Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 11/24/2011 12:00:00 AM

Ver películas de terror revive malos recuerdos y reorganiza el cerebro

Un grupo de investigadores de la Universidad de Nueva York establecieron que el estrés agudo de las escenas violentas altera la forma en que el cerebro funciona y hace que se revivan situaciones de estrés ocurridas en el pasado.

Las situaciones de estrés agudo, como ver una película de terror, llevan al cerebro a rememorar malas experiencias y a reorganizar su modo de funcionamiento, así lo detalló un grupo de investigadores en la revista Science.

El experimento dirigido por Erno Hermans, de la Universidad de Nueva York, muestra cómo el cerebro se reorganiza en una situación de estrés, como ver escenas violentas, lo que hace que se revivan situaciones de estrés ocurridas en el pasado.

"El estrés agudo altera la forma en que nuestro cerebro funciona. Este cambio de estado cerebral se puede entender como una redistribución estratégica de los recursos que son vitales cuando la supervivencia está en juego", explica el estudio.

Cuando el cerebro se altera, nuestros sentidos se agudizan y el temor crea un estado de alerta que fortalece los recuerdos de las experiencias estresantes, aunque perjudica nuestra capacidad de análisis.

Este tipo de estudio realizado con anterioridad sobre animales expuestos a estrés agudo marcó unas pautas sobre las reacciones neuroquímicas, pues se liberan varias hormonas y neurotransmisores que son capaces de alterar algunas propiedades celulares a gran escala en poblaciones neuronales en el cerebro.

La activación del eje hipotálamo-hipófisis-suprarrenal (HPA), lo que resulta en aumento de la liberación sistémica de los corticosteroides, es el sello distintivo de la respuesta a la tensión.

Sin embargo, el equipo de Hermans concluyó que el bloqueo del cortisol no influyó en la reorganización de la red celebral.

"Hemos mostrado que la actividad neuromoduladora noradrenérgica en la primera fase de respuesta a la tensión provoca una reorganización de recursos neuronales. Éstos establecen una red que contiene zonas involucradas en la reorientación de la atención, el aumento de la alerta perceptiva y el control automático neuroendocrino", añade.

Los científicos expusieron a los participantes a materiales cinematográficos muy aversivos y a otros corrientes para comparar las reacciones cerebrales mediante resonancia y análisis de los compuestos salivales en cada una de las situaciones.

Otra de las conclusiones del estudio es que las situaciones de estrés agudo hacen difícil deliberar lentamente, mientras que se activan en el cerebro las regiones implicadas en la atención y la alerta, así como el sistema neuroendocrino.

El experimento fue realizado a 80 voluntarios.
 
EFE
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.