta un simple vaso de vino se ha convertido en un riesgo. Según una nueva investigación, las copas de cristal decantado están en la mira de los productos liberadores de plomo entre más tiempo el vino permanezca en el cristal, mayor es la cantidad de metal tóxico disuelto en la bebida. Los investigadores advierten también sobre los biberones de cristal ya que el metal puede disolverse con la misma facilidad en el jugo de frutas como en el vino. Una de las concecuencias del progreso ha sido el aumento de los agentes toxicos. En épocas remotas, el hombre primitivo sólo tenía que preocuparse por dos causas de muerte: caer fulminado por un rayo o ser aplastado por un dinosaurio. De resto, no tenía mayores riesgos de salud. Y aunque cada día debía enfrentarse con una gigantesca fiera para obtener su alimento, esto no los preocupaba porque entonces no habían oído hablar de los terribles efectos del estrés. Pero en una época en la que todo hace daño o engorda, uno puede considerarse afortunado si es capaz de morir de algo tan sofisticado como un rayo.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1829

PORTADA

Gran encuesta presidencial

Vargas Lleras arranca fuerte, Petro está estancado, Fajardo tiene cómo crecer y los partidos tradicionales andan rezagados. Entre los uribistas, Ramos se ve fuerte. Y Santos tiene 35 por ciento de aceptación. Gran encuesta de Invamer para Caracol Televisión, Blu Radio y SEMANA.