Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 12/4/2010 12:00:00 AM

¡Viven!

El descubrimiento de una bacteria que ha sobrevivido un año en arsénico cambió los paradigmas de la existencia y abre la posibilidad de que haya otras formas de vida en el universo.

El jueves en la mañana, la expectativa por una noticia que la Nasa divulgaría esa tarde llevó a muchos a especular que se trataba, por fin, de evidencia de vida extraterrestre. Por eso, cuando el organismo dio a conocer en una rueda de prensa que se trataba del descubrimiento de una bacteria terrícola que podía vivir en arsénico, muchos se desilusionaron. Sin embargo, el hallazgo es de una trascendencia enorme, pues, según él, el concepto de vida sería más flexible de lo que se había asumido.

Se trata del resultado de un estudio publicado en la revista Science, hecho en laboratorio por Felisa Wolfe-Simon, una científica de la Nasa. Ella tomó una muestra de barro con bacterias del lago Mono, en California, y lo puso a cultivar en un ambiente en el que poco a poco le fue disminuyendo la cantidad de fósforo hasta colmarlo de arsénico. Al cabo de un año, las bacterias lograron adaptarse al cambio y sobrevivieron. Además de eso, por primera vez se constató que las bacterias lograron incorporar en su ADN el arsénico a cambio del fósforo, para poder extraer de allí energía para subsistir. "Crecen mejor con fósforo, pero les va bien con el arsénico", dijeron los autores del trabajo.

Como se sabe, el arsénico es un tóxico en el que nadie sospecharía que un ser vivo pudiera sobrevivir. Hasta el momento se creía que solo seis elementos eran los pilares de la vida en la Tierra: oxígeno, hidrógeno, carbono, nitrógeno, fósforo y azufre.Pero gracias al trabajo se plantea que podría existir vida en otros medios que hasta ahora eran considerados inhóspitos. "Se rompió el paradigma clásico de que solo estos ingredientes son la receta de la vida", dijo a SEMANA Jorge Bueno, biólogo y director del Instituto de Astrobiología de la Universidad Nacional.

Según Bueno, este no es el primer caso. En la última década se han encontrado bacterias que viven en condiciones extremas de frío o de calor, sin oxígeno o sin agua, lo que ya había abierto la posibilidad de que existieran otras formas de vida diferentes a las conocidas. Pero este sería el primer indicio de que un microorganismo toma un elemento químico externo y lo utiliza como fuente de energía para vivir. Así las cosas, podría existir una "biosfera paralela", que había estado a la sombra porque el ser humano no la concebía ni la buscaba. También demostraría que la vida en la Tierra no es un accidente químico y no es exclusiva en el universo, sino que los organismos se pueden adaptar. "La vida se abre paso", dice Bueno.

El hallazgo tiene un impacto directo en la exploración de vida extraterrestre, pues amplía los criterios de búsqueda. En 1976, las sondas Vikingo que viajaron a Marte fueron diseñadas para buscar la vida tal y como la conoce el ser humano. Pero a la luz de los estudios de hoy, "se podría construir un robot marciano para que busque ya no los seis elementos, sino vida en arsénico o metano", señala Bueno. Pero aun sin muestras es posible extrapolar el hallazgo en la Tierra y especular que podría haber vida en Titán, la luna de Saturno, "con condiciones similares de arsénico a las del experimento", señala el experto. El hallazgo también enriquecería la hipótesis de que la vida emergió en la Tierra por la panspermia, es decir, mediante bacterias llegadas en los meteoritos bajo condiciones extremas.

Por lo pronto, la búsqueda de nuevas formas de vida continúa, pero en este planeta. Una de las grandes incógnitas es confirmar si los microorganismos pueden sustituir sílice por carbón. Los científicos ya saben dónde buscar. Uno de esos lugares será Colombia. Gracias a la vinculación del Instituto de Astrobiología a la Nasa, en enero un grupo de expertos vendrá a buscar este tipo de microorganismos en lugares extremos, como las lagunas salinas de La Guajira, las nieves perpetuas de los nevados, la Cueva de los Guácharos, entre otros.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1842

PORTADA

La voltereta de la Corte con el proceso de Andrade

Los tres delitos por los cuales la Corte Suprema procesaba al senador se esfumaron con la llegada del abogado Gustavo Moreno, hoy ‘ad portas’ de ser extraditado. SEMANA revela la historia secreta de ese reversazo.