Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 3/21/1994 12:00:00 AM

MUCHA LEY Y POCA 'CHANFA'

Aunque las colombianas han conseguido el derecho a la igualdad de sexos, en la práctica están aún muy lejos de vivirla.

MUCHA LEY Y POCA 'CHANFA' MUCHA LEY Y POCA 'CHANFA'
LAS COLOMBIANAS PUEDEN DECIR QUE tienen ganada la batalla por la igualdad de derechos... En el papel; Pero aún les queda por librar otra no menos difícil: cambiar la mentalidad machista de la sociedad a la hora de reconocerlos. El 50 por ciento de la población del país está compuesta por mujeres. Ellas representan también la mitad de los estudiantes que ingresan a la universidad, pero al pasar al mercado laboral no obtienen los mismos cargos directivos que los hombres. Constituyen, igualmente, el 41 por ciento de la población económica activa; sin embargo, sus salarios están en promedio un 20 por ciento por debajo del de sus pares hombres. Además, conforman algo más del 50 por ciento del electorado colombiano, pero muy pocas logran llegar a las altas instancias del poder público.
Así lo dice el informe que el 31 de enero presentó Colombia al Comité de la Organización de Naciones Unidas respecto a la Convención para la Eliminación de la Discriminación contra la Mujer.
Si bien en las últimas décadas las colombianas han logrado avances muy significativos en materia de derechos, aún están lejos de vivir la igualdad. El más grande logro femenino de los últimos 30 años se ha producido en materia educativa -mientras en 1960 las mujeres representaban el 18 por ciento del total de matrículas universitarias, para 1990 significaban casi el 52 por ciento-. No obstante, las conquistas educativas no se traducen en ganancias en cuanto a su condición de trabajo o su participación en la vida pública. No sólo la presencia femenina sigue siendo muy débil en los cargos directivos, sino que no se cumple con la premisa de "a igual trabajo, igual salario". Respecto de la participación en la vida pública, el informe dice que es significativamente baja con relación a su papel como electoras. En 1992 las mujeres ocupaban en promedio el 7 por ciento de los cargos de decisión en las instituciones de la rama ejecutiva y el 4.6 por ciento de la judicial. Aunque ha aumentado la participación femenina en los niveles decisorios del Estado, no es equitativo su acceso a las altas esferas.
Pero si las cifras muestran que falta un largo trecho por recorrer en el camino de la igualdad, las perspectivas no son desalentadoras. Colombia obtuvo una alta calificación de la Organizaci6n de Naciones Unidas (ONU) en una materia en la que muchos países pasan raspando. El informe, realizado por la Consejería para la Juventud, la Mujer y la Familia, presentado por la consejera presidencial Ginger Marino de Nule, fue exaltado por el Comité, que, según ella, "reconoció los esfuerzos que se han hecho y felicitó al Gobierno por la forma como se han cumplido las normas de la Convención". Igualmente, destacó el compromiso del Gobierno en el trabajo por la mujer y resaltó programas efectuados en varios campos, especialmente en el de las mujeres jefes de hogar, en la salud femenina y en las comisarías de familia. Y agregó: "El gran problema es que existe un esquema machista en la sociedad y la única manera de cambiarlo es por medio de la capacitación y la edusación". De modo que debe educarse a la mujer para que sepa sus derechos y los haga valer. Y al hombre para que reconozca el espacio que ella se ha ganado.
ELLAS ELIGEN PERO NO SON ELEGIDAS
* Más del 50% de los electores colombianos son mujeres.
* Desde 1988 en promedio las mujeres sólo han ocupado el 17% del total de los cargos públicos de elección popular.
* En 1992 las mujeres ocupaban el 7% de los cargos de decisión en la rama ejecutiva y el 4% de la judicial.
* Ellas conforman el 43% de los servidores públicos pero no se encuentran en niveles de decisión.
* La participaci6n de la mujer en los partidos políticos organizados es bien pobre: solo el 8% son candidatas para corporaciones públicas.
* Y su participación en los cuadros directivos no alcanza al 3%.
La participación femenina en el servicio exterior representa el 6.8%


ELLAS ESTUDIAN PERO NO ENSEÑAN
* Entre 1989 y 1991 las mujeres representaban el 50% de la matrícula preescolar y el 49% de la matrícula secundaria.
* En 1991 la participaci6n de la mujer como docente era: 96% en el nivel preescolar. 78% en el nivel primario y 46% en el nivel secundario
* En 1992 solo el 12% de las instituciones de educación universitaria eran dirigidas por mujeres.
Las mujeres representan el 51.7% de las matrículas universitarias.


ELLAS TRABAJAN IGUAL PERO NO GANAN IGUAL
* En 1990 el 51% de las personas en edad de trabajar eran mujeres.
* El 41% de la Población Económicamente Activa son mujeres. La diferencia salarial entre hombres y mujeres oscila entre el 10 y el 30%.
* El 40% de los trabajadores del Estado son mujeres.
* En el sector público la diferencia salarial con el hombre es del 17% por el perfil ocupacional: ellas están en cargos administrativos y técnicos y ellos en los directivos.
* La proporción de mujeres en el total de desempleados es de 55%


EL CAMINO DE LA IGUALDAD

1932
La ley 28 concede a la mujer la capacidad jurídica. Le da facultad para manejar autónomamente sus bienes dentro del matrimonio.

1933
El decreto 1972 permitió el ingreso de la mujer a la universidad y acceder a formas de trabajo remuneradas, hasta entonces reservadas a los hombres.

1936
La ley de Filiación Natural concede facultades a la madre para ejercer la patria potestad sobre sus hijos naturales y solicitar alimentos. Se establece el sistema de investigación de paternidad.

1945
La reforma constitucional otorga la ciudadanía a la mujer a los 21 años y el derecho a ser elegida en cargos de responsabilidad política.

1957
Un plebiscito otorga el derecho al voto de la mujer y ratifica la igualdad de derechos políticos.

1962
La expedición de la normatividad laboral ampara el principio de igual remuneración por igual trabajo.

1974
Se establecen iguales derechos para hombres y mujeres. Se otorga la dirección conjunta de la patria potestad y en general de los derechos sobre los bienes.

1876
La ley 1a. de divorcio dota de herramientas a la mujer para suspender la vida en común por maltrato, infidelidad, etc.

1980
Se crea el Consejo Colombiano de Integración de la Mujer.

1981
La ley 51 sobre eliminación de todas las normas de discriminación contra la mujer ratifica la Convención de las Naciones Unidas.

1988
El decreto ley 999 suprime la partícula "de" en la cédula de ciudadanía, indicativa de pertenencia de la mujer respecto del marido.

1990
Se crea la Consejería Presidencial para la Juventud, la Mujer y la Familia.

1992
La Corte Constitucional reconoce el valor del trabajo doméstico como aporte a la sociedad patrimonial.

EDICIÓN 1861

PORTADA

Prieto en la mira

La imputación de cargos al exgerente de la campaña de Santos sorprendió. Pero esta no tiene que ver con el escándalo de Odebrecht ni con la financiación de las campañas. ¿Por qué?

Les informamos a todos nuestros lectores que el contenido de nuestra revista impresa en nuestro sitio web será exclusivo para suscriptores.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en SEMANA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com