Domingo, 11 de diciembre de 2016

| 2009/11/28 00:00

¡Salud por la vejez!

Prevenir y tratar a tiempo las enfermedades sigue siendo el principal factor para llegar exitosamente a la edad avanzada.

La hipertensión arterial es la enfermedad más común entre los viejos. Y es además, la principal causa de infartos y derrames cerebrales

América Latina tiene 561 millones de habitantes, de los cuales el 5,7 por ciento son mayores de 65 años, según el Centro Latinoamericano y Caribeño de Demografía (Celade) y la División de Población de la Cepal. En Colombia, de acuerdo al censo de 2005, este tipo de población alcanza alrededor de tres millones de personas, es decir, el 6,3 por ciento de los colombianos. Lo que significa el 2 por ciento más en relación con el censo de 1993.

La expectativa de vida aumentó y los viejos en Colombia no tienen buena salud, por su mala alimentación, su aumento de peso y su sedentarismo.

"No se trata de añadir años a la vida, sino de sumar calidad de vida a esos años -dice Jorge Hernán López, médico geriatra y presidente de la Asociación Colombiana de Gerontología y Geriatría-,una dieta equilibrada, la práctica regular de ejercicio físico y fomentar las actividades sociales es fundamental para envejecer saludablemente".

Si ya se es anciano, y se sufren padecimientos relacionados con el corazón, el cerebro o el peso, aún se esta a tiempo para tratarlos y evitar una futura discapacidad. "Es fundamental que los ancianos asistan al geriatra, para que entiendan el porqué de sus cambios, y complementen sus tratamientos", afirma el especialista.

Las enfermedades más frecuentes en los viejos en Colombia y en el mundo son las cardio-cerebrovasculares y aquellas que las originan, como la obesidad, la hipertensión y la diabetes. Las afecciones cardiovasculares son la principal causa de muerte en la población mayor de 65 años en el mundo.

Estudios posmórtem han documentado la presencia de enfermedades relacionadas con el corazón en el 60 por ciento de las personas de edad avanzada. En Colombia, según la Organización Mundial de la Salud (OMS), la mortalidad de índole cardiovascular alcanza una cifra de 176 por cada 100.000 habitantes.

Luis Eduardo Echavarría, cardiólogo y jefe del programa de falla y transplante cardíaco en la Fundación Cardiovascular de Colombia, afirma que "la arterioesclerosis, es decir, la acumulación de grasa que termina obstruyendo las arterias, es uno de los principales síndromes que afectan a los ancianos".

En lo que se refiere a carcinomas o tumores cancerígenos, López manifiesta que del 12 por ciento de población anciana que hay en el mundo, el 45 por ciento tiene tumores malignos. En hombres, se presentan los relacionados con próstata, estómago, pulmón y colon; mientras que las mujeres padecen de cáncer de mama y cérvix.

Así mismo, la osteoartritis afecta al 70 por ciento de las personas mayores y se presenta generalmente en las rodillas, las manos y la cadera. La degeneración de algunos órganos de los sentidos, como el oído y los ojos, lleva consigo algunas enfermedades como sordera o cataratas.

Cada vez se desarrollan más estudios y tratamientos que permiten ofrecer una mejor calidad de vida al anciano. Sin embargo, según López, "es fundamental cuidarse desde el propio vientre de la madre, pues la vejez no es otra cosa que el reflejo de toda la vida".

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.