Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 7/22/2006 12:00:00 AM

Sanos, ecológicos y colombianos

Mermeladas de frutas exóticas del Amazonas, café de la Sierra Nevada, chocolate del Caguán o condimentos de hierbas de Chocó: los productos verdes empiezan a tomarse el mercado.

Desde hace algunos meses, en las estanterías de los supermercados hay una oferta más atractiva que el típico 'pague uno y lleve dos'. Al lado del café tradicional se puede comprar el café de exportación Tiwun, que cultivan los indígenas arhuacos de la Sierra Nevada. O en lugar del chocolate de toda la vida se puede probar Chocaguán, que se extrae del cacao amazónico de Remolinos del Caguán. También están las mermeladas Tulasi, provenientes de la selva del Guaviare y extraídas de frutas como el arazá, la cocona o el copoazú. O los ajíes Majina del Amazonas, la panela orgánica de Sasaima, los vinagres y encurtidos Albán de Cundinamarca o los condimentos Tana de hierbas medicinales y aromáticas de Chocó.

Todos son productos ecológicamente amigables, es decir que en sus cultivos se reemplazan los insecticidas y herbicidas químicos por productos naturales que sirven para los mismos propósitos. Por ejemplo, en lugar de fertilizantes químicos, se utilizan bioabonos, y para producir tierra de manera natural se siembran lombrices que a su vez alimentan con los residuos orgánicos de las cosechas. O, en vez de rociar los fuertes plaguicidas, se hacen 'cultivos de barrera' para que las plagas no se coman la cosecha.

"Detrás de estos productos hay gente que ante la falta de recursos, ha sido muy creativa", dice Nayive Leyva, del Fondo para la acción ambiental y la niñez, una entidad que apoya a la Red Colombiana de Productores Ambientalmente Amigables, de la que ya hacen parte 90 asociaciones campesinas, indígenas y negras. Muchas de ellas, explica Leyva, viven cerca de los ecosistemas más ricos del país, que a su vez son zonas de conflicto y difícil acceso. Es el caso de las mermeladas Tulasi, que se producen de los frutales que sustituyeron la coca en San José del Guaviare. O el de Chocaguán, fabricado por una comunidad de 75 familias que de cocaleras pasaron a cacaoteras, y que cultivan en un terreno al que sólo se llega luego de un viaje de cuatro horas por río desde Cartagena del Chairá.

Se trata de comunidades que se quedaron atrás de la revolución verde de los 70, que se basaba en la explotación intensiva y el regadío masivo de fertilizantes y pesticidas en los cultivos. "Sin saberlo estaban cultivando productos orgánicos que empezaron a tener gran demanda en el mundo desde hace unos años", afirma Nelson Guzmán de la corporación Caja de herramientas, encargada de apoyar a las comunidades de la Red y comercializar sus productos.

"Ahora que ya tienen ese conocimiento, las comunidades saben que sus mercancías tienen un mayor valor", añade Guzmán. Quizá por eso la oferta esté creciendo a pasos de gigante. Ya se han organizado dos muestras nacionales en Armenia y Medellín y el próximo año se realizará una en Cali. Algunos de estos productos, como el café Tiwun, la panela orgánica Serviagro y el azúcar orgánica Providencia, fueron llevados a las prestigiosas BioFach (Alemania) 2006 y Expo West (2005) en Washington, por el Grupo Mercados Verdes de Minambiente. En el Jardín Botánico de Bogotá se realizan 'plazas de mercados verdes' todos los últimos fines de semana de cada mes, y se programan también en lugares como Codabas del norte y Maloka. Además, seis productos apoyados por la Red ya se ofrecen en Carulla, Cafam y Carrefour. Con una oferta tan variada, ¿por qué no probar alguno de estos productos ecológicos y originales, la próxima vez que vaya de compras?
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1829

PORTADA

Gran encuesta presidencial

Vargas Lleras arranca fuerte, Petro está estancado, Fajardo tiene cómo crecer y los partidos tradicionales andan rezagados. Entre los uribistas, Ramos se ve fuerte. Y Santos tiene 35 por ciento de aceptación. Gran encuesta de Invamer para Caracol Televisión, Blu Radio y SEMANA.