comercio

Negocios y visas: lo que deben saber los colombianos con el gobierno de Biden

La llegada del presidente 46.° de Estados Unidos marcará la relación bilateral entre ese país y Colombia, se esperan cambios en las dinámicas comerciales.


El pasado 20 de enero se posesionó el demócrata Joe Biden como el nuevo presidente de los Estados Unidos, junto a su vicepresidenta Kamala Harris. Con la llegada de esta administración a la Casa Blanca se prevén grandes oportunidades para Colombia.

Biden reconoce a Colombia como un aliado clave en América Latina, región que visitó 16 veces como vicepresidente durante el gobierno de Barack Obama, lo cual representa una ventaja significativa para el país. Durante su campaña, Biden prometió “tratar a los países de Latinoamérica como iguales” para enfrentar la pandemia, la corrupción y el cambio climática, puntos clave de su agenda política.

El presidente electo mantiene una visión optimista frente a la relación binacional entre Colombia y Estados Unidos, vínculo que se ha fortalecido desde los años noventa, gracias al trabajo coordinado para hacer frente a temas sensibles y de interés regional como la lucha anti-drogas y la migración legal de cientos de latinoamericanos a Estados Unidos.  

Por eso es vital para el gobierno de Biden fortalecer esta relación, con miras a mejorar la política exterior durante su administración, siendo Colombia un aliado estratégico de Estados Unidos en América Latina y el Caribe.

Con respecto a este tema, el abogado y director para Colombia de Latam en USA, Edgar Pulido, afirma que “gracias a estas favorables relaciones que muestra Biden, es un tiempo seguro y apropiado para crear empresa en EE. UU., ya que bajo las políticas del gobierno Biden, empresarios colombianos que inviertan en constituir nuevas empresas o filiales cuentan con beneficios económicos y arancelarios según los tratados de libre comercio”.

Así lo reafirman cifras de la Cámara de Comercio Colombo Americana (Amcham), para quienes Estados Unidos sigue siendo el principal socio comercial de Colombia, pues “se observa que indudablemente EE. UU. ha representado aproximadamente un tercio tanto de la demanda externa de las exportaciones, como del consumo interno de las importaciones”.

“En el año 2018, el 25,5% de las ventas externas de Colombia tuvieron como destino Estados Unidos, en 2019 la cifra ascendió´ a 29,2%. La proporción de exportaciones hacia la Unión Americana ha permanecido relativamente estable. El año pasado, de enero a octubre de 2020 la cifra se mantuvo en un 28,7%, demostrando así un punto a favor de relaciones Colombia Estados Unidos”, destaca Amcham.

En diversas ocasiones Estados Unidos ha demostrado su interés por fomentar la inversión y el comercio en la región, mediante diversos tratados de “Cooperación, Navegación y Comercio” y múltiples acuerdos bilaterales suscritos con el propósito de promover la inversión, así como ha hecho esfuerzos por el desarrollo de la paz y las buenas relaciones con países aliados. Por esta razón, actualmente las visas de comercio E-1 gozan de gran aceptación y fomentan las relaciones comerciales.

De acuerdo con Edgar Pulido, “con el covid-19 y ahora la elección del nuevo presidente, muchos colombianos muestran cada vez más interés en el país norteamericano, por seguridad, protección ante la pandemia en la parte económica, adquisición de activos y también por la diversificación de portafolios y la mitigación de la devaluación del peso frente al dólar y la seguridad jurídica".

Las visas tipo E-1, o clasificación de No Inmigrante de la Visa de Comercio Exterior, es una opción para que los nacionales de un país tratado, es decir que tenga relaciones comerciales con Estados Unidos, sean admitidos en territorio estadounidense con el fin de participar en el comercio internacional a nombre suyo. Esta participación puede ser mediante el intercambio internacional de mercancías, bienes, servicios, dinero, tecnología, transporte y turismo, entre otros.

El solicitante de la visa tipo E-1 puede pedir que el beneficio cobije a su cónyuge e hijos solteros menores de 21 años. De ser aprobado, los familiares del solicitante podrán estar en territorio estadounidense por el mismo periodo que el comerciante.

La visa tipo E-1 no impone restricciones para entrar y salir de Estados Unidos, puede viajar cuantas veces sea necesario durante la vigencia de la visa. Asimismo, el Servicio de Ciudadanía e Inmigración de Estados Unidos no establece ningún límite de tiempo a su estadía en el exterior.

“La elección y ahora investidura de Biden, traerá más estabilidad en las relaciones comerciales, que con el gobierno Trump estuvieron alteradas, especialmente con China lo que reflejaba un dólar menos fortalecido, lo cual puede hacer que Colombia en el corto plazo se pueda beneficiar del impulso de la economía americana que se proyecta con un plan de infraestructura que puede llegar a los US$3 billones”, concluye Pulido.