redes sociales

Lo último: Elon Musk es el dueño de Twitter, la adquirió por 44.000 millones de dólares

El empresario estadounidense se convierte en el nuevo dueño de la plataforma de redes sociales.


El consejo de administración de Twitter decidió finalmente aceptar la oferta inicial de compra de la compañía presentada por Elon Musk por un total de 44.000 millones de dólares (40.495 millones de euros), según informó este lunes la empresa en un comunicado de prensa.

“El consejo de Twitter llevó a cabo un proceso amplio y pormenorizado para valorar la propuesta de Elon con un foco deliberado en el valor, la certidumbre y la financiación. La transacción propuesta logrará una prima en efecto sustancial y creemos que es el mejor camino para los accionistas de Twitter”, subrayó el presidente independiente del consejo, Bret Taylor.

La operación había sido adelantada este lunes por varios medios estadounidenses, que indicaban que el anuncio final se publicaría a lo largo del día. La transacción está sujeta a que los accionistas de Twitter den su visto bueno en una votación que se llevará a cabo en la junta de accionistas. El consejo espera que la operación culmine en 2022.

De acuerdo con los términos de la oferta, Elon Musk abonará 54,2 dólares en efectivo a cada accionista de Twitter por cada uno de sus títulos. Esto supone una prima del 54 % con respecto al 28 de enero, cuando Musk comenzó a comprar acciones de Twitter, así como del 38 % con respecto al 1.° de abril, cuando reveló su posición en la compañía.

“La libertad de expresión es la base de una democracia funcional y Twitter es la plaza del pueblo digital donde los asuntos importantes para el futuro de la humanidad son debatidos”, indicó Musk.

El empresario, dueño de Tesla y SpaceX, agregó que quiere hacer que la red social sea “mejor que nunca”, mejorando el producto, haciendo que los algoritmos sean de código abierto, acabando con los bots de spam y verificando a todos los usuarios humanos.

No hay condiciones financieras a cumplir para el cierre de la transacción. Musk se ha asegurado la financiación mediante deuda y un préstamo de margen por valor de 25.500 millones de dólares (23.796 millones de euros). Asimismo, aporta a la operación un compromiso de capital de 21.000 millones (19.597 millones de euros).

A comienzos de abril, Musk se convirtió en el mayor accionista de la empresa al comprar las acciones. Luego, Twitter le planteó a Musk unirse a su junta directiva, pero él rechazó la oferta. En Wall Street, la acción de Twitter reaccionó poco al documento presentado por Musk y subió un marginal 0,39 % hasta los 46,85 dólares al inicio de la sesión del jueves 21 de abril.

El pasado 14 de abril, el propio Elon Musk, un empresario estadounidense famoso y quien acumula más de 83 millones de seguidores en Twitter, anunció que quería comprar la empresa para hacer de esta “un lugar más acorde con su concepción de la libertad de expresión”. En ese momento no dijo cuánto exactamente estaba dispuesto a pagar, y se generó una fuerte polémica.

Ese día Musk respondió un trino de Cameron Winklevoss, inversor estadounidense en criptomonedas y bitcóin, en el que se refería a la venta de la red social. “Twitter está considerando una píldora venenosa para frustrar la oferta de @elonmusk . Prefieren inmolarse que renunciar a sus programas de censura. Esto muestra cuán profundamente comprometidos están con el control orwelliano de las narrativas y el discurso global. Aterrador”, trinó Winklevoss.

Frente a esto, Musk fue contundente y respondió a la publicación: “Si la junta actual de Twitter toma medidas contrarias a los intereses de los accionistas, estaría incumpliendo su deber fiduciario. La responsabilidad que asumirían sería de una escala titánica”.

Este 25 de abril, tras la aceptación de la propuesta por el consejo directivo de Twitter, el magnate multimillonario escribió en su perfil de Twitter: “Espero que hasta mis peores críticos permanezcan en Twitter, porque eso es lo que significa la libertad de expresión”.