Lunes, 1 de septiembre de 2014

El tratamiento con vitamina D podría hacer que los asmáticos se controlen con menos dosis de medicamentos.

| 2013/05/21 00:00

Los rayos del sol mejoran el asma

;
BBC

La vitamina D, producida por la exposición a la luz solar, podría disminuir los síntomas de asma.

¿Tiene asma? Tome sol. Eso sugiere un equipo del King College de Londres, que descubrió un vínculo entre los bajos niveles de vitamina D y el empeoramiento de los síntomas de asma.

La vitamina, que es producida por el cuerpo humano a partir de la exposición a la luz solar, calma una sobrexcitada parte del sistema inmune que provoca el asma.

Las personas con esta enfermedad tienen dificultad para respirar cuando sus vías respiratorias se inflaman y se estrechan.

La mayoría reciben tratamiento con esteroides, pero estos no les funcionan a todos.

"Sabemos que las personas con altos niveles de vitamina D son más capaces de controlar su asma. La conexión es bastante sorprendente", dijo Catalina Hawrylowicz, investigadora del proyecto.

Su grupo estudió el impacto de la vitamina sobre un producto químico en el cuerpo, la interleucina-17, parte fundamental del sistema inmunológico que ayuda a combatir las infecciones. Sin embargo, también puede causar problemas cuando sus niveles son demasiado altos, situación muy ligada al asma.

En este estudio, publicado en el Journal of Allergy and Clinical Immunology, la vitamina D disminuyó los niveles de interleucina-17 cuando se añadió a las muestras de sangre tomadas de 28 pacientes.

El equipo aún realiza ensayos clínicos con pacientes que no responden a los esteroides con el fin de verificar si da la vitamina del sol alivia sus síntomas. Este tipo de pacientes producen siete veces más interleuquina-17 que otros pacientes.

Vitamina D versus esteroides

El exceso de sol tampoco es bueno, dicen los investigadores: "Creemos que el tratamiento con vitamina D puede hacer que los pacientes resistentes a los esteroides respondan a ellos, o que las personas que pueden controlar su asma toman menos esteroides", le aseguró Hawrylowicz a la BBC.

Según la científica, el "taparse" del sol y el uso de protector solar puede haber aumentado las tasas de asma, pero "hay que manejar el tema con cuidado, ya que el exceso de sol también es malo".

Malayka Rahman, de la fundación Asma UK comentó que para la mayoría de las personas con asma, los medicamentos disponibles actualmente son una manera efectiva de manejar la situación, "pero sabemos que no funcionan para todo el mundo, por esto la investigación de nuevos tratamientos es vital".

"También sabemos que a muchas personas con asma les preocupan los efectos secundarios de sus medicamentos. Si la vitamina D es útil para reducir la cantidad de medicamentos necesarios, eso tendría un impacto enorme en la calidad de vida de las personas”, afirmó Rahman.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×