Lunes, 20 de octubre de 2014

| 1988/06/20 00:00

EL BOTON DE LA MEMORIA

Descubren molécula clave para aprender y recordar.

EL BOTON DE LA MEMORIA

Hace unos 10 años, mientras se recuperaba de una operación de by pass, un pensionado californiano sufrió una repentina pérdida de sangre de su cerebro. A pesar de que sobrevivió al incidente con la mayoría de sus facultades intactas, el paciente perdió su capacidad para guardar información en su memoria. Al morir en 1983, había vivido una "laguna" de recuerdos de más de cinco años, lo que despertó el interés de un grupo de investigadores del Centro Médico de Jubilados y del Salk Institute de La Jolla, California, que fueron autorizados a examinar el cerebro de la víctima. Descubrieron que su amnesia no había sido causada por un daño masivo o incluso moderado del cerebro, sino por una pequeña e indeterminada lesión en el hipocampo, una parte del lóbulo temporal que se cree tiene que ver con el almacenamiento de la memoria. Aún más: las células que se dañaron, según se sabe hoy, son ricas en una extraña molécula llamada "receptor NMDA", nombre que se deriva del químico (Nmethyl, D-aspartato), que se utiliza para detectarla.
Desde 1986, los científicos han venido acumulando evidencia de que ese receptor es un componente clave para la creación de los circuitos que integran la memoria, ya que desencadena la reacción bioquímica que conduce a la codificación de memorias en el cerebro. Parece ser el guardián que permite que el calcio fluya dentro de las células cerebrales que se cree constituyen la memoria. En palabras del doctor Carl W. Cotman, neurobiólogo de California que viene trabajando en el asunto del receptor, "es un hermoso y pequeño interruptor".
Se cree que este receptor no sólo está involucrado en la formación de la memoria, sino también en la creación de los nuevos circuitos en la mente de un bebé. Pero los receptores NMDA pueden, paradójicamente, accionarse también como mecanismos de autodestrucción. Cuando son sobrestimulados por la intensa actividad eléctrica originada en un ataque de epilepsia o en la pérdida de sangre del cerebro, aparentemente los receptores liberan enzimas que se comen las neuronas. Algunas compañías farmacéuticas están investigando drogas que bloqueen temporalmente los receptores, con la esperanza de que puedan ser usadas para prevenir daños cerebrales cuando se presenten estas situaciones.
Pero para entender realmente la importancia de estos receptores, es útil explicar el funcionamiento de las neuronas y lo que hasta ahora se sabe de la memoria. Al igual que las demás células del cuerpo, las cerebrales o neuronas se comunican intercambiando moléculas. El axon o terminal transmisor de una neurona, suelta moléculas neurotransmisoras en un proceso microscópico llamado sinapsis. En la orilla opuesta, moléculas receptoras en la neurona que debe recibir el "mensaje", responden al transmisor abriendo canales que liberan iones de sodio y potasio dentro de la célula. Si se acumulan suficientes iones de esta carga positiva, otros canales sensibles al voltaje, se abren. Más iones fluyen dentro de la neurona, encendiéndola y haciendo que ésta envie sus propias señales a la siguiente célula en la cadena. Los científicos creen que el cerebro almacena memorias ligando neuronas que forman nuevos circuitos. Para hacerlo, se deben fortalecer las conexiones sinápticas: la neurona que envía debe emitir más neurotransmisores o la que recibe debe hacerse más sensible a la sustancia enviada.
A principios de la década pasada los científicos hallaron evidencia de que podían aumentar el volumenn sináptico estimulando los conductos neurales del hipocampo con choques eléctricos de alta frecuencia. Gracias a éstos, los circuitos podían responder más vigorosamente a impulsos eléctricos. Y esto es precisamente, según piensan algunos especialistas, lo que ocurre cuando la memoria es registrada o grabada. A principios de los ochenta, los investigadores establecieron que la reacción química que causaba este efecto, llamada, Memoria a Largo Término o MLT, era accionada por el calcio. Y es en este punto en el que el receptor NMDA aparece. Mientras los demás receptores de la neurona liberan iones de sodio y potasio dentro de la célula, el receptor NMDA libera a su vez iones de calcio. Desde 1983, numerosos experimentos han aportado información para confirmar esto. Los investigadores han encontrado también que el receptor NMDA puede ser clave durante la gestación y en la primera infancia, cuando la red de circuitos cerebrales comienza a formarse.
Lo interesante es que los recientes descubrimientos sobre el receptor NMDA, en vez de revolucionar los estudios en este campo, han venido a confirmar lo que científicos como el español Santiago Ramón y Cajal en 1893 y el canadiense Donald Hebb en 1949, plantearon en el plano meramente teórico sobre la memoria y el aprendizaje. En pocas palabras, lo que ellos dijeron era que el cerebro aprendía estableciendo conexiones entre las neuronas, creando circuitos que se identificaban con determinada información recibida y almacenada en el cerebro.
El ejemplo expuesto recientemente por el profesor Bruce McNaughton, de la Universidad de Colorado (ver gráfico), ilustra claramente cómo se produce la recepción de la información, cómo se suman los distintos datos y forman un nuevo circuito. Por ejemplo: hay una señal que representa el sabor de una manzana y otra que representa su color. Utilizando la MLT, el cerebro puede ligarlas, formar un nuevo nódulo y asociar una nueva cadena de memorias.
En fin, el receptor NMDA se ha convertido hoy en una especie de vedette que atrae la atención de los investigadores. Se están estudiando asuntos tan complejos como la frecuencia y velocidad con que actúa, qué sustancias pueden bloquearlo y lo que todos estos descubrimientos pueden implicar en el tratamiento de múltiples enfermedades. Se está avanzando mucho más rápido de lo que se creía. Y esto no deja de asustar a algunos. Al fin y al cabo, explicar el aprendizaje y la memoria por procesos meramente bioquímicos desafía más de una sagrada creencia.




¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×