Lunes, 16 de enero de 2017

| 1993/03/15 00:00

Peligro mortal

A partir del mes entrante los colombiaos contarán con una efectiva protección contra el tétanos.

Peligro mortal

A PESAR DE SER tan mortal como el sida, más de la mitad de los colombianos (el 56 por ciento) no está vacunado contra esta terrible enfermedad, que puede desencadenarse por una simple cortada. Según la Organización Mundial de la Salud, el número de muertes anuales por tétanos en Latinoamérica es casi igual al ocasionado por difteria, malaria, tifo y cólera.
El tétanos es una enfermedad infecciosa, no contagiosa, que si bien puede presentar formas benignas también puede llevar a la muerte. Esta se puede contraer a cualquier edad y en cualquier clima, si la persona no está vacunada, por una herida causada por un metal oxidado, un vidrio, una cortadura y hasta una raspadura o el pinchazo con una espina. En este sentido, las heridas más peligrosas son las leves y profundas, pues en ellas no hay oxígeno. El período de incubación del tétanos varía entre tres y 20 días, aunque puede llegar a extenderse hasta 54 días después de la lesión. Los primeros síntomas -rigidez muscular en la boca, dolor de cabeza e irritabilidad- suelen aparecer a las 48 horas siguientes, agravándose hasta ocasionar muchas veces la muerte.
Lo grave del caso es que la mayoría de la gente y de los médicos desconocen el esquema de vacunación. Cuando una persona presenta una herida con posibilidad de desarrollar tétanos, generalmente se procede a aplicar la vacuna. Pero vacunarla en ese momento no la protege contra la infección, pues el organismo demora 21 días en alcanzar los niveles de protección adecuados y, en ese lapso, la persona puede morir. Es por eso que los infectólogos han insistido sobre el peligro del tétanos, que es tan mortal como el sida, pero a la cual no se le presta mayor importancia.
Ante la exposición generalizada a la terrible enfermedad, diversos equipos de inmunólogos han estado durante años investigando una forma de aminorar este grave problema de salud pública. Recientemente científicos del laboratorio alemán Behring descubrieron una sustancia que actúa inmediatamente contra el tétanos. Se trata de una inmunoglobulina de origen humano, que aplicada a la más mínima sospecha de infección, proporciona los anticuerpos que combaten en forma inmediata la toxina tetánica. Un milímetro, aplicado intramuscularmente, hace una prevención eficaz.
Este anticuerpo estará disponible en Colombia a partir de marzo. La inmunoglobulina debe usarse como complemento esencial en el tratamiento del tétanos. La única recomendación es que debe ser puesta con una jeringa diferente y en un sitio distinto de la aplicación de la vacuna. Las personas que no están vacunadas, deben aplicarse la antitetánica en la siguiente forma: una primera dosis, otra al mes, otra al año y luego una vacuna cada cinco o 10 años. Quienes alguna vez fueron vacunados pero no tuvieron los refuerzos, deben iniciar de nuevo el proceso de vacunación. Para prevenir el tétanos neonatal, las mujeres embarazadas deben aplicarse dos dosis con intervalos de un mes, dentro de los primeros siete meses de embarazo.
Cuando una persona no tiene el esquema de vacunación al día y sufre una herida con peligro de contraer tétanos, debe acudir a un centro de urgencias para aplicarse la dosis de inmunoglobulina contra el tétanos e iniciar el proceso de vacunas. Pero si cuenta con vacunación, el sólo refuerzo de una ampolleta le asegurará no contraer esta terrible enfermedad. -

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.