Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 7/17/1989 12:00:00 AM

TODO A SU TIEMPO

Millones de personas en el mundo luchan diariamente contra su reloj biológico, con serias consecuencias para su salud.

TODO A SU TIEMPO, Sección Salud, edición 372, Jul 17 1989 TODO A SU TIEMPO
"Dime qué hora es y te diré como te sientes", dicen hoy los estudiosos de la cronobiología, esa ciencia que analiza el reloj biológico del ser humano. Pero lo que no sabían es que este reloj está sincronizado con el Sol. Según las últimas investigaciones, las funciones del organismo siguen un ritmo con el ciclo de luz y oscuridad causado por la salida y puesta del Sol, y por ello todo lo que altere este ciclo natural altera seriamente su funcionamiento. El asunto, que hace unos años no pasaba de ser simplemente curioso, ha empezado a preocupar a los científicos al comprobar que cada vez más la vida actual impone horarios más alrevesados. Millones de personas luchan constantemente contra su reloj biológico, con serias consecuencias para su salud.

La prueba más reciente de esta sincronización se obtuvo a raíz de un experimento que buscaba analizar de qué manera el estres que produce el estar aislado afecta a los astronautas. Para ello una joven voluntaria de 27 años, Estefanía Follini, se sometió a vivir durante más de cuatro meses en una cueva, en la localidad de Carlsbad, en Nuevo México. Estefanía se interno el 13 de enero pasado en un comodo laboratorio-casa, seis metros bajo tierra, donde permaneció sin ver el Sol y sin poder medir el tiempo.
Luego de 130 días de aislamiento salió de su encierro, la semana pasada, calculando que habían pasado sólo dos meses y se encontraba a mediados de marzo. Durante su estadía bajo tierra perdió la noción del tiempo y sus ciclos de vigilia y su sueño se prolongaron en forma exagerada. Los días se fueron alargando cada vez más, de 25 hasta 48 horas; llegó a dormir durante 24 horas seguidas y dedicarse a alguna actividad por 30 horas continuas. Así mismo, comió con menos frecuencia de lo normal, adelgazo 8 kilos y su menstruación se interrumpio. En una palabra, su reloj biológico se enloqueció.

Este experimento volvió a poner sobre el tapete el tema de la cronobiología. Según los científicos muchas funciones del ser humano, desde aquellas biológicas y básicas como la presión arterial o la temperatura corporal, hasta las psicológicas como la agudeza mental o el estado de ánimo, dependen de estos patrones naturales. El control de los ciclos díarios está a cargo de miles de células nerviosas localizadas en el hipotálamo. Y aunque algunos procesos biológicos del organismo tienen lugar dependiendo de la temperatura corporal, la mayoría son controlados en forma sincronizada con la secuencia noche y día. En el experimento de Nuevo México se mantuvo una temperatura constante, mientras la única iluminación con que contaba Estefanía Follini era artificial. Esto con el propósito de dejar al organismo libre de estos factores de influencia para observar sus reacciones.

Si bien es cierto que las condiciones de vida del experimento eran extremas, los científicos aseguran que el reloj biológico puede ser afectado por las exigencias de la vida diaria: viajar de un hemisferio a otro, trabajar más de 12 horas continuas o tener turnos de actividad irregulares, unas veces de día y otras de noche, e incluso dormir mucho, pueden afectar no solo los procesos biológicos sino mentales. Es así que muchas compañías recomiendan a sus funcionarios no realizar negociaciones antes de recuperarse del llamado jef-lag, una especie de soroche mental que es causado por el cambio de horarios después de un largo viaje. Pero los efectos de este descuadre pueden ir mucho más lejos.

Los investigadores que han analizado tragedias como la de Chernobyl o la del Challenger, han encontrado que en ambas ocasiones en el equipo de trabajo había personas que llevaban varios días sin dormir. Aseguran los especialistas que la mayoría de los accidentes fatales ocurren en las horas de la madrugada, entre las 2 y 4, cuando las personas que han tenido que trabajar durante la noche tienen que luchar contra su reloj biológico. En caso de una emergencia, que exige mayor agudeza mental, no reaccionan adecuadamente porque a esa hora del ciclo es casi imposible que la mente pueda procesar nueva información.

El ritmo corporal más obvio es sin duda el del sueño. Sin embargo, existen otros más complejos. Según los especialistas la química del cuerpo cambia constantemente durante las 24 horas y puede decirse que se es una persona diferente a las 12 del día y a las 12 de la noche. Esto tiene importantes implicaciones en la medicina ya que los diagnósticos que se basan en exámenes pueden ser mal interpretados si los médicos no tienen en cuenta el ritmo biológico del paciente. Muchos, por ejemplo, consideran que los pacientes pueden reaccionar más fuerte a los exámenes alérgicos si estos se practican en las horas de la noche; así mismo algunos especialistas recomiendan no realizar intervenciones quirúrgicas a las mujeres durante la menstruación porque las hormonas producidas durante el periodo pueden tener un efecto negativo sobre el sistema inmunológico.

Pero quizás la más importante de las aplicaciones de la cronobiología sea el hecho de que los médicos están empezando a tener en cuenta el reloj biológico del paciente al formular las medicinas. Los dolores reumáticos, por ejemplo, son mucho más agudos en la mañana cuando las drogas antiinflamatorias no hacen mayor efecto; por eso, advierten que la droga se debe tomar durante la noche para que alivie el dolor en la mañana. Algunos expertos creen también que los tratamientos contra el cáncer pueden ser muchísimo más efectivos si se tiene en cuenta el ritmo biológico que se sucede diariamente en el sistema inmunológico. Al parecer, lo que los científicos pretenden lograr es que el ser humano pueda "cuadrar" el reloj biológico según sus propias necesidades y no siga siendo una víctima de su "descuadre"--

EDICIÓN 1861

PORTADA

Prieto en la mira

La imputación de cargos al exgerente de la campaña de Santos sorprendió. Pero esta no tiene que ver con el escándalo de Odebrecht ni con la financiación de las campañas. ¿Por qué?

Les informamos a todos nuestros lectores que el contenido de nuestra revista impresa en nuestro sitio web será exclusivo para suscriptores.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en SEMANA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com