UN CARRO DE REPUESTO


En su edicion #898, en la seccion de Economía ('Colombia toca fondo'), se insiste por
parte del ministro Juan Camilo Restrepo, en que los recursos del Fondo Monetario serán como una llanta de
repuesto para la economía nacional. Lo que no se han puesto a pensar nuestros eficientes gobernantes es
que de continuar los niveles abrumadores de corrupción, la famosa llanta de repuesto (3.000 millones de
dólares) seguramente terminará en buena parte en los bolsillos de tanto pícaro que existe en la
administración pública. Como es de todos conocido que contra la corrupción no se ha podido hacer mayor
cosa y la situación económica del país va de mal en peor, al doctor Juan Camilo y sus asesores les va a
tocar alistar no una simple llanta de repuesto sino un motor de repuesto o, aún mejor, un carro de repuesto,
pues el vehículo en que vamos a duras penas camina empujadito.A pesar de las malas noticias que
continuamente les toca presentar, SEMANA se mantiene siempre en un excelente nivel. Felicitaciones.
Jaime Hurtado Langer Cali (Vía Internet)