Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 3/2/1987 12:00:00 AM

PACO RABANITOS

De las grandes esencias en frascos chiquitos, los perfumes pasan a ser esencias de grandes para chiquitos

Hasta los diez años, la mayoría de los niños huele a talcos, loción o jabón porque entre los fabricantes de cosméticos existía la errónea creencia de que bastaba un rastro de tales olores o unas gotas del perfume del padre, tomado en secreto de la repisa del baño, para que el chico se sintiera cómodo. El lanzamiento de un perfume diseñado, creado y motivado especialmente para los niños que no quieren seguir oliendo a bebé, ha demostrado cómo durante todos estos años ese mercado potencial de los varoncitos que querían andar perfumados se estaba desperdiciando.
La nueva marca tiene un nombre simple, "Gregory". Fue creada por una pareja que vive en la Florida en homenaje a un sobrino, Gregory, que los tenía desesperados usando los perfumes de los mayores.
Randy Perini y su esposa, comerciantes de ropa y perfumería, descubrieron en su sobrino de sólo tres años una curiosa inclinación a estar siempre perfumado, a rehusar las tradicionales colonias que huelen a jabón de baño y a buscar los frascos que el tío tenía para ir cambiando de olor todos los días. Le preguntaron a qué se debía esa obsesión con los aromas, y el niño, quien es bastante despierto y ha aparecido ya en varios comerciales de televisión modelando ropa, les dio una respuesta simple que puso en marcha todo este proceso de creación de un perfume para niños: "Es que quiero oler como mi tío, quiero oler como un hombre".
Primero se vendió en las grandes tiendas de Miami ante la sorpresa de grandes y chicos, quienes, acostumbrados a toparse con ropa, libros películas, programas de televisión, juguetes y otros artículos fabricados en serie para niños, descubrieron una mañana de diciembre que también existía un perfume exclusivo para niños. Lo ensayaron y "Gregory" tuvo un éxito rotundo, saltando a las grandes tiendas de Nueva York, especialmente Macy's y Neiman-Marcus, donde se anuncia con enormes afiches en los cuales aparece el inspirador original, vestido de blanco y con un aire de conquistador que ya nadie puede frenarle.
Los lectores de SEMANA probablemente han visto alguna vez ese aviso de Paco Rabanne, en el cual la chica se ha quedado en la cama luego de hacer el amor, mientras él la llama desde un aeropuerto o un barco porque ha tenido que partir en la madrugada. Se comunican por teléfono, y ella, medio dormida, sólo le habla de la esencia de Rabanne, que ha quedado en la almohada.
Siguiendo una idea de un semanario norteamericano, los fabricantes de "Gregory" han lanzado una campaña en televisión y prensa que es una broma a los avisos citados. La niñita está en su cama rodeada de muñecas y habla por teléfono:
--Hola, no me despertaste antes de salir.
--No tuve tiempo porque mamá vino a recogerme y no quise interrumpir esa sonrisa de niñita que tenías en medio de tus muñecas de trapo.
--Bueno, sólo soy una niñita. Recuerda que sólo tengo siete años.
--Es que no pareces mayor de cinco .
--Adulador, sabes que me gusta que me adulen. ¿Y sabes qué me gusta más?
--Claro, ¿mi camiseta de "He Man"? ¿Mis transformers? ¿Mi camión nuevo?
--No, tonto, tu olor, todavía lo siento en los brazos de la silla de mi comedor. ¿Qué perfume estabas usando?
--Pensé que ya lo sabías. Se llama "Gregory" .
--Me gusta muchísimo. Espero que vengas con "Gregory" la próxima vez que me visites.
Así que, a perfumarse, niños, para que nadie se atreva a acusarlos de que huelen a bebé...
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1850

PORTADA

El hombre de las tulas

SEMANA revela la historia del misterioso personaje que movía la plata en efectivo para pagar sobornos, en el peor escándalo de la Justicia en Colombia.