Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 8/6/1990 12:00:00 AM

ROCK & MODA

Músicos que diseñan ropa y diseñadores que hacen música: la última tendencia en el mundo del pop.


Después de casi cuarenta años de feliz convivencia, moda y rock, han formalizado relaciones. Dos mundos con tantos puntos en común, no podían menos que fusionarse para obtener rentables dividendos. Y al parecer, los caminos de la rebeldía han desembocado en una franca competencia con las grandes firmas del diseño.

Quien descubrió el negocio de la moda conjugada con el show business del rock fue un londinense de apellido escocés, Malcolm McLaren. Hijo de una familia inglesa de larga tradición en el comercio de la ropa, fue en su tienda de indumentarias rockeras, en King,s Road, donde se fraguó el germen del movimiento punk. McLaren tuvo mucho que ver con el éxito del grupo "Sex Pistols", en gran parte debido a su impactante y estrafalaria indumentaria. Incluso en una ocasión llegó a afirmar que había inventado al grupo "sólo para vender más pantalones". Este polifacético personaje es también el creador del "vogueing", el nuevo ritmo que puso a los jóvenes a bailar como si estuvieran posando para un fotógrafo de modas.

Pero McLaren no ha sido el único en compaginar con éxito música y moda. Poco después de haber introducido a Boy George en el mundo musical con el grupo "Bow Wow Wow", el andrógino cantante dio el paso a la creación de ropa con su propia marca, "Boy". Con sus prendas, el ex líder del Culture Club pretende "acabar con el esnobismo elitista de las grandes firmas". Actualmente, la central de su firma se encuentra en el mismo local donde McLaren se inició como diseñador rockero.

En este grupo se encuentra también el diseñador francés Jean-Paul Gaultier, quien se ganó el título de "enfant terrible" de la moda por la marcada influencia del movimiento punk en sus prendas. Además de ser el diseñador de cabecera del vestuario de Madonna -en sus shows y en la película "Dick Tracy"-, el gurú de la modernidad escandalosa ha incursionado en el terreno de la música con su disco "Haute Couture". En vista del éxito, ahora trabaja en un nuevo álbum en colaboración con músicos de la talla de Todd Terry, Mans y Cold Cut.

A nivel hispano, los integrantes del grupo español "Loco Mía" también fueron sastres antes que cantantes. Creadores de una marca de ropa que se caracteriza por la exageración en los accesorios los canta-diseñadores aspiran a que algún día las creaciones "Loco Mía" se conviertan en la tradición contra la que luchen los futuros genios de la moda.
Mick Jagger, alma mater de los Rolling Stones, también se ha apuntado a la moda de hacer moda. En un principio lo hizo diseñando sus propias prendas, en busca de una forma de vestir más acorde con su espíritu provocador y escandaloso, pero desde hace un tiempo lo realiza también para sus legiones de seguidores, que andan por el mundo con pantalones a rayas ceñidos, camisetas de tirantes y atuendos rimbombantes de cuero.

Y como en este lucrativo negocio no podían faltar los japoneses, recientemente una firma nipona que ha conquistado el mercado europeo con prendas diseñadas por Rei Kawakubo, con la marca "Comme des Garçons", ha seguido el ejemplo de Gaultier y ha puesto a la venta un disco de larga duración con la música de sus desfiles, compuesta especialmente por Seigon Ono. El éxito del disco ha sorprendido incluso a sus promotores, al alcanzar en poco tiempo los primeros puestos del ranking europeo.

Otras figuras de la música -como Estefanía de Mónaco y Michael Jackson- ya han hecho sus primeros pinitos en el diseño de prendas. Y aunque para algunos entendidos en esto, más que inspiración, hay aspiración publicitaria, lo cierto es que el gran mercado de la moda informal empieza a ser invadido por la "ropa-rock".--
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.