Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 7/8/2017 10:15:00 PM

Sexo después de los 50 para no envejecer

Recientes estudios afirman que mantener una vida sexual activa después de los 50 años es clave para no perder la memoria y lucir más jóvenes, entre muchos otros beneficios.

“Al sexo le pasa como a la memoria: si no se utiliza, desaparece”, señaló en una entrevista el divulgador científico español Eduardo Punset hace algunos años. Su afirmación puso de manifiesto la importancia de mantener una vida sexual activa, especialmente después de los 50 años, cuando el cuerpo comienza a deteriorarse y envejecer poco a poco. Aunque algunos piensan que la menopausia en las mujeres y la andropausia en los hombres significan el fin de esas noches de pasión en pareja, cada vez aparecen más estudios y testimonios de expertos que aseguran que esto es solo un viejo paradigma, pues los beneficios del sexo no tienen fecha de vencimiento. Al contrario: ayudan a que las personas luzcan saludables y joviales.

Un grupo de científicos de las universidades de Oxford y Coventry, en Gran Bretaña, realizaron la investigación más reciente sobre el tema. Entrevistaron a 73 personas entre los 50 y 83 años y les preguntaron con cuánta frecuencia tenían relaciones sexuales. Luego les hicieron unas pruebas para evaluar sus habilidades mentales, y los resultados evidenciaron que aquellos con más actividad sexual tenían mejor capacidad de concentración, facilidad para memorizar información, mayor fluidez verbal e inteligencia visual y espacial. “A la gente no le gusta pensar que los adultos mayores tienen sexo, pero debemos desafiar esa concepción y mirar el impacto que la actividad sexual puede tener en personas de 50 o más años, más allá de los efectos conocidos sobre la salud sexual y el bienestar general”, señaló en el estudio Hayley Wright, coautora del trabajo publicado en The Journals of Gerontology.

Puede leer: Tener sexo aumenta la productividad laboral

Otra investigación hecha por profesores de la Universidad de Rutgers, en Nueva Jersey, Estados Unidos, reveló por medio de resonancias magnéticas de última generación los beneficios del sexo para el cerebro. Según el trabajo, este órgano recibe mayor flujo de sangre, oxígeno y nutrientes cuando se alcanza el clímax durante el orgasmo y se activan áreas clave asociadas con las funciones neurológicas. En el caso de las mujeres podrían activarse hasta 30 áreas del cerebro, incluidas las relacionadas con el tacto, la memoria, la recompensa y también el dolor. De hecho, varias investigaciones han demostrado que el sexo tiene tanto poder que puede funcionar como un antidepresivo o analgésico natural. En 2013 un grupo de científicos alemanes evaluó a pacientes que padecían dolores de cabeza y observaron que aquellos que tenían mayor actividad sexual presentaron alivio parcial o total de sus migrañas. Esto también guarda relación con el efecto de la oxitocina, la llamada hormona del amor que ayuda a aliviar dolores y se dispara durante las relaciones sexuales.

Según Dayu Lin, neurocientífica e investigadora del Centro Médico Langone de la Universidad de Nueva York, varios estudios de neurociencia han mostrado que tener una vida sexual activa es excelente para la neurogénesis, o el nacimiento de nuevas neuronas, así como el crecimiento de células en el hipocampo, región del cerebro asociada con la memoria a largo plazo. Esto ayudaría a prevenir los casos de mal de Alzheimer y otros tipos de demencia, que afectan a cerca de 50 millones de personas en el mundo, principalmente a adultos mayores. Pero no solo eso. El sexo frecuente también mejora las funciones cognitivas y ayuda a pensar con más claridad. Un estudio hecho por neurocientíficos de la Universidad de Pavía, Italia, reveló un aumento en el crecimiento de los nervios craneales en personas con vida sexual activa, algo crucial para que la mente esté siempre alerta, mientras que expertos de la Universidad de McGill, en Canadá, encontraron un vínculo entre tener una vida sexual activa y el crecimiento del tejido nervioso en el área del cerebro que controla las emociones y la memoria.

Ahora bien, está claro que la recomendación general para las parejas es que mantengan una vida sexual activa a los 50 años como si tuvieran 20. Sin embargo, no es tan fácil y hay que trabajar un poco más que en los años mozos para disfrutar del sexo de la misma forma y, sobre todo, mantener la libido encendida. En el caso de las mujeres se produce un descenso drástico en los niveles de estrógenos y testosterona. “Esto provoca que su nivel de lubricación vaginal no sea el adecuado y que su nivel de deseo disminuya”, señaló a SEMANA Mauricio Delgado, secretario general de la Academia Internacional de Sexología Médica. Por el lado de los hombres, también hay un deterioro paulatino y esto se evidencia en la baja de los niveles de testosterona y, según Delgado, en la disfunción eréctil.

Le recomendamos: Sorpresa mayores de 50 tienen más relaciones sexuales que los de 20

Pero la principal barrera está en la mente. Los expertos dicen que el cerebro es el órgano sexual más importante del cuerpo humano. Por eso los mayores de 50 deben evitar crearse complejos o excusas y, en cambio, usar la imaginación y disfrutar de una vida sexual placentera durante esta etapa. Lo más importante es que reconozcan los cambios que llegan con la edad y ajustarse a ellos sin que eso signifique tirar la toalla y entrar en un celibato perpetuo. Según Barbara Bloomfield, psicoterapeuta de pareja, “el sexo en la edad madura es como un músculo: o lo usas o lo pierdes”. Por eso hay que buscar ayudas.

En primer lugar, es fundamental mantener un estilo de vida saludable, sin cigarrillo ni exceso de alcohol, y en segundo lugar alimentarse con una dieta balanceada y hacer ejercicio de forma moderada. La nutricionista Marilyn Glenville señaló al diario británico The Daily Telegraph que consumir más grasa es clave para mantener la libido encendida. Aunque deben ser grasas saludables como las que se encuentran en el aguacate o los pescados aceitosos, como el salmón, las sardinas, el arenque y la caballa. De igual forma, el consumo de frutos rojos, ricos en antioxidantes, ayuda muchísimo a optimizar el flujo sanguíneo en los órganos sexuales. Dormir bien también es vital, pues un estudio publicado en la revista Menopause encontró que quienes duermen menos de cinco horas diarias tienen una vida sexual poco satisfactoria. Pero todo va de la mano, pues aquellos que tienen sexo con mayor frecuencia suelen sufrir menos trastornos del sueño.

Le sugerimos: El sexo mejora con los años

Todo lo anterior no solo fortalecerá el vínculo entre las parejas, pues el sexo es como un termómetro de la relación, sino que también ayudará a que luzcan más jóvenes y enérgicos. De hecho, científicos del Hospital Real de Edimburgo, en Escocia, realizaron un estudio durante diez años con personas de edad mediana y encontraron que aquellos que tenían relaciones sexuales tres o más veces a la semana aparentaban entre cinco y siete años menos de su edad cronológica. También hay evidencia de que el sexo fortalece los sistemas inmunológico y cardiovascular, e influye para controlar mejor el estrés y mantener un buen estado de ánimo. Así que hay que dedicar más tiempo a la cama para sobrellevar la vejez de forma positiva y hacerla más saludable y placentera.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1844

PORTADA

Francisco superstar

La esperada visita del papa a Colombia tiene tres dimensiones: una religiosa, una política y otra social. ¿Qué puede esperarse de la peregrinación del sumo pontífice?