Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 10/31/2013 12:00:00 AM

“Señores pasajeros, no apaguen su celular”

Estados Unidos aprueba el uso de los dispositivos móviles durante los vuelos.

No, tranquilo. Respire tranquilo. Si a usted es de los que le ofende profundamente la gente hablando por celular en el cine o en un teatro o en un ascensor, todavía no ha llegado ese tenebroso momento en que uno deba subirse a un avión Bogotá-Madrid y soportar una conversación del pasajero de al lado de doce horas continuas. Esa es, por ahora, la buena noticia. La mala es que, seguro, llegará.

Por lo pronto, la Agencia de Aviación de Estados Unidos (FAA, por sus siglas en inglés) anunció este jueves que suaviza las normas de seguridad en los aviones para que los pasajeros puedan usar dispositivos portátiles electrónicos en todas las fases del vuelo.

El cambio no será de la noche a la mañana, sino que tendrán que ir adaptando los aviones. La nueva regulación variará según la compañía aérea, “pero esperamos que se introduzca totalmente antes de que acabe 2013”, aseguró la FAA en un comunicado que explica en una nota el diario madrileño El País.

El rotativo dice que la FAA considera un dispositivo portátil electrónico a todo aquél que necesite de la electricidad para funcionar y que esté dirigido a las comunicaciones, a procesar datos y otras utilidades. Por ejemplo, son dispositivos los libros electrónicos, tabletas, teléfonos inteligentes, MP3/MP4 o juguetes electrónicos, entre otros.

“Seguirá siendo necesario ir en modo vuelo durante todo el trayecto, tanto para la radio como para los dispositivos móviles, ya que esto sigue siendo un motivo de preocupación, en cambio, quien quiera leer su libro electrónico, modificar algo en Power Point, escribir en Word o jugar, podrá hacerlo desde el despegue siempre que no necesite Internet”, explican desde el Departamento de Transporte. Navegar por Internet seguirá siendo posible para las compañías aéreas que ofrecen Wi-Fi en vuelo.

También se permite la tecnología Bluetooth para comunicación inalámbrica entre aparatos, como por ejemplo un teclado o unos auriculares. Las llamadas durante el vuelo siguen prohibidas. “Creemos que las nuevas normas cumplirán tanto con los requisitos de seguridad como con el deseo creciente por parte de los pasajeros de usar estos dispositivos durante todo el vuelo”, argumentó Anthony Foxx, Secretario de Transporte.

El País dice que la FAA decidió suavizar las reglas tras un extenso análisis elaborado por distintos expertos en aviación, representantes de las aerolíneas, pasajeros y pilotos, entre otros. La modificación en la seguridad se debe a dos factores: en primer lugar, a la mejora del conocimiento científico y tecnológico y, en segundo, porque las leyes que regían la seguridad estaban obsoletas.

La última revisión se hizo en la década de los sesenta, “por lo que no tiene sentido mantenerlas”. Los expertos aseguran que si no fuera “seguro” leer, por ejemplo, un libro electrónico, durante el despegue y el aterrizaje no se habrían planteado el cambio.

El comité de expertos aseguró que la mayoría de los aviones soporta las interferencias de las ondas de radio que producen estos dispositivos. En un estudio reciente, estos expertos recomendaron a la FAA que ofreciera ayuda a las aerolíneas para saber si las podían tolerar o no. Una vez esté descartado este peligro, será cuando se podrá usar estos dispositivos durante el vuelo.

Los dispositivos electrónicos más pesados deberán guardarse durante el despegue y el aterrizaje debajo de los asientos o en los compartimentos superiores de la cabina. Las tabletas podrán ponerse en los bolsillos traseros de los asientos. Los cambios serán anunciados por cada compañía, quienes también deberán revisar “sus manuales de seguridad”. En algunos casos excepcionales de baja visibilidad, los miembros de la tripulación del avión “podrán solicitar el apagado de los mismos”, añadió la FAA.

El Departamento de Transporte y Aviación empezó a trabajar a este respecto el pasado mes de enero, cuando un alto funcionario de la FAA, Michael Huerta, quería saber si estos dispositivos eran seguros en todas las fases del vuelo. Además, los expertos también han tenido en cuenta las opiniones de los ciudadanos recogidas tras un estudio sobre seguridad elaborado en agosto de 2012.

En las preguntas y respuestas de la página de la FAA, las autoridades reconocen que los pilotos estaban utilizando hasta ahora sus tabletas y ordenadores, pero para asuntos de seguridad de vuelo y no para temas personales.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.