Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 3/25/1991 12:00:00 AM

UTERO PREVENIDO

Un nuevo test para detectar el cancer del útero, elimina el alto riesgo de diagnósticos equivocados que los laboratorios arrojan hoy en día.

Una de las enfermedades que cobra mayores víctimas dentro del mundo femenino es el cáncer del útero o cáncer cervical. Este mal consiste en la aparician de un tumor maligno en la vagina que en su estado avanzado produce fuertes hemorragias. Pero si bien es el único cáncer 100 por ciento curable con un diagnostico temprano, el hecho de que cubre un amplio rango -mujeres de 20 a 60 años lo convierte en una de las enfermedades más temidas.
En Colombia el cáncer cervical es actualmente la mayor causa de muerte dentro del sexo femenino. Por esa razón los exámenes preventivos la citología vaginal que se práctica en el consultorio del ginecólogo de cabecera espande cada día en los laboratorios del mundo. Y aunque los médicos aseguran que con un examen cada tres años en una persona sana se cubren los riesgos, la mayoría de éstas prefieren curarse en salud y hacerse hasta dos exámenes anuales.
Pero las mujeres que piensan que con el sólo hecho de haberse practicado el examen están exentas de tener o desarrollar este tipo de cáncer, quizás no saben que el mayor riesgo se presenta en el alto índice de diagnósticos negativos equivocados. En Estados Unidos, por ejemplo, que cuenta con una superioridad técnica en esta rama científica, el margen de error es superior al 30 por ciento total de exámenes practicados.
Por lo tanto, el mayor problema del cáncer del útero radica no tanto en sus efectos, como en la confiabilidad de los exámenes que se practican a diario. En la actualidad la muestra es analizada con la ayuda de un microscopio, por un técnico que debe detectar las células que presenten irregularidades en su forma y tamaño. Pero, según un especialista consultado por SEMANA, el riesgo de un diagnóstico equivocado se eleva al 50 por ciento cuando la muestra es estudiada por un solo especialista. El cambio físico en la célula afectada, no es tan drástico como para ser detectado fácilmente. Encontrar este tipo de células anormales, dijo el especialista, es como buscar una aguja en un pajar. Por eso, un laboratorista que debe analizar cientos de muestras diarias puede con mucha regularidad incurrir en un error de interpretación.
Para contrarrestar esta situación, los científicos de todo el mundo llevan años tratando de desarrollar un test que disminuya el margen de error. Recientemente se dio a conocer en los Estados Unidos un nuevo sistema, el Scary 4, que puede analizar desde una docena hasta 100 mil o más células, en una mujer afectada por la enfermedad. La diferencia con el sistema actual no radica solamente en que es computarizado, sino que garantiza que cada muestra es analizada dos veces .
Durante el primer análisis, se identifican aquellas células que tienen una geometría anormal, y se marcan con un punto en la pantalla del computador. En la segunda mirada a las células ya marcadas, el computador escudriña en busca de células superpuestas que hayan sido pasadas por alto en la primera revisión. El computador escoge las 4 células más afectadas -de ahí el nombre del sistema y las somete a mayores y más profundos estudios. De esta manera, la posibilidad de equivocar un diagnóstico se reduce a un uno por ciento.
Así, con un diagnóstico temprano, la solución a la aparición de células precancerosas se reduce a una cirugía ambulatoria de media hora. Cuando la enfermedad ha llegado a un estado avanzado, el único recurso que queda es la radioterapia externa e interna que se toma entre dos y tres meses en erradicar la enfermedad. Aquí, el Instituto Colombiano de Cancerología cuenta con un novedoso aparato -el Celectrón que brinda tratamientos de radioterapia ambulatoria. Este sistema disminuye las jornadas de radiación, que normalmente son de cinco a seis días, a 10 minutos por sesión.
Aunque el Scary 4 todavía no está al servicio del público y se encuentra en período de experimentación, los médicos especialistas en la materia ven en él una esperanza para hacer de los exámenes preventivos un test verdaderamente efectivo y confiable en el control del cáncer cervical.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1844

PORTADA

Francisco superstar

La esperada visita del papa a Colombia tiene tres dimensiones: una religiosa, una política y otra social. ¿Qué puede esperarse de la peregrinación del sumo pontífice?