Miércoles, 7 de diciembre de 2016

| 2005/03/06 00:00

La vuelta al mundo en 67 horas

Practicamente sin gasolina y luego de tres dias sin dormir, el aventurero Steve Fossett dio la vuelta mas rapida de la historia alrededor del planeta.

El Global Flyer está diseñado para albergar hasta 9.500 kilos de gasolina en sus tanques. Tiene una cabina en la que sólo cabe un pasajero.

De las seis veces que el millonario Steve Fossett le ha dado la vuelta al mundo, en tres de ellas ha impuesto récords mundiales. En 2002 lo hizo en sólo 13 días y ocho horas a bordo de un globo llamado Spirit of Freedom. En 2004 batió la marca navegando durante 58 días y nueve horas en su catamarán Cheyenne. Por si fuera poco, el pasado jueves 3 de marzo volvió a establecer un récord absoluto, sólo que esta vez lo logró piloteando un avión durante 66 horas y 50 minutos sin hacer una sola parada para recargar combustible.

La aeronave que condujo se llama Global Flyer y la compañía Virgin Atlantic la construyó especialmente para este viaje. Es un avión con características bien particulares: tiene espacio para un pasajero y está equipado con una sola turbina. Sus 13 tanques almacenan hasta 9.500 kilos de combustible, la mayoría del cual se alberga en los enormes recipientes de las alas. Sólo la gasolina representa el 83 por ciento de su peso. Está hecho de un material llamado grafito/epoxy, muy resistente y elástico, y su aerodinámica es tan perfecta que la forma más práctica de aterrizarlo es con ayuda de paracaídas.

Fossett, de 60 años, se sometió a un duro entrenamiento físico y mental para la travesía. La parte física, según dijo, es la más fácil. Al fin y al cabo este hombre que ha dedicado su vida a batir récords trota todos los días y, cuando no está preparando alguna marca mundial, esquía y escala montañas. Eso sí, antes de emprender el viaje hizo una dieta de proteínas baja en residuos y durante el vuelo sólo se alimentó de agua, bebidas energéticas y malteadas de chocolate altamente nutritivas.

La parte mental, en cambio, es a otro precio. Fossett tuvo que mantenerse alerta por casi 70 horas, algo nada fácil pues luego de 24 horas de vigilia las capacidades de atención y toma de decisiones disminuyen considerablemente. "Puedes estar sin dormir por tanto tiempo sólo con una absoluta fuerza de voluntad. Si tienes el estímulo, 70 horas serán jodidamente difíciles, pero no imposibles", afirma. Su técnica es el 'descanso estimulado', mediante el cual alcanza niveles de relajación y quietud total sin quedarse dormido. "Sé cómo relajarme y sé también que cuando no hago mucho ejercicio físico no necesito mucho sueño", agrega. Aunque también aplicó lo que él denomina 'siestas poderosas' de dos minutos, sobre todo en la parte final del trayecto.

El Global Flyer despegó en la ciudad de Salinas, en el estado de Kansas (Estados Unidos) el lunes 28 de febrero a las 6:47 de la tarde. Sobrevoló las ciudades de Chicago y Detroit, North y las islas Terranova, en Canadá, y Madeira, en la mitad del océano Atlántico. Entró a Marruecos, atravesó el norte de África y penetró Asia por Arabia Saudita. Pasó sobre Pakistán, India, Bangladesh, China y Corea del Sur. Después subió hasta Japón, atravesó el Pacífico, voló sobre Hawai, Los Ángeles y Colorado y aterrizó de nuevo en Salinas el jueves 3 de marzo a la 1:50 de la tarde. Fueron en total 40.234 kilómetros y la vuelta más rápida jamás lograda alrededor del mundo.

El viaje no estuvo exento de contratiempos. En el tercio final, justo antes de entrar al Pacífico, le informaron que durante la primera parte del vuelo había perdido de manera misteriosa 1.300 kilogramos de gasolina. A pesar del peligro de quedarse varado en la mitad del océano, el equipo decidió seguir adelante. Por fortuna, en la madrugada del jueves el avión encontró unos vientos de cola muy favorables que lo mantuvieron en el aire y ahorrando combustible hasta llegar a tierra.

Finalmente, el avión llegó a Salinas un par de horas antes de lo planeado. Y el millonario aventurero, quien tiene la marca mundial de imponer más récords, tomó champaña y de paso sumó una nueva marca a su cuenta. "He alcanzado una de mis mayores ambiciones", concluyó.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.