Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 3/28/2012 12:00:00 AM

Los 10 productos ‘milagrosos’ que no hacen el milagro, lista final

Ahorrador de gasolina; pulseras de poder; el noni; semen de ballena; aprenda inglés... mientras duerme; etc.

Aunque como se había señalado, el caso del ‘Revertrex’ de Amparo Grisales motivó esta lista, no solo los productos de la categoría ‘salud’ entran en este ranking. Son demasiados los artículos comercializados que prometen ‘la salvación’ en uno u otro escenario pero lo cierto es que se trata nada más que de una serie de estrategias de mercadeo, que ante la ignorancia supina de los ciudadanos, obtiene un éxito rotundo.
 
Así mismo, esta lista incluye algunos productos que aunque eventualmente pueden ayudar a atenuar el problema, los comerciales exageran tremendamente sus propiedades al punto de verse envueltos en procesos judiciales.
 
Estos son los 10 productos ‘milagrosos’ que no hacen el milagro:
 
1) Ahorrador de gasolina
 
Edgar Torres cuenta que "hace unos años compré un elemento que se denominaba ‘ahorrador de gasolina’. Consistía en un ‘conjunto de imanes’ que se colocaban alrededor de la manguera que llevaba el combustible del tanque de gasolina al carburador y a su vez de éste al motor. Tenía la 'propiedad de alinear los átomos o las partículas de la gasolina, de manera que al entrar al motor (por llegar organizadas linealmente), se generaba automáticamente un ahorro significativo de combustible', que si no estoy mal era del 25% o más. Muchos incautos como yo, fuimos timados".
 
De acuerdo señor Torres, usted fue timado. Si de verdad existiera un artilugio de ese tipo, muy seguramente su industria sería la más productiva del planeta. Pero lo cierto es que es una auténtica mentira, sobre todo si como dice Humberto Ortiz, “los vendedores los entregan con recomendaciones como calibrar la presión de las llantas o moderar la velocidad, estrategias que sí sirven para ahorrar gasolina”.

2) Pulseras de poder
 
Luego de promocionarlas como si se tratara del talismán místico de los Power Rangers, los comerciantes de estas pulseras de colores han sabido usufructuar los bolsillos de muchos crédulos. A través de una especie de 'mercado en red', hasta hace poco tiempo se podía encontrar estudiantes en las universidades y primos en las reuniones familiares vendiendo las milagrosas pulseras de plástico o silicona a precios exorbitantes.
 
La empresa pionera, 'Power Balance', enfrenta hoy procesos penales por publicidad engañosa y condenas multimillonarias.

Efrén Humberto Vargas recuerda también las pulseras de cobre: "Nuestros abuelos siempre llevaban una de éstas con la idea de que les evitaba la artritis, ya no se ven por ahí y la artritis sigue igual”. Lo cierto es que por más esotéricos y milagrosos que parezcan, muchos de estos productos solo generan un ‘efecto placebo’, que exhorta a la persona a ‘mejorarse’.
 
De todas maneras, no existen las pulseras de poder, ni el anillo de los Thundercats, ni tampoco el anillo del Señor de los Anillos.

3) El noni
 
También conocido como ‘la fruta del diablo’, el noni, según aseguran sus defensores, puede tratar incluso el cáncer. Y aunque se dice que las comunidades del sudeste asiático y el Pacífico lo utilizan para hacerle frente a ciertos males menores, no existe prueba científica de su efecto milagroso.

Un lector escribe que "decían que limpiaba el organismo y una botella hace veinte años valía como cien mil pesos de hoy. La gente se siguió muriendo igual". Pero además de eso, se pueden encontrar etiquetas que aseguran y 'certifican' beneficios en casos de: adicciones, tumores, quemaduras, depresión, drogadicción y otros tantos males, una clara muestra de que el diablo es un gran agricultor.
 
4) Los reductores de peso 
 
La obesidad es un problema serio que afecta a gran parte de la humanidad, sobretodo a las sociedades consumistas. El motor del círculo vicioso de consumo en las economías de mercado está justamente en crear el problema y por ende la necesidad de su solución. De esta manera, luego de una suculenta bandeja de comida chatarra es justo ingerir o aplicarse alguno de esos miles de productos que lo volverán delgado y hercúleo, todo un 'jayanazo'.
 
Lo verdaderamente ridículo son los comerciales que sugieren cambiar "el molesto y doloroso ejercicio" por una píldora o una pequeña máquina vibradora en forma de mariposa. Lo cierto, querido lector descontento con su físico, es que el verdadero camino a la 'salvación' de la obesidad no es un milagro, sino una dieta adecuada y disciplina de ejercicio. Una operación es efectiva, pero si no mantiene un régimen adecuado no servirá de nada.
 
