Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 1/2/2017 8:17:00 PM

¿La tristeza de un corazón roto puede causar la muerte?

La muerte de Carrie Fisher, la princesa Leia de Star Wars, fue demasiado para su madre Debbie Reynolds, quien falleció un día después. La historia de las actrices recuerda el síndrome de corazón roto. Morir de pena moral puede ser posible.

La pérdida de un ser querido, de un empleo, un fuerte enfado o una ruptura amorosa son situaciones que pueden conducir al síndrome del corazón roto. Sus síntomas son similares a los de un ataque cardíaco y se presenta porque el alto estrés emocional que produce un momento devastador de extremada tristeza, puede afectar el funcionamiento normal del corazón.

Esta condición es clínicamente denominada miocardiopatía inducida por estrés o síndrome de Takotsubo y se manifiesta cuando se liberan en exceso las hormonas del estrés como la adrenalina y el cortisol. “Debido a los altos niveles de catecolaminas, el corazón se resiente y empieza a tomar una forma de globo. Esto hace que el ventrículo izquierdo, que es principal responsable del bombeo de sangre del corazón, se debilite”, explica la médica Melissa Montoya. Es cuando el ritmo cardiaco se altera y se presenta el síndrome.

Le puede interesar: Debbie Reynolds muere tras fallecimiento de su hija Carrie Fisher

El síntoma más común de quienes lo han experimentado es el dolor en el pecho, pero otras sensaciones como dificultad para respirar, la pérdida de conocimiento, sudoración, dolor en la quijada y, en los casos más extremos, un paro cardíaco hacen que con frecuencia se crea  estar sufriendo de un ataque al corazón. Son situaciones diferentes, explica Montoya, “la diferencia principal es que los ataques cardíacos se presentan por un bloqueo en las arterias. En la miocardiopatía por estrés no hay evidencia de que existan estos bloqueos”, añade. Otra diferencia es que el síndrome del corazón roto no deja las secuelas en el corazón de un infarto.

Puede afectar a cualquier persona, incluso a los más sanos, aunque es mucho más común entre las mujeres. De hecho, varias investigaciones aseguran que esta condición afecta en mayor número a mujeres posmenopáusicas, posiblemente por la disminución de estrógenos que ocurre durante esta etapa. Por otro lado, el American Journal of Cardiology calcula que cerca del 2 % de los ataques cardíacos serían causados por este síndrome.

Le sugerimos: Vivir un duelo

En pacientes con problemas de salud previos, como el caso de Reynolds, quien había sufrido de dos derrames cerebrales en 2015, el síndrome Takotsubo puede ser fatal. De otro lado, si se da un tratamiento oportuno, recuperarse del corazón roto es sencillo, rápido y en la mayoría de los casos no se necesitará de fármacos para controlar la condición. “En algunos pacientes se pueden formular medicamentos para el corazón como inhibidores. Pero la principal recomendación es evitar tener episodios fuertes de estrés”, dice Montoya. Los diagnosticados suelen recuperarse después de tres o cuatro días tras el episodio y no sufren secuelas.

Diagnosticar esta miocardiopatía puede ser confuso ya que estudiada bajo un electrocardiograma luce igual a un paro cardíaco. Fueron los japoneses quienes en 1990 describieron por primera vez el síndrome de Takotsubo. Lo llamaron así porque notaron que cuando se presenta, el ventrículo izquierdo toma una forma parecida a un Tako-Tsubo, que es una olla que los nipones usan para atrapar pulpos.

Puede ver: Los mejores momentos de Carrie Fisher y Debbie Reynolds

“Es importante tener claro que este síndrome es un efecto de no saber manejar el duelo y esto tiene toda la importancia clínica, sobre todo si hablamos de personas mayores”, concluye Montoya. Frente a cualquier síntoma que esté indicando un fallo en el corazón, es necesario acudir al médico de inmediato y si cuesta demasiado superar una gran tristeza, la recomendación es buscar ayuda psicológica. Esto puede ayudar a hacer más llevadero tener el corazón roto.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.