Lunes, 1 de septiembre de 2014

La base de datos del ADN de los gatos, dará información sobre los hogares en donde viven mas de 10.000 de ellos. Archivo particular

| 2013/08/16 00:00

Un asesino fue delatado por su gato

El ADN del animal utilizado en un proceso criminal se convierte en pieza clave para la medicina forense.

En un hecho sin precedentes en Inglaterra, los ocho pelos de un gato fueron la brújula de las autoridades para dar con el paradero del asesino de David Guy, encontrado en las playas de Portmouth (Southsea) el 3 de Julio de 2012.

El homicida David Hilder, desmembró el cuerpo de Guy, lo envolvió en una cortina y lo metió en una bolsa de basura. El cuerpo de la víctima contenía las huellas del ADN de un felino de Southsea que pertenecía a Hilder.

Este valioso hallazgo fue apoyado por la universidad de Leicester (Londres), donde varios científicos en 1984 crearon el primer archivo genético de gatos, que hasta hoy cuenta con un fichero de 152. De todo el archivo, sólo 23 eran de ese lugar (Southsea).

Para esclarecer el hecho, se utilizaron muestras de sangre tomadas por veterinarios y sólo tres de las obtenidas coincidieron con los pelos de la escena del crimen, lo cual se tomó como prueba para el proceso.

Jon Wetton, director del proyecto y médico legista expresó que: "cualquier persona que tenga un gato sabe que sus pelos se meten absolutamente en todas partes."

Las primeras huellas genéticas fueron descubiertas por Alec Jeffreys y pasaron la prueba en 1988, con el descubrimiento del asesinato de dos estudiantes. En Canadá también utilizaron los pelos de un felino para descubrir el cadáver de una mujer.

«Es la primera vez que el ADN de un gato es utilizado en un proceso criminal en el Reino Unido”, indicó Wetton. “Esperamos publicar esa base de datos para que sea utilizada en las futuras investigaciones criminales”, agregó.

Se abre así un camino poco explorado por los médicos forenses en el mundo, para poder esclarecer crímenes de toda índole y condenar a los autores, como al asesino de David Guy, quien hoy purga una pena de cadena perpetua.

El director del proyecto afirmó: “Esto podría ser una gran oportunidad para medicina legal, ya que los 10 millones de gatos en el Reino Unido marcan sin quererlo con su huella las prendas de vestir y los muebles en más de un cuarto de los hogares”, subrayó Wetton, quien ya creó una base de datos similar para los perros, según AFP.

Ahora se verán a gatas los criminales pagando escondederos para no sólo huirle a la justicia, sino a sus mascotas, o en el peor de los casos, también deberán prescindir de ellas con tal de no dejarse atrapar.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×