5) En el Gólgota levantaron la cruz

 
Gólgota es el nombre del monte donde Jesucristo fue crucificado. Así como muchos episodios en la historia de las religiones, aquel momento ha servido como argumento para que una organización comercialice un producto inspirado en ese símbolo.
 
Según cuentan, se trata de "una poderosa reliquia sagrada, que protege contra los ataques enemigos". A partir de esto asegura un éxito rotundo en cada aspecto de la vida. Por supuesto la reliquia no es única, sino que se fabrica en serie.
 
Este producto supone un milagro. Sin embargo, como lo recuerda Ubaldo Bedoya, parece que el éxito en el fútbol le es esquivo, por lo menos en la Selección Colombia y sus entrenadores.
 
6) Semen de ballena

Juanita Monsalve se pregunta algo a lo seguramente los más reconocidos intelectuales del mundo no podrían responder: "¿Quién tendrá el difícil trabajo de masturbar ballenas?". Seguramente Juanita, hay que matarlas primero. Sin embargo esto haría imposible su extracción.
 
"Lo venden en las tiendas de productos de belleza y promete reparar el pelo más dañado. En la lista de ingredientes no aparece la esperma de ballena, pero sin duda su nombre busca posicionarla como la competencia de la baba de caracol y el embrión de pato", dice esta lectora. Y tal vez tiene razón y solo se trata de una estrategia de mercadeo que por su ridiculez debería tener algún control por parte de las autoridades.

7) Aprenda inglés... mientras duerme

Manuel Becerra recuerda que "hace unas pocas décadas existían los cursos de ingles 'hipnopédico' cuya promesa era 'aprender mientras duerme'. La verdad no creo que nadie nunca haya aprendido una sola palabra de ingles con este método". Hipnopedia, es un concepto propio de la novela 'Un mundo feliz' de Aldous Huxley que hace referencia justamente al aprendizaje en estado de sueño... dentro de su novela.
 
No obstante, y aunque se parece un poco al sistema de inserción de conocimientos de Matrix donde ‘Neo’ y sus amigos aprenden a volar un helicóptero o la técnica de las milenarias artes marciales en apenas segundos, la hipnopedia tiene la ventaja de que no duele y una vez entrado en el sueño, no se corre el riesgo de que los 'agentes Smith' le asesinen.

8) Baba de caracol
 
Cientos de cremas y menjurjes que dicen ser fabricados a base de 'baba de caracol' son comercializados y vendidos todos los días, y también en todas las esquinas del centro de Bogotá.
 
Lo cierto es que se ha comprobado científicamente que alguna sustancia que secretan los caracoles contribuye a la cicatrización. Pero de allí a que evite en envejecimiento, cure los hongos, y le ponga la piel de bebe, está muy lejos.
 
Si usted decide aplicarse este tipo de cremas, es mejor que consulte previamente a un médico dermatólogo que avale su uso.

9) Petróleo para el cabello y la barba
 
"¿El petróleo puede servirme para mejorar el cabello y hacerme crecer la barba?", fue lo que en alguna oportunidad un compañero le preguntó a una reconocida doctora. La respuesta fue: "Si quieres quemarte la piel, es una buena opción".
 
Lamentablemente no todos nacen con una abundante barba de espartano o el cabello de una súper modelo, pero lo cierto es que si decide aplicarse petróleo en cualquier parte de su cuerpo, luego póngase un fósforo prendido en el lugar untado y hágalo solamente cuando quiera morir.
 
10) Revertex, la fuente de la juventud
 
A sus 55 años, Amparo Grisales sigue sintiéndose y viéndose como de 20, o por lo menos eso piensa ella. La razón: el milagroso Revertrex, producto que por estos días fue sancionado por la Superintendencia de Industria y Comercio con el retiro de la publicidad donde se menciona que "es el secreto de la eterna juventud" o aquella que contenga cualquier afirmación que no esté científicamente sustentada.
 
Ahora la empresa deberá publicitar en todo el país que lo que afirmaba la protagonista de sus comerciales –"es una de mis fórmulas para ser joven y no sólo parecerlo"-, otrora diva nacional, no es cierto. Lo que si es cierto es que nadie puede quedarse joven, a menos que se muera así o sea de raza ‘Sayayín’ (la de la seria animada Dragon Ball). Lo que si es posible, es mantenerse saludable, ojalá con una buena alimentación y una rutina de ejercicios.

Bonus:
 
Gustavo Parra asegura que "la seguridad democrática encabeza la lista", y Nathaly Bueno dice que "los chamanes".

_________
 
Vea también:
 
Las 10 cosas más molestas de las busetas
 
Las 10 cosas más chocantes de no ser bogotano y vivir en la capital 
 
Las 10 cosas más típicas de los espectáculos públicos masivos
 
Las 10 cosas más jartas de las oficinas
 
Las 10 peores cosas de los gimnasios
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